El mentoring es una técnica de la que te puedes beneficiar para adquirir todos los conocimientos y la seguridad que necesitas para que todo fluya en tu empresa. Trabajar con tranquilidad y sin estrés, es una de las premisas para gozar de buena salud laboral y, el mentoring, puede ayudarte a conseguirlo.

Pero, ¿qué es el mentoring? Se trata de una práctica en la que intervienen dos personas: el mentorizado (persona que necesita de la ayuda de alguien para desarrollar todo sus potencial y emprender cualquier tarea con éxito) y el mentor (persona que pone todos sus conocimientos al servicio del mentorizado, para ayudarle a que consiga sus objetivos).

El mentor cuenta con la experiencia y los conocimientos necesarios para convertirse en el maestro perfecto. No solo transmitirá sus conocimientos académicos y su experiencia, sino que deberá implicarse a nivel humano y personal con el mentorizado. El mentor será su modelo a imitar, el que sepa motivarle y sacar lo mejor de sí mismo, el que le aconsejará y le retará para ponerle a prueba. El mentor logrará que la productividad personal del mentorizado sea plena.

Durante el proceso del mentoring, se dan varias fases entre mentor y mentorizado:

  • Consolidación de la relación entre los implicados: mentor y mentorizado deben tener una compenetración total para poder trabajar juntos en sus objetivos. La confianza debe ser mutua y ambos deben fijar objetivos y comprometerse por igual con el proceso que van a emprender juntos.
  • Empatía e interés: es importante que exista una comunicación fluida y sin obstáculos entre mentor y mentorizado durante el proceso en el que se ponga en práctica la técnica del mentoring. La empatía entre ambos interlocutores es fundamental. Las reuniones entre ambos deben ser constantes.
  • Motivación y constancia: el mentor debe lograr motivar al mentorizado para que alcance los objetivos fijados. Este último no debe dudar en solicitar la ayuda del mentor siempre que lo necesite. La importancia de estar motivado en un trabajo es muy alta para no flaquear en nuestros retos. La constancia durante el proceso es importante para que el mentoring dé sus frutos.
  • Autonomía: el mentor debe saber detectar cuándo el mentorizado es capaz de continuar él solo con sus objetivos y no requerir más los servicios del mentor.

Si sientes que tu trabajo es una fuente de estrés, quizás puedas quitarte preocupaciones asegurando tu salud con los Seguros de Salud de El Corte Inglés Seguros.