Un estudio de la Universidad de Virginia es el responsable de que ya existan empresas en España que permiten el denominado pets@work, que consiste en que sus empleados pueden convivir con las mascotas en la oficina.

Cuidar de una mascota es una preocupación constante para el dueño de cualquier animal. El trabajo nos priva de gran parte del tiempo y son muchas las personas que se preocupan por tener que dejar sola a su mascota hasta que ellas puedan llegar a casa.

Poder acudir a la oficina con la mascota es el sueño de millones de personas amantes de los animales y que conviven con alguno de ellos en su hogar.

Tener preocupaciones ajenas a la actividad laboral, mientras trabajamos, afecta a nuestro rendimiento y a nuestra salud mental. Las preocupaciones generan estrés y hacen que disminuya nuestra productividad.

La convivencia con mascotas en la oficina, el pets@work, genera sensaciones muy positivas en el entorno laboral. Es una manera de prestar atención a los animales que de otra forma faltaría, y por otro lado, no sólo elimina estrés y fomenta el buen ánimo en el dueño del animal, sino que también ocurre con el resto de empleados.

La presencia de animales, amigables y bellos, genera simpatía en todos, aunque aquellos no sean de su propiedad. Así lo creen en la Universidad de Virginia y así de rápido lo han sabido captar algunos directivos de empresas, los cuales, convencidos de que esta iniciativa mejora la productividad de sus empleados, no han tardado en implantarla.

Además, la presencia de mascotas en la oficina u otro tipo de entorno laboral, puede ayudar a aliviar posibles tensiones existentes entre compañeros. En las oficinas pasamos muchas horas y se produce una auténtica convivencia entre personas de distinto carácter y manera de ser. Es habitual que surjan roces. La simple presencia de una mascota, como por ejemplo un perro en la oficina, puede generar una comunicación distinta entre las personas, más distendida y natural.

Por último, permitir la convivencia con mascotas en la oficina, es completamente beneficioso para nuestro animal de compañía. Ellos sufren nuestras ausencias prolongadas. Para un animal, poder estar junto a su dueño es un regalo que recibirá con total felicidad. El pets@work permite cuidar a nuestro animal y proteger a nuestras mascotas de su resignada soledad cuando salimos por la puerta de casa para ir al trabajo.

¿Te apetece un pets@work en tu oficina?