Por razones económicas, muchas veces nos vemos obligados a comprar productos y objetos en tiendas de segunda mano. Como todos sabemos, las cosas usadas pero cuidadas pueden estar en perfecto estado y no notarse que ha pertenecido a un dueño anterior, pero en el caso de las ruedas de un vehículo estamos poniendo en peligro nuestra vida.

Puede resultar exagerado este razonamiento, pero alargar la vida de los neumáticos realmente es muy inseguro. Ya sea porque el dibujo es inferior a los 1,6 milímetros estipulados o porque has notado algún desgaste irregular, no quieres jugar con tu seguridad ni con la de tus ocupantes.

Lo cierto, es que la práctica de optar por neumáticos de segunda mano se ha extendido mucho.

Estas son algunas de las razones por las que no debes utilizar estos neumáticos:

-Cristalización del caucho

Aunque a priori el neumático parezca estar en perfectas condiciones, aunque no se usen los neumáticos se deterioran con el paso del tiempo.

El material del que están hechos, el caucho, pierde flexibilidad, se endurece y esto conlleva pérdida de adherencia aumentando la distancia de frenado.

-Desconocimiento del estado de conservación

Al no conocer la procedencia del neumático, es difícil saber el estado real de conservación. También desconocemos las condiciones en las que han sido almacenados hasta su nueva venta.

-Desgaste irregular

Cada vehículo es diferente, por lo tanto, la forma en la que se desgasta un neumático no es igual de un coche a otro.

Al equipararse en otro coche, ese desgaste irregular puede aumentar la inestabilidad en carretera y reducir el confort de marcha.

-Falsa rentabilidad

El hecho de comprar un neumático de segunda mano no nos hace ahorrar en la mayoría de ocasiones. El motivo es sencillo, si que es verdad que lo adquieres por menos dinero, pero con milímetros desgastados. Te va a durar menos la vida del neumático y al poco tiempo vas a tener que volver a comprar otros.

-Propiedades sin garantizar

En nuestro país no existe ninguna regulación que garantice y asegure la comercialización de neumáticos de segunda mano.