Seguramente cuando te toca limpiar el baño de tu casa se te remueven las tripas y a la hora de limpiar el inodoro no puedes parar de pensar en la cantidad de bacterias y suciedad que puede tener.

O por ejemplo cuando entras en un baño público, muchas veces hasta te da respeto tocar la puerta de nuevo por la suciedad que pueda llegar a tener.

Pues siento deciros que hay objetos mucho más contaminados y con más cantidad de gérmenes que el mismísimo wc. ¡Te sorprenderán!

  • El teléfono móvil: si lo piensas tiene sentido. El móvil lo tienes todo el día en la mano, mesa, bolso y puede llegar a acumular diez veces más bacterias que la tapa del wc.
  • Estropajo: la esponjita de color amarilla y verde es un nido de gérmenes. Es normal, se usa para limpiar todo el menaje sucio después de ser utilizado. Además, la humedad favorece la creación de microbios.
  • Cepillo de dientes: indudablemente tiene más bacterias que el inodoro. La humedad, el descuido en su aclarado lo convierten en un pozo de gérmenes. Por ello se recomienda cambiarlo cada 25 días, un mes.
  • La almohada: por lo general, piensas que las almohadas al cambiarse la funda no acumulan ácaros ni bacterias, pero te equivocas.
  • Cajeros automáticos: estos dispositivos al estar día y noche en la calle y son tocados por decenas de personas al día. No se limpian lo suficiente.
  • Mesa del trabajo: llega a acumular hasta 400 veces más gérmenes que el inodoro.

¿Lo había pensado alguna vez?