Cómo hacer una maleta pequeña cuando nos disponemos a realizar una escapada de cuatro o cinco días, es algo que puede resultar complicado para mucha gente.

Siempre surgen dudas sobre qué vamos a necesitar más, una vez en nuestro lugar de destino, sobre todo si dudamos sobre el clima que va a hacer.

A continuación te ofrecemos unos cuantos consejos para que salgas de ese atolladero en el que a veces nos encontramos cuando nos preguntamos cómo hacer una maleta pequeña y qué introducir en ella:

  • Lo primero que debes tener claro es qué elementos son los realmente necesarios e imprescindibles. Para ello, debes elaborar una lista en la que debes apuntar aquello de lo que estás seguro de que no vas a poder prescindir: componentes del neceser, ropa interior, cargador del móvil, etc.
  • A continuación, debes seleccionar las prendas de vestir. En este caso, debes descartar desde un principio, la idea de incluir varios modelos de cada tipo de prenda con la idea de elegir una vez allí. A la hora de hacer una maleta pequeña, esto es inviable. Dicha selección la debes realizar antes de viajar.
  • Calcula los días que vas a estar en el lugar de destino y repasa los planes que es posible que surjan allí: un par de cenas en un restaurante, un día de playa, una excursión, un paseo por la ciudad, etc.
  • Elije un modelo de vestimenta para cada plan. En el caso de que debas incluir prendas abultadas como por ejemplo jerseys, sé selectivo e incluye solo un par.
  • Un truco para saber cómo hacer una maleta pequeña y que te quepa todo, consiste en colocar de manera estratégica los objetos. Los zapatos, más pesados que el resto de las prendas, pueden ir extendidos en el fondo, a modo de doble suelo. En su interior puedes introducir calcetines o pequeñas camisetas enrolladas, Piensa que los zapatos son hueco en su interior y que poseen un espacio que puedes aprovechar.
  • Enrollar ciertas prendas como camisetas o pantalones también puede resultar cómodo y práctico para aprovechar mejor el espacio.

Cómo hacer una maleta pequeña es más sencillo de lo que puede parecer en un principio. Tan sólo es cuestión de organización y de meditar bien la selección de las prendas.

Si quieres viajar seguro y disfrutar de tu viaje, ten a mano un buen seguro. Consulta a nuestros expertos.