Hero banner

Ayuda

¿Cuándo es recomendable hacerse un seguro de decesos?

Cuál es la edad a partir de la cual debemos hacernos un seguro de decesos

¿Hay una edad límite?

Un seguro de decesos es aquel que garantiza la cobertura de los gastos funerarios y también ofrece a los familiares o beneficiarios la gestión de los trámites necesarios tras el fallecimiento del asegurado. 

Dicho esto, la función del seguro de decesos no es más que la previsión del fallecimiento y la posibilidad de hacer más fáciles las cosas a nuestros seres queridos cuando ya no estemos. Por este motivo, la incertidumbre ante la muerte se tiene durante toda la vida, no pudiendo prever cuándo ocurrirá, por lo que no hay una edad mínima o máxima para poder estar asegurado en una póliza de seguro de decesos, pero sí una edad adecuada, ya que el riesgo ante el fallecimiento aumenta con las condiciones de salud del asegurado y con el paso de la edad.

Lo lógico es que cuanta menos edad y mejor estado de salud tengas, menos riesgo de fallecimiento tendrás, por lo que en muchos casos los seguros de decesos no se hacen hasta determinada edad. Para saber si es recomendable o no hacerse un seguro y cuándo, podemos ver los dos tipos de seguros de decesos más comunes y a qué edad aproximada deberían contratarse: 

  • Los seguros de decesos de prima natural: son un tipo de seguro en el que, para calcular la prima a pagar, se tiene en cuenta la edad del asegurado y el estado de salud en el que se encuentra (a través de un cuestionario médico). Generalmente tienen un año de vigencia y se renuevan automáticamente, variando la prima si cambian los factores de riesgo (aumentándola por el paso de los años, o disminuyéndola en algunos casos en los que mejora el estado de salud o los hábitos del asegurado). Este tipo de prima tiene el inconveniente de que cuanto más nos acerquemos a una avanzada edad, más se irá encareciendo, siendo en muchos casos prohibitivo para los asegurados, motivo por el que pueden darse de baja.
  • Seguros de decesos con prima nivelada: este tipo de seguro de decesos no tiene en cuenta la edad del asegurado, sino que establece una tasa de riesgo que no variará hasta el fallecimiento del asegurado. Dado que es un seguro de decesos un poco más complejo de entender que el de prima natural, vamos a dedicar un apartado completo para ver sus características principales.

Los seguros de decesos de prima nivelada

Para poder enfocar el seguro de decesos de prima nivelada, debemos compararlo con el de prima natural, entendiendo la desventaja principal del último (que las cuotas a partir de los 75-80 años aumentan mucho), y sabiendo que la prima nivelada surge de la necesidad de ofrecer a los asegurados un precio justo a lo largo de los años, para que cuando lleguen a una avanzada edad, paguen lo mismo de siempre.

¿Qué es la prima nivelada en el seguro de decesos?

La prima nivelada, es la cantidad de dinero que cobrará la aseguradora cada año para garantizar nuestras coberturas ante el fallecimiento. Este tipo de seguro se suscribe con la intención de ir renovándose hasta el fallecimiento del asegurado, ya que se va acumulando la antigüedad que tengamos en él.

Consiste en hacer un baremo entre el riesgo mínimo y máximo del fallecimiento según las condiciones del asegurado en el momento de la contratación, y se fija una tasa que no variará durante el resto de la vida del tomador (excepto por aumentos del capital asegurado o por el incremento del IPC), por lo que cuando se es más joven, se pagará más, y cuando se tenga una edad avanzada, podrá recuperarse ese “dinero de más”, ya que se pagará menos de lo que le correspondería en un seguro de decesos de prima natural a esa edad. Esto hace posible que al llegar a una edad avanzada afrontar los pagos del seguro de decesos no sea una dificultad.

Como podemos ver, consiste en un seguro a largo plazo, ya que la “mejor parte” se obtiene durante los últimos años de vida del asegurado. Esto tiene también su parte menos buena, ya que si queremos cambiar de compañía de seguros en algún momento, perderemos nuestra antigüedad, que no será respetada en la nueva aseguradora, perdiendo así la inversión realizada a lo largo de los años en nuestro seguro de decesos (se suele decir que al contratar este tipo de pólizas permaneceremos siempre en la misma compañía).

¿A partir de qué edad es recomendable hacerse un seguro de decesos?

Esta pregunta tiene fácil respuesta, según el tipo de prima que elijas para tu seguro. 

Tras haber visto las diferencias entre los seguros de decesos de prima natural o prima nivelada, podemos entender que están creados para perfiles diferentes de asegurados. En el caso de los seguros de decesos de prima natural, el perfil que más suele contratarlos son tomadores jóvenes que gozan de un estado de salud acorde a su edad, obteniendo por ello una póliza económica que les garantiza protección ante un fallecimiento inesperado (dado que tienen muy poco riesgo de fallecer en condiciones naturales). La edad de contratación puede ser desde el nacimiento hasta los 50-55 años ya que, durante esa franja temporal, suele compensar.

En el caso de los seguros de decesos de prima nivelada, el perfil cambia, porque se trata o de gente joven que tiene muy claro que quiere hacerse un seguro de este tipo “para siempre”, o de gente a partir de 55-60 años, ya que en ese momento todavía gozan de buena salud (lo que les beneficiará al calcular la tasa de riesgo) y les interesa pagar una cantidad nivelada invariable cada año hasta el fallecimiento, pudiendo así afrontar los pagos en los últimos años de vida sin demasiado esfuerzo económico.

¿Hasta qué edad se puede hacer un seguro de decesos?

Los seguros de decesos, en principio, no tienen edad; se pueden contratar en cualquier momento de la vida, pero tendremos que tener en cuenta que cuanta más edad tengamos al contratarlo, más nos costará, ya que tendremos más riesgo de fallecimiento. 

De manera general, si el tomador es mayor de 65-70 años, las compañías suelen ofrecer un seguro de decesos de prima única, que consiste en realizar un solo pago, y que mantendrá la vigencia de por vida, cubriendo tras el fallecimiento todos los gastos del sepelio y los trámites relacionados.

HABLA CON UN ASESOR

Deja tus datos y te llamaremos para resolver tus dudas y recibir asesoramiento

Tu privacidad es nuestra prioridad

Utilizamos cookies propias y de terceros para fines estrictamente funcionales, permitiendo la navegación en la web, así como para fines analíticos, para mostrarte publicidad en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (p. ej. páginas visitadas) y para optimizar la web. Clica AQUÍ para más información. Puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar cookies” o configurarlas o rechazar su uso clicando en “Configurar cookies”.

Estrictamente necesarias

Estas cookies son necesarias para facilitar la correcta navegación por nuestro sitio web y aseguran que el contenido se carga eficazmente, permitiendo la correcta utilización de las diferentes opciones o servicios que en ella existen. Se incluyen cookies analíticas anónimas y agregadas para hacer recuento del tráfico del sitio y las páginas visitadas. 

Analíticas y optimización

Estas cookies son propias o de terceros que nos permiten optimizar tu experiencia en el sitio web, evaluando su rendimiento y mejorar añadiendo nuevas funcionalidades. 

Publicidad comportamental

Estas cookies son utilizadas para almacenar información del comportamiento de los usuarios obtenida a través de la observación continuada. Gracias a ellas, podemos conocer los hábitos de navegación en el sitio web y mostrar publicidad relacionada con el perfil de navegación del usuario.