Hero banner

Ayuda

¿Qué significa el Seguro de Vida en función del riesgo?

Te informamos sobre el Seguro de Vida en función del riesgo

En este artículo podrás informarte acerca de

¿Qué significa el Seguro de Vida en función del riesgo?

El seguro de vida en función del riesgo tiene como objetivo principal garantizar la protección económica de las personas que el asegurado tiene como beneficiarios, que en la mayoría de los casos son los hijos o cónyuges, aunque también puede ser el propio tomador principal. En caso de que la persona titular de la póliza falleciera o se viera incapacitada por un accidente o una enfermedad, los beneficiarios cobrarían una indemnización económica pactada en el contrato con la aseguradora. ¿Quieres saber qué tipos de seguros de riesgo existen, cómo funcionan y qué garantías ofrecen?

Los seguros de vida riesgo se pueden contratar a favor de beneficiarios o para nosotros mismos. Por este motivo existe una amplia gama de seguros que debes analizar con detalle para saber cuál es el que más te conviene. Es importante que consultes todos los seguros de vida que hay a través de nuestro comparador, y si te quedas con dudas, consultes con uno de nuestros asesores.

En el caso de que quieras proteger a los beneficiarios que tú decidas, estos son los tipos de seguros de vida que existen:

  • Seguro de vida clásico: La aseguradora indemniza a los beneficiarios marcados en el contrato en caso de fallecimiento del asegurado.
  • Seguro de doble capital en caso de accidente: Es un seguro de vida clásico complementado por una cobertura extra que indica que, en caso de que el asegurado muera en un accidente (cualquier accidente), los beneficiarios recibirán el doble de capital que se pactó.
  • Seguro de triple capital en caso de accidente de circulación. Con esta cobertura tan concreta y específica, los beneficiarios recibirán el triple del dinero acordado si el asegurado fallece en la carretera. Estamos hablando de un producto muy recomendado para personas que pasan muchas horas en la carretera.

Si el objetivo es cubrirnos a nosotros mismos, existen los siguientes tipos de seguros:

  • Seguro de dependencia. El capital se recibe si el asegurado, como su propio nombre indica, sufre un accidente que le obliga a ser dependiente de otras personas para sobrevivir en su vida diaria.
  • Seguro de vida con invalidez.  Al margen del fallecimiento, también existe la posibilidad de sufrir un accidente que nos incapacite en vida y que por lo tanto no se pueda volver a trabajar. Los seguros de vida con invalidez cubren este tipo de circunstancias. Es un seguro indicado para personas con familiares a su cargo o para personas que viven solas y que dependen de los ingresos únicamente de su trabajo.
  • Seguro de hipoteca. En este tipo de pólizas, en caso de que el asegurado fallezca, la hipoteca quedaría saldada y sería la compañía aseguradora la que pague el resto de la hipoteca a la entidad bancaria. También existe la posibilidad de disponer de este seguro con otras circunstancias como puede ser una invalidez que no te permita trabajar.
  • Seguro de enfermedades graves. En caso de enfermedad grave, el seguro de vida ayuda económicamente para hacer frente a los pagos diarios. Además, también indemniza a los beneficiarios si el asegurado finalmente fallece.

En función del tiempo que queramos asegurarnos, como norma general las aseguradoras suelen poner un límite de edad para pagar la indemnización que normalmente es alrededor de los 70 años. No obstante, existen también pólizas de vida entera, aunque es una modalidad muy poco frecuente.

 

Otros tipos de seguros de vida: ahorro y mixtos

Por último, vamos a hablar de otros tipos de pólizas de vida que existen:

Con los seguros de vida ahorro el pago de la prima va destinado a un fondo dirigido a conseguir un cierto ahorro. A cambio, la aseguradora ofrece una rentabilidad anual por ese dinero. En caso de fallecimiento del asegurado, el beneficiario recibirá el capital acumulado. En general, son productos que sirven para complementar la pensión cuando llega la jubilación. Estos productos también permiten retirar el dinero antes de la fecha de vencimiento, si se cumplen ciertas condiciones.

El seguro mixto es una mezcla de un seguro de vida ahorro y un seguro de vida riesgo. El asegurador indemniza a los beneficiarios si el asegurado fallece antes de un fecha en concreto, y si esto no ocurre, se entregará la indemnización al propio asegurado.

Las modalidades de seguro mixto son:

  • Seguro mixto simple. Es el más sencillo y ya mencionado anteriormente. Combina un seguro temporal y un seguro de ahorro. Un ejemplo serían los denominados seguros mixtos de prima única.
  • Seguro mixto doble, es un seguro mixto simple al que se suma una vez pasada la fecha pactada, y sin necesidad de pagar nuevas cuotas, el pago de indemnizaciones a los beneficiarios cuando fallezca el asegurado. Se puede decir que el capital asegurado se paga dos veces.
  • Seguro mixto completo. Si el asegurado vive al vencimiento de la póliza de seguro, él también será partícipe de los beneficios de la póliza en un determinado porcentaje sobre el capital asegurado.
  • Seguro mixto revalorizable.  En este caso,  el capital asegurado aumenta cada año según se haya acordado contractualmente.
  • Seguro mixto variable. El asegurado va recibiendo paulatinamente el capital asegurado en función de los porcentajes y momentos pactados en el contrato.

Ya sabes todos los seguros de vida que existen en función del riesgo. Ahora tienes que pensar cuál es el más adecuado para ti y tu familia. Consulta con nuestros asesores. Ellos te aconsejarán cuál es el mejor tipo de seguro para ti y tu familia.