Nada más leer el titular, nuestra mente ha viajado directamente a territorios escoceses, irlandeses o a la mismísima Nueva Zelanda, lugar donde reside El Hobbit. ¿Verdad que sí? Estamos pensando en casas pintorescas que casi se camuflan entre el paisaje. En muchos casos, la naturaleza fue libre, pero, en la mayoría, aunque no lo creamos, sociedades más antiguas que la nuestra lo diseñaban así por un motivo. ¿Por qué dejamos de hacerlo nosotros? Diferente siglo, diferentes culturas, diferentes mundos, pero ellos siempre por delante, sin ellos no hubiera habido un hoy.

Disertaciones aparte, vamos a hablar de tejados elaborados con cubiertas vegetales. ¿Por qué deberíamos tener tejados verdes o jardines en el tejado en lugar de otro material de construcción? Estos son los argumentos que debes conocer:

  • Decorativamente hablando, otorgarían gran belleza a los paisajes urbanos tan faltos de zonas verdes. Si hablamos de integrar la naturaleza en las ciudades, ¡más es siempre mejor!
  • Las cubiertas vegetales facilitan un microclima en las casas, es decir, en invierno ayudan a resguardar del frío y en verano del calor. Mucho mejor que el ladrillo y demás materiales.
  • Las cubiertas vegetales retienen el agua a través de la tierra y el sustrato. Además, esta agua se evapora a través de las plantas y tarda mucho más en llegar a los sistemas de alcantarillado por lo que podría ayudar a disminuir también las grandes inundaciones.
  • El aire se purifica. A más plantas, mejor aire ya que son las encargadas de convertir el CO2 en oxígeno.
  • Contribuyen a reducir la temperatura del aire ya que absorben más luz solar que reflejan. Igualmente, en ambientes cerrados, las plantas ayudan a utilizar menos aire acondicionado en verano ya que absorben calor. 
  • Se crearía empleo ya que estos tejados necesitarían de cierto mantenimiento periódico.
  • Los niveles de polvo en el ambiente de las grandes ciudades también disminuirían.

Realmente, beneficia a cualquier cosa que imagines. Si esto es así, ¿por qué no lo estamos haciendo ya? Debería convertirse, junto con un seguro de hogar, en un requisito básico.