Ayuda

¿El seguro de moto cubre el robo?

Dependerá del nivel de coberturas y el seguro que tengas contratado

Descubre qué tipo de pólizas pueden cubrir el robo de tu moto

Motos y ciclomotores suelen ser víctimas de innumerables robos a lo largo de cada año en España, generalmente porque son vehículos pequeños y porque suelen estar aparcados en las calles.

Ante esta circunstancia, podemos estar prevenidos, contratando con nuestra aseguradora la cobertura de robo, que nos resarcirá económicamente si tenemos la mala suerte de que sufrimos el robo de nuestra motocicleta.

Generalmente, los seguros de motos no incluyen por defecto esta garantía. La gran mayoría de los seguros de motos que se comercializan en nuestro país son simplemente a terceros, es decir, el seguro obligatorio que se hace cargo de los siniestros que podamos ocasionar con nuestra moto.

Pero hay dos modalidades que si incluyen la garantía de robo en su gama de coberturas: los seguros de terceros ampliados y los seguros todo riesgo. En el primero, se suelen añadir coberturas al seguro obligatorio, como robo, hurto, asistencia o accesorios.

El segundo es el más completo y cubre, además del seguro obligatorio a terceros, los desperfectos que se originen en nuestra moto por un siniestro; los daños que puedan sufrir conductor y acompañante, y otras garantías como robo, hurto, asistencia en carretera o daños estéticos en la moto.

Consecuentemente la prima que pagaremos por estos tres seguros va aumentando, desde la más barata de terceros hasta la más cara de todo riesgo.

En algunos casos, los seguros todo riesgo incluyen franquicias que contribuyen a que sea más barato este tipo de seguro más completo.

 

DIFERENCIA ENTRE HURTO Y ROBO

A la hora de contratar la cobertura de robo en nuestro seguro de moto, debemos tener claro lo que nos cubre, porque las compañías diferencian claramente entre el hurto de la moto (llevársela sin que medie violencia o intimidación a personas) o el robo (que incluye algún tipo de fuerza o violencia para llevarse la moto).

Muchas aseguradoras no cubren el hurto y si el robo. Por eso, debemos consultar claramente a nuestro asesor de seguros qué es lo que se va a incluir realmente en nuestro seguro de moto.

 

CÓMO SE INDEMNIZA

La indemnización que conseguiremos tras un robo de nuestra aseguradora depende también de lo que se haya especificado en la póliza contratada, especialmente en lo que indique sobre el valor de la moto a medida que pasen los años.

Normalmente, cuando la moto tiene menos de un año, las aseguradoras pagan el valor a nuevo de la moto. A partir del segundo año, suelen indemnizar el valor venal, es decir, el valor que tendría la moto en el mercado si se hubiera vendido el día del robo.

Es importante recordar que en la mayoría de los casos, las aseguradoras no se hacen cargo del siniestro por robo, si el causante de esta acción es un familiar del tomador o del asegurado; una persona conviviente con estos, o un asalariado de ellos.

 

ROBO DEL CASCO O EQUIPAMIENTOS

En muchos siniestros de este tipo, no se produce el robo completo de la moto, sino simplemente los cacos se llevan el casco u otro tipo de equipamiento que suele ir en las motos, especialmente en las mas caras.

En este tipo de siniestros parciales, debemos estar muy atentos a que se especifiquen en la póliza que contratemos y asesorarnos bien, para no llevarnos sorpresas en caso de sufrir un robo de este tipo.

También debemos asesorarnos si nuestro seguro de moto cubre los posibles daños que pueda sufrir nuestra motocicleta en un intento de robo frustrado.

 

CÓMO PROCEDER EN UN SINIESTRO

Cuando sufrimos un hurto o un robo total o parcial de nuestro vehículo de dos ruedas, debemos proceder de la siguiente manera:

  • En primer lugar, debemos denunciar el robo o hurto de la moto ante la policía en la comisaría más cercana.
  • En segundo lugar, debemos contactar con nuestra entidad aseguradora o nuestro asesor de seguros para comunicarles el siniestro, y puedan iniciar los trámites para la indemnización.

Finalmente, hay que comunicar en la Dirección General de Tráfico el suceso para que procedan a la baja de la moto o ciclomotor afectado.

Tu privacidad es nuestra prioridad

Utilizamos cookies propias y de terceros para fines estrictamente funcionales, permitiendo la navegación en la web, así como para fines analíticos, para mostrarte publicidad en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (p. ej. páginas visitadas) y para optimizar la web. Clica AQUÍ para más información. Puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar cookies” o configurarlas o rechazar su uso clicando en “Configurar cookies”.

Estrictamente necesarias

Estas cookies son necesarias para facilitar la correcta navegación por nuestro sitio web y aseguran que el contenido se carga eficazmente, permitiendo la correcta utilización de las diferentes opciones o servicios que en ella existen. Se incluyen cookies analíticas anónimas y agregadas para hacer recuento del tráfico del sitio y las páginas visitadas. 

Analíticas y optimización

Estas cookies son propias o de terceros que nos permiten optimizar tu experiencia en el sitio web, evaluando su rendimiento y mejorar añadiendo nuevas funcionalidades. 

Publicidad comportamental

Estas cookies son utilizadas para almacenar información del comportamiento de los usuarios obtenida a través de la observación continuada. Gracias a ellas, podemos conocer los hábitos de navegación en el sitio web y mostrar publicidad relacionada con el perfil de navegación del usuario.