Hero banner

Ayuda

¿Un seguro de moto a Todo Riesgo con franquicia lo cubre todo?

No todos los supuestos están cubiertos en un seguro de coche

Es importante revisar la póliza para saber qué cubre

El seguro de moto a Todo Riesgo es el más completo de todos los que existen ya que el asegurado y su vehículo estará protegidos ante cualquier incidencia o siniestro. Por ejemplo, en un siniestro total, podrá recuperar, en función de la antigüedad de la moto y de las condiciones pactadas, hasta casi el 100% de la inversión realizada en la moto. Algo que nunca sucederá en un Terceros Básico o Ampliado.-

Lógicamente, también es la póliza más cara del mercado. En este sentido, los seguros a Todo Riesgo con franquicia son más económicos ofreciendo las mismas ventajas, aunque, en caso de reparación o de pérdida total de la moto, el asegurado tendrá que abonar una parte de los gastos. Esta diferencia, la cantidad fijada en la franquici y que corre a cuenta del asegurado, se deja notar en la prima. Si el cliente se compromete a asumir parte de los gastos, el riesgo para la compañía de seguros es menor.

Además de la opción con o sin franquicia, Todo Riesgo ofrece la panoplia más amplia de coberturas. Algunas de ellas, opcionales, de forma que el asegurado puede diseñar su seguro de moto prácticamente a medida, en función de sus necesidades y de sus posibilidades económicas.

Pero Todo Riesgo no significa que cubra cualquier eventualidad. Hay que examinar la póliza para comprobar exactamente cuáles son las coberturas y en qué situaciones se activan.

 

PRINCIPALES COBERTURAS

- Responsabilidad Civil obligatoria: se trata del conocido popularmente como seguro obligatorio y está incluida en todos los seguros de moto. Una cobertura especialmente concebida para hacer frente, exclusivamente, a los daños provocados a terceros por el conductor de la moto asegurada, tanto materiales como personales (ambas hasta los límites máximos fijados en la póliza). En ningún momento, esta cobertura se hará cargo de los daños personales que pudiera sufrir el conductor o la motocicleta en un siniestro en el que la responsabilidad fuera del conductor culpable.

- Defensa jurídica: esta garantía cubre los gastos de defensa y reclamación de daños como consecuencia de un accidente de circulación. En concreto, esta cobertura incluye, por norma general, la defensa penal y fianzas, la reclamación jurídica de daños y los gastos de poderes notariales y procuradores necesarios para efectuar la reclamación. Una garantía que también permite al asegurado elegir el profesional que desee; eso sí, la compañía establecerá una cuantía máxima a satisfacer en estos casos.

- Robo e incendio: por una lado, la cobertura de robo protege al asegurado frente a la sustracción de la motocicleta objeto del seguro, así como ante los daños ocasionados en la moto como consecuencia del siniestro (normalmente, la reparación de daños y reposición de piezas fijas de la moto. Por otro, el incendio, garantía diseñada para proteger al asegurado frente a los daños que un incendio pudieran ocasionar en su motocicleta. En ambos casos, las entidades aseguradoras suelen contemplar una indemnización en caso de pérdida total de la moto como consecuencia del siniestro.

- Asistencia en viaje: una cobertura, que por norma general, suele estar incluida en todas las pólizas para motocicleta (en el caso de los ciclomotores, muchas entidades la ofrecen de manera opcional. En concreto, gracias a esta garantía la entidad aseguradora proporcionará para proporcionar al asegurado la ayuda técnica necesaria cuando esté ha sufrido un siniestro en carreta con su motocicleta, ya sea una avería o un accidente. Lo mas normal, es que la compañía preste este servicio desde el kilómetro cero, tanto para el vehículo de dos ruedas como para las personas.

- Seguro del conductor: una garantía que contempla un capital indemnizatorio (hasta un máximo fijado en la póliza), en caso de muerte o de invalidez física permanente del asegurado como consecuencia de un accidente de circulación. Una cobertura que también incluye los gastos en asistencia médica (hasta una cantidad máxima estipulada en la póliza, en caso de elegir libremente el profesional o centro médico al que desea acudir). máximo fallecimiento, un capital, además de asistencia sanitaria (hasta un límite si se elige centro).

- Retirada de carnet: esta cobertura incluye, cuando el asegurado de moto haya perdido, parcial o totalmente, los puntos de su permiso de conducir, una cantidad económica (hasta un máximo fijado en la póliza) para cubrir los gastos de los cursos de recuperación de los puntos. Pero además, en muchas ocasiones esta cobertura contempla un subsidio diario (hasta un máximo también fijado en el contrato de seguro) que por norma general, no suele extenderse más de un año.

- Daños propios: se trata de la cobertura principal en los seguros a todo riesgo, ya que es la que hace frente a los daños ocasionados por el conductor a su propia motocicleta. Una garantía que también incluye una indemnización en caso de pérdida total (siniestro total) y que su prestación puede estar, en muchos casos, sujeta a franquicias; es decir, que el asegurado tenga que hacer frente a una parte de los daños causados a la motocicleta.

- Reposición de vestimenta: se trata de una garantía que no todas las compañías ponen al alcance de sus asegurados (normalmente suele incluirse en el seguro al contratar alguna de las diferentes modalidades a todo riesgo). En concreto, esta cobertura ofrece al asegurado una indemnización (hasta el máximo fijado en la póliza) como consecuencia de un accidente en el que hayan resultado dañados el casco y vestimenta del asegurado.

HABLA CON UN ASESOR

Deja tus datos y te llamaremos para resolver tus dudas y recibir asesoramiento

Tu privacidad es nuestra prioridad

Utilizamos cookies propias y de terceros para fines estrictamente funcionales, permitiendo la navegación en la web, así como para fines analíticos, para mostrarte publicidad en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (p. ej. páginas visitadas) y para optimizar la web. Clica AQUÍ para más información. Puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar cookies” o configurarlas o rechazar su uso clicando en “Configurar cookies”.

Estrictamente necesarias

Estas cookies son necesarias para facilitar la correcta navegación por nuestro sitio web y aseguran que el contenido se carga eficazmente, permitiendo la correcta utilización de las diferentes opciones o servicios que en ella existen. Se incluyen cookies analíticas anónimas y agregadas para hacer recuento del tráfico del sitio y las páginas visitadas. 

Analíticas y optimización

Estas cookies son propias o de terceros que nos permiten optimizar tu experiencia en el sitio web, evaluando su rendimiento y mejorar añadiendo nuevas funcionalidades. 

Publicidad comportamental

Estas cookies son utilizadas para almacenar información del comportamiento de los usuarios obtenida a través de la observación continuada. Gracias a ellas, podemos conocer los hábitos de navegación en el sitio web y mostrar publicidad relacionada con el perfil de navegación del usuario.