El blog de los seguros de El Corte Inglés

¿Tengo derecho a la cesta de navidad si estoy en ERTE?

¿Me corresponde cesta de Navidad en ERTE? Trucos hogar

En este año tan excepcional que hemos vivido, parece que todos tenemos claro que hemos entrado en una “nueva normalidad”. Y en esta forma de vida que tendremos que adoptar de ahora en adelante y hasta nuevo aviso, muchas de las cosas que hacíamos pueden verse alteradas. 

 

Un caso es el de las relaciones entre empresa y trabajador, que se han visto afectadas desde muchos puntos de vista, para unos y para otros.

A estas alturas, pocas personas en nuestro país no saben qué es un ERTE o al menos, han oído hablar de ello. Un ERTE es un Expediente de Regulación Temporal de Empleo, medida por la que parte de los trabajadores de una empresa, por motivos justificados, ya sean económicos, de producción, de organización, técnicos o por causas de fuerza mayor, pasan a ser suspendidos de empleo o ven temporalmente reducidos sus contratos. Esto significa que, de manera temporal, los empleados dejan de trabajar o trabajan menos horas de las habituales.

 

Una de las consecuencias de la  pandemia es la necesidad de sentirse asegurados frente al Covid ya sea de forma económica como en cuanto a salud se refiere. En principio, los ERTEs sufridos, han dejado a mucha gente fuera del panorama laboral, al menos temporalmente. Muchas empresas han reanudado su marcha gradualmente, tras el parón obligado del estado de alarma, aunque no todas, y de las que lo han hecho, algunas mantienen a un número de sus trabajadores en esta situación, que aparentemente se prolongará hasta principios de año.

 

Estando las fechas navideñas a la vuelta de la esquina y previendo que las empresas no hagan más movimientos de personal por el momento, podemos dudar, si nos hallamos en esta tesitura, si tendremos este año nuestra tradicional cesta de navidad, si es costumbre en nuestra empresa obsequiar con una a cada trabajador.

 

Es importante tener claro que estando en un ERTE sigues siendo parte de la empresa, por lo que conservas tus obligaciones y tus derechos -como recibir la mencionada cesta de navidad-, aunque puede ser que se acuerde eliminar este detalle si se dan alguna o varias de las razones que arriba mencionamos para declarar un ERTE (que, seamos realistas, puede que sea lo que pase en muchas empresas…), que respaldan esta u otras decisiones.

 

No han sido pocos los despachos de abogados que explican que la cesta de navidad puede ser considerada un derecho del trabajador, máxime cuando hay una sentencia del Tribunal Supremo que reconoce el derecho a la cesta de navidad a los trabajadores de una empresa.

 

Aunque no puede establecerse como un derecho en general (hay empresas que no practican esta costumbre), se reconoce como tal si se prueba que recibirla es un beneficio añadido al contrato que tenemos, que se concede por la empresa con intención clara de mejorar las condiciones de sus empleados. Una vez este beneficio queda instaurado, no puede eliminarse de manera unilateral y queda reconocido el derecho del trabajador a reclamarlo.

 

Este año, puede que la cosa se complique un poco, ya que la situación que hemos vivido -y seguimos viviendo-, ha motivado que tantas empresas se hayan visto obligadas a realizar ERTEs por el parón de su actividad y, por ende, de su fuente de ingresos. Por eso, es normal que muchos nos preguntemos qué pasará y si recibiremos esta navidad la consabida cesta, sea cual sea nuestra situación dentro de la empresa. ¿Da lo mismo estar en activo que estar con la jornada reducida a causa de los recortes? O más aún, ¿qué pasa si mi contrato está totalmente suspendido a causa del ERTE? Si no trabajo, no presto servicios a mi empresa y no me pagan, ¿tendré derecho a esta retribución en especie, la cesta de navidad?

 

El artículo 45.2 del Estatuto de los Trabajadores estipula que esta suspensión de un contrato de trabajo libera de las obligaciones de trabajar y remunerar el trabajo, por parte de empleado y empleador. Nada más. Se entiende que un trabajador sujeto a un ERTE continúa formando parte de su empresa y por ello se mantienen el resto de las obligaciones, pero también de los derechos, entre los que están recibir la cesta de navidad, ya que está considerada como una mejora por parte de la empresa y a la que tendríamos derecho simplemente por el hecho de pertenecer a la misma.

 

Que esto no sucediera así se interpretaría como injusto o discriminatorio por parte de la empresa entre los trabajadores que tienen un contrato en suspenso y los que están tele trabajando.

 

Pero, a pesar de todo lo explicado, tenemos que saber que existe la posibilidad de que este año y como medida excepcional por la situación económica que muchas empresas están atravesando, se decida prescindir de la cesta de navidad, si las circunstancias no son favorables.

 

Recuerda que, en cualquier caso, entre el portfolio de seguros que existen, hay una póliza de Protección de Pagos y otra de Ahorro e inversión, que procura compensar la pérdida de ingresos de un trabajador que, por ejemplo, se encuentre en una situación de desempleo o de incapacidad temporal. Puede brindarnos una ayuda fundamental en este tipo de momentos, que son importantes para cualquier familia, ocupándose de amortizar un préstamo o una hipoteca, o solucionando el estado de nuestras tarjetas de crédito.

 

Hay que mantener una actitud positiva, tener el espíritu navideño en alza y pensar que esto pasará y que vendrá otra navidad (y otra, y otra…) que nos devolverán, esperemos, a la “antigua normalidad”.

 

Tu privacidad es nuestra prioridad

Utilizamos cookies propias y de terceros para fines estrictamente funcionales, permitiendo la navegación en la web, así como para fines analíticos, para mostrarte publicidad en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (p. ej. páginas visitadas) y para optimizar la web. Clica AQUÍ para más información. Puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar cookies” o configurarlas o rechazar su uso clicando en “Configurar cookies”.

Estrictamente necesarias

Estas cookies son necesarias para facilitar la correcta navegación por nuestro sitio web y aseguran que el contenido se carga eficazmente, permitiendo la correcta utilización de las diferentes opciones o servicios que en ella existen. Se incluyen cookies analíticas anónimas y agregadas para hacer recuento del tráfico del sitio y las páginas visitadas. 

Analíticas y optimización

Estas cookies son propias o de terceros que nos permiten optimizar tu experiencia en el sitio web, evaluando su rendimiento y mejorar añadiendo nuevas funcionalidades. 

Publicidad comportamental

Estas cookies son utilizadas para almacenar información del comportamiento de los usuarios obtenida a través de la observación continuada. Gracias a ellas, podemos conocer los hábitos de navegación en el sitio web y mostrar publicidad relacionada con el perfil de navegación del usuario.