Dar una nueva vida a las ruedas usadas de coche, moto u otro automóvil es una forma increíblemente beneficiosa de cuidar el medio ambiente. Muchos de vosotros, lectores, recordaréis el incendio que tuvo lugar en un cementerio de ruedas de Seseña (Toledo) en mayo de 2016. Pues bien, las repercusiones de este incendio para el medio ambiente y el ecosistema de la zona fueron considerables, como por ejemplo:

  • Hubo que desalojar a los vecinos cercanos durante varias semanas.
  • La contaminación del aire adquirió grandes niveles durante varios meses. Benceno, metales pesados e hidrocarburos formaron parte del ambiente hasta semanas después de que el incendio desapareciera por completo. 
  • El agua que se usó para apagar el fuego queda contaminada y pasa a la tierra. Por no hablar del suelo donde reposan los desechos… 

En definitiva, cambiar nuestros neumáticos por unos nuevos cada X tiempo es inevitable y necesario por el bien de nuestra seguridad vial. Pero, si queremos poner nuestro granito de arena para mejorar el medio ambiente, podemos reutilizar algunos de ellos para elaborar algún objeto que pase a formar parte de nuestras vidas. ¿Qué te parecen las siguientes ideas? 

  1. Jardín vertical: lava concienzudamente, al menos, 6 ruedas y píntalas de tus colores favoritos (si son llamativos mejor). Una vez las hayas colocado a tu antojo, generando cierta altura, ya no serán ruedas sino unas macetas preciosas de donde colgarán plantas coloridas y bonitas. En Internet puedes encontrar ideas que te ayuden a decidir.
  2. Taburete: cubre la zona del medio con esponja. También se puede forrar el caucho con otro material o con ganchillo, quedará muy moderno y la rueda será únicamente la base pero no se verá. Eso sí, asegúrate de que no huela.
  3. Mesa de centro con cristal para apoyar cosas. 
  4. Cama para perros, píntala de un color bonito y coloca un material “mullidito” en el agujero. 
  5. El clásico columpio
  6. Los niños de tu familia y amigos alucinarán al tener un circuito propio de colores para disfrutar con los patines o las bicicletas. 
  7. Con los viejos radios puedes crear un soporte para la manguera de tu jardín. 
  8. Escultura decorativa: ¿te atreves? ¡Sabemos que tienes una vena artística! 

Si se te da muy pero que muy bien y tus amigos también quieren uno de tus diseños en casa, ¿por qué no emprendes tu propio negocio? Nunca se sabe… 

Por otro lado, también se pueden reciclar las ruedas viejas llevándolos a depósitos oficiales que darán un segundo uso a los materiales.