La nueva facturación por horas y otros cambios en el sector, hacen que elegir la compañía eléctrica para nuestro hogarque mejor se adapte a nuestras necesidades y a nuestros bolsillos, sea una tarea complicada y larga. Sin embargo, respondiéndote a diez sencillas preguntas será más fácil que aciertes a la hora de contratar la luz.

1. ¿Me darán un buen servicio? Es difícil saberlo de primeras. Afortunadamente, contamos con Internet para informarnos y podemos fijarnos en cómo responden en las redes sociales o accediendo a foros de opiniones.

2. ¿Qué referencias tengo? Siempre tenemos algún familiar, amigo o conocido que tenga contratada su electricidad con la compañía de la que estamos interesados. Basta con preguntarle sobre su experiencia para hacernos una idea.

3. ¿Son transparentes? Eso es fácil. Mira en su web o en la información que te hayan dado. Si te cuesta encontrar las tarifas o abusan de la letra pequeña, malo.

4. ¿Me aplicarán servicios añadidos? Paga solo por lo que quieras contratar. Que no te cuelen extras como mantenimiento o revisiones si no los quieres.

5. ¿Qué permanencia tengo? Algunas compañías vinculan ciertas tarifas con un período de permanencia determinada, que te obliga a seguir con ellas aunque estés descontento.

6. ¿Es fácil hacer gestiones? Consultar facturas, pedir cambios según necesidades, acceder a información específica… Las compañías más prácticas son las que centralizan todo en una “ventanilla única”.

7. ¿Tienen un teléfono de tarificación especial? Es preferible que contrates aquellas con un teléfono fijo normal, que no te obligue a desembolsar mucho dinero en caso de que las conversaciones con los operadores se alarguen.

8. ¿Me permiten reducir potencia? Algunas compañías exigen la contratación de un determinado volumen de potencia, cuando en ciertos hogares no se necesita tanta y reducirla supone un ahorro.

9. ¿Cuáles son sus formas de pago? Si no te quieres llevar sorpresas, elige las que tengan una cuota fija mensual.

10. ¿Qué precios me ofrecen? Compara con los precios que tienes en la actualidad y no te fíes de los descuentos que llevan aparejados condiciones dudosas (pueden salirte caros a la larga).

Ten en cuenta esta serie de preguntas a la hora de elegir una compañía eléctrica para proteger tu hogar.