Después de años de lucha, el 21 de diciembre del 2016 el Tribunal de Justicia de la Unión Europea ha dado la razón a los millones de afectados porla cláusula suelo, un límite impuesto en algunas hipotecas, hoy considerado ilegal, que obligó a millones de hipotecados a no poder beneficiarse de las bajadas del euríbor llegado a un cierto límite de descenso.

Con la cláusula suelo, muchos hipotecados se vieron obligados a pagar de más a pesar de la bajada del euríbor.

La lucha de todos los afectados consistió en hacer ver a la justicia que no fueron infirmados de manera clara sobre la inclusión de la cláusula suelo en sus hipotecas.

Ya los bancos llevaban tiempo sospechando cuál iba a ser el fallo del Tribunal Supremo español primero y del de Justicia de la UE más tarde, cuando comenzaron a ofertar hipotecas a tipo fijo a cambio de no reclamar por las cláusulas suelo. Un intento de acallar el problema y del que ya advirtió la OCU en su momento.

Era una señal clara de que las quejas de los consumidores tenían una razón de peso con claros motivos para imponerse en los tribunales, como así ha sido.

Según instrucciones del Tribunal de Justicia de la UE, los bancos deberán devolver todo lo que hayan percibido de más gracias a la cláusula suelo impuesta en las hipotecas de sus clientes.

Esta noticia trae mucha tranquilidad en los hogares afectados, ya que supone la devolución a sus cuentas de una importante cantidad de dinero que habían pagado de manera injusta al haber firmado una cláusula “que resultaba gramaticalmente ininteligible a los clientes”, según apuntó el Tribunal Supremo español en 2013.

Pero del paso de la sentencia dictada por el Tribunal Supremo español al dado por el Tribunal de Justicia de la UE hay una gran distancia, ya que si bien el primero limitaba la devolución sólo a partir de la fecha de dicha sentencia en adelante, el segundo ha considerado que dicha limitación en el tiempo no protege los derechos del consumidor en su totalidad.

El Tribunal de Justicia de la UE ha considerado que lo más justo debe ser reestablecer la situación de los consumidores a como habría sido de no existir esta cláusula suelo tan abusiva.

Si eres uno de los afectados porla cláusula suelo, no dudes en denunciar tu situación y solicitar la devolución de tu dinero. Desde la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) ofrecen todas las facilidades para disipar dudas y calcular, según cada tipo de hipoteca, cuánto dinero correspondería en la devolución.