El blog de los seguros de El Corte Inglés

Cómo hacer la croqueta perfecta

Homemade gourmet croquettes on a white plate with fork. Gourmet croquettes

Se acerca el día Internacional de la Croqueta para gozo de todos. Por si no lo sabías se celebra el día 16 de enero para deleite del mundo entero. Y pese a ser un plato que no falta en ninguna casa, hacer la croqueta perfecta no es moco de pavo.

Se dice que la palabra croqueta, tal y como hoy conocemos a estos sabrosos “buñuelos de harina”, proviene de la onomatopeya “croquer”, que en francés significa crujir. Y no es otra que el sonido que debería hacer este rico manjar al entrar en contacto con nuestro paladar.

El origen de la croqueta

Pero te preguntarás de donde viene la croqueta. Pues si piensas que es de lo más español, te diremos que andas errado. Este pequeño objeto de deseo, en realidad tiene su origen en Francia y si origen es objeto de controversia. Unos afirman que fue una idea de un chef de la corte del rey Luis XIV en el año 1619. En cambio, otros le atribuyen el invento gourmet al fundador de la cocina clásica, Monsieur Escoffier, en 1898.

El primer registro escrito donde se recoge la receta de la croqueta, data del año 1817, concretamente el día 18 de enero. Cuando Antonin Cáreme, decidió presentar un plato de croquetas en un banquete ante el príncipe regente de Inglaterra y el Gran Duque Nicolás de Rusia. Este alimento maravilló de tal forma a los nobles que el plato fue bautizado con el nombre de "Croquettes à la royale".

En busca de la croqueta perfecta

Existen tantas recetas de croquetas como cocineros, y su evolución a lo largo de los años ha sido espectacular. Desde las sobras del cocido hasta algunas más sofisticadas y deliciosas como: cabrales y manzana, de pollo, de verduras, hasta de chocolate, las combinaciones son infinitas. Y es que es raro que a alguien no les gusten las croquetas por eso hasta la alta cocina las ha rescatado hasta reinventado. Pero sin duda, las que triunfan en cada casa son las que hacen nuestras madres y abuelas.

Trucos para lograr la croqueta perfecta 

La bechamel

La base de toda buena croqueta parte por lograr hacer una buena bechamel. A priori, puede parecer una salsa muy sencilla de preparar, pero hay que cogerle el truco. Tienes que encontrar el balance perfecto entre sabor, consistencia, harina, mantequilla y leche.

Está claro que cada maestrillo tiene su librillo y para gustos los colores, hay gente que le gusta una bechamel más consistente y a otras más líquida. Pero en estos casos la regla de las proporciones es la que manda.

50-50-500: esta es la clave para hacer una bechamel de consistencia media. Si te gustan las croquetas más líquidas, apunta.

 

  • 50g de mantequilla
  • 50g de harina
  • 500ml de leche

Si por el contrario buscas unas croquetas con una base más consistente, tendrás que usar menos leche. Si no eres muy ducho, está base es mucho mejor para moldear las croquetas. La proporción sería la siguiente:

50-50-400

  • 50g de mantequilla
  • 50g de harina
  • 400ml de leche

Si quieres hacer una buena bechamel para otras recetas, como por ejemplo para unos canelones, lo ideal es que añadas más leche, unos 600ml estaría bien.

Si te gusta que tu bechamel tenga un toque coja más gusto del resto de ingredientes de tu croqueta, puedes usar mitad leche, mitad caldo de la preparación como por ejemplo el del cocido.

También puedes sustituir por completo la mantequilla por aceite de oliva o bien usar mitad mantequilla y mitad aceite de oliva extra virgen.

Cómo preparo la bechamel

Una vez sabemos los ingredientes que vamos a necesitar, vamos a proceder a explicar la receta:

Primero comienza derritiendo la mantequilla en un cazo, a fuego bajo.

Antes de que esté completamente líquida y que corras el riesgo de que se queme, incorpora la harina para que se tueste un poco. Ojo, tostar no significa que ponga negra (porque se quemaría) ni dorada. Este paso se hace para dorar un poco y que las croquetas no queden con gusto a harina cruda.

Revuelve constantemente el roux, que es la definición correcta de la mezcla entre harina y grasa para hacer salsas base. Disuélvela bien y remueve al menos durante 10 minutos con la ayuda de una varilla.

Agrega la leche poco a poco y remueve bien hasta incorporar todo el líquido por completo.

En este punto puedes subir el fuego a medio hasta que los ingredientes estén bien ligados. Pero es muy importante que no dejes que hierva, porque si lo hace tendrás que volver a empezar.

Recuerda que mientras esté caliente la bechamel tendrá una consistencia más líquida que cuando esté fría. Así que no te alarmes antes de tiempo si no tiene la consistencia esperada.

Para saber si la bechamel está lista para hacer croquetas será cuando, al revolverla, se desprenda sin problemas de las paredes del cazo. Retírala del fuego y continúa revolviendo si está por hervir.

Tips especiales

Si quieres que tu bechamel sea perfecta, anota estos truquitos:

  • Tamiza la harina para evitar que se formen grumos.
  • Si detectas grumos, atájalos. Aplástalos con el reverso de la cuchara.
  • Si aun así algo falla, recurre al truco definitivo, cuando esté lista la bechamel pásala por la procesadora o batidora.
  • Vigila el tostado de la harina, si se te va la mano la bechamel quedará muy líquida más allá de las proporciones de los ingredientes.
  • Si observas que la consistencia final de la bechamel no va a ser la deseada cuando esté fría, mantenla a fuego bajo y revuelve constantemente hasta que el líquido se haya evaporado.

Condimentos para tu bechamel

La diferencia entre una bechamel insulsa y una maravillosa, es el condimento. No te olvide nunca de salpimentar, pero será la nuez moscada la que da el toque maestro. Si es fresca, mejor que mejor. Pero tranquilo, con la especia en polvo no fallarás.

Sé generoso, pero con cuidado. La nuez moscada aporta mucho sabor y dependerá del gusto de los comensales la cantidad que le añadas. Tampoco te pases con los condimentos si luego vas a agregar otros sabores porque puede saturar.

Si eres fan de la cebolla, también puedes incorporarla. Cuando derritas la mantequilla de tu bechamel, agrega la cebolla cortada lo más fina y pequeña posible. Una vez que esté transparente puedes agregar harina y continuar los pasos del roux explicados.

Posibles fallos

Pueden darse tres casos por los que falle tu bechamel:

  1. Si el roux y la leche están a la misma temperatura saldrán grumos.
  2. Si el roux está caliente, no hirviendo, usa leche fría o a temperatura ambiente.
  3. Si el roux más bien frío, calienta un poco la leche. Si por el contrario, la leche está caliente, enfría un poco el roux.
Artículos destacados

HABLA CON UN ASESOR

Deja tus datos y te llamaremos para resolver tus dudas y recibir asesoramiento

OBTENER PRESUPUESTO Y CONTRATAR

¿Quién es responsable del tratamiento de tus datos personales?

▪ CENTRO DE SEGUROS Y SERVICIOS, CORREDURÍA DE SEGUROS, S.A., GRUPO DE SEGUROS EL CORTE INGLÉS (Sociedad Unipersonal) Inscrita en la DGSyFP con Nº J0200 / Concertado Seguro de Responsabilidad Civil y Capacidad Financiera, según legislación vigente. Existencia de vínculo estrecho con Seguros El Corte Inglés, Vida, Pensiones y Reaseguros, S.A.U.

▪ N.I.F.: A-28128189

▪ Domicilio social: C/  Hermosilla 112, 28009 - Madrid

▪ Domicilio oficina principal: C/ Princesa 47,  28008 - Madrid

▪ Datos registrales: Registro Mercantil de Madrid: Tomo 945, Folio 1, Inscripción 32, Hoja M – 18707.

Representante de CENTRO DE SEGUROS Y SERVICIOS: delegado.protecciondatos@seguroseci.es

¿Con qué finalidad recabamos tus datos personales?

Facilitarte un presupuesto del seguro o servicio solicitado según los datos que has indicado, así como, en su caso, llevar a cabo la contratación del seguro o servicio solicitado.

¿Por cuánto tiempo almacenamos tu información personal?

Tus datos serán conservados mientras dure la actividad y una vez finalizada se conservarán durante el tiempo legalmente establecido.

¿Cuál es la legitimación que tenemos para realizar su tratamiento?

La legitimación para el tratamiento viene determinada por tu consentimiento, que ha sido prestado y recabado a través de la solicitud que has realizado en nuestra web. En caso de que realices una contratación, la legitimación para el tratamiento de tus datos será la ejecución del contrato.

¿A quién podemos comunicar tu información personal?

Se podrán comunicar los datos facilitados por el cliente para realizar la tarificación o contratación del seguro o servicio, así como a las Administraciones Públicas que lo requieran en virtud de disposición legal.

¿Cómo puedes ejercer tus derechos?

Tienes derecho a obtener el acceso a tu información personal, así como a solicitar la rectificación de los datos inexactos o, en su caso, solicitar la supresión cuando, entre otros motivos, los datos ya no sean necesarios para los fines para los que fueron recogidos.

En determinadas circunstancias, y por motivos relacionados con tu situación particular, podrás oponerte al tratamiento de tus datos. Tu información personal dejará de tratarse para aquellas finalidades respecto de las que hayas manifestado tu oposición. De igual forma puedes ejercer el derecho de limitación del tratamiento de tu información personal, solicitándonos la conservación de la misma.

En determinadas circunstancias, podrás solicitar la portabilidad de tus datos a otro responsable de tratamiento.

Podrás ejercer tus derechos sin coste alguno, recibiendo una respuesta en los plazos establecidos por la legislación vigente en materia de protección de datos. Puedes elegir entre los siguientes medios:

-          Solicitud escrita y firmada dirigida a Centro de Seguros y Servicios, Correduría de Seguros, S.A.U., Grupo de Seguros El Corte Inglés en la C/ Princesa, nº 47, 28008 - Madrid (Servicio de Atención al Cliente), debiendo adjuntar copia del documento que acredite tu identidad, así como su dirección de correo electrónico, si dispones de ella.

-          Solicitud a la dirección de correo electrónico: atcliente@cess.elcorteingles.com, adjuntando fotocopia y/o copia escaneada del documento que acredite tu identidad.

-          Llamando al teléfono 91 266 87 56, Servicio de Atención al Cliente de CENTRO DE SEGUROS Y SERVICIOS.

Puedes presentar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de Datos, especialmente cuando no estés satisfecho con la respuesta al ejercicio de sus derechos. Para más detalle, puedes consultar la web www.agpd.es

Tu privacidad es nuestra prioridad

Utilizamos cookies propias y de terceros para fines estrictamente funcionales, permitiendo la navegación en la web, así como para fines analíticos, para mostrarte publicidad en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (p. ej. páginas visitadas) y para optimizar la web. Clica AQUÍ para más información. Puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar cookies” o configurarlas o rechazar su uso clicando en “Configurar cookies”.

Estrictamente necesarias

Estas cookies son necesarias para facilitar la correcta navegación por nuestro sitio web y aseguran que el contenido se carga eficazmente, permitiendo la correcta utilización de las diferentes opciones o servicios que en ella existen. Se incluyen cookies analíticas anónimas y agregadas para hacer recuento del tráfico del sitio y las páginas visitadas. 

Analíticas y optimización

Estas cookies son propias o de terceros que nos permiten optimizar tu experiencia en el sitio web, evaluando su rendimiento y mejorar añadiendo nuevas funcionalidades. 

Publicidad comportamental

Estas cookies son utilizadas para almacenar información del comportamiento de los usuarios obtenida a través de la observación continuada. Gracias a ellas, podemos conocer los hábitos de navegación en el sitio web y mostrar publicidad relacionada con el perfil de navegación del usuario.