¿Cómo reparar el frigorífico?

La nevera es fundamental en cualquier casa. Vivir sin ella nos resulta impensable. ¿Quieres saber cómo puedes asegurarla? Trucos Hogar

Pocas sorpresas son tan desagradables como esa cuando llegamos de vacaciones, y nos encontramos con que nuestra nevera, que dejamos en funcionamiento, y en la que teníamos comida guardada, en algún momento dejó de funcionar, provocando por supuesto que todo lo que teníamos dentro esté en mal estado y haya que tirarlo. 

La compra de un electrodoméstico como un frigorífico no es una compra cualquiera, por lo que merece la pena contratar un seguro específico para proteger nuestra compra desde el primer momento. El Corte Inglés Seguros te ofrece esta posibilidad: sal por la puerta de El Cortes Inglés con un seguro para tu nueva nevera ya esté comprada en sus uno de sus centros o en su página web. 

Ventajas de contratar un seguro para tu frigorífico

Una vez hayas comprado tu frigorífico nuevo en El Corte Inglés, podrás disfrutar de tres meses de seguro gratuito con el que tu nueva compra quedará cubierta ante los riesgos que con más frecuencia tienen lugar en nuestras neveras, como por ejemplo, averías internas de tipo mecánico, eléctrico o electrónico que provoquen, entre otras, la tan temida pérdida del frío en los compartimentos de la nevera. 

Todos estos riesgos podrán ser cubiertos por el seguro y, como resultado, poner de nuevo a pleno rendimiento tu nevera, pero hay otros riesgos que podría ocasionar su destrucción completa, como una caída durante el transporte al domicilio. Estos  riesgos se encuentran también cubiertos, y si no es posible la reparación y siempre que se trate de un hecho accidental cubierto por el Superseguro, podrás disponer de un frigorífico igual al que habías adquirido. Si El Corte Inglés ya no comercializase ese frigorífico en particular, entonces se repondría la pérdida con un frigorífico de características técnicas iguales o similares al anterior. 

Si aún no lo ves claro, te animamos desde este blog a hablar con nuestros asesores, siempre a tu disposición; para ello, solo tienes que usar una de las dos vías que nuestra web te presenta: si seleccionas la opción “Te Llamamos” nuestros asesores se pondrán en contacto contigo a la mayor brevedad posible; si prefieres, puedes usar la opción “Llámanos”, y allí encontrarás a nuestros asesores dispuestos a prestarte toda su ayuda.

¿Qué más prestaciones tiene el Superseguro Gran Electrodoméstico de El Corte Inglés?

Ya hemos nombrado la cobertura de los daños ocasionados por una avería interna, o incluso por un accidente en el traslado entre los domicilios, pero hay que recordar también que durante los tres meses en los que el seguro es gratuito también dispones de la cobertura de aquellos hechos accidentales que puedan ocurrir de forma súbita e imprevista, y que puedan conllevar la necesidad de reparar la nevera. 

Debes saber además que en el caso de que decidas contratar este seguro, la cobertura se amplía durante 9 meses y tres años a partir de la fecha de fin del primer trimestre que es gratuito, y en el caso de que el hecho acaecido tuviera cobertura por el Superseguro y la reparación de tu nevera no fuese posible, no sólo puedes acceder a la reposición del frigorífico de iguales o similares características, sino que si lo prefieres, podrás optar a recibir una indemnización monetaria por el valor a nuevo del frigorífico perdido, si bien se aplicará una depreciación del 10% a dicho valor  por año transcurrido desde la compra, o por su prorrateo para periodos inferiores al año. 

Como ves, la compra que vas a hacer en El Corte Inglés merece la contratación de un buen seguro, por muy diferentes motivos; en primer lugar, el importe a desembolsar en la compra va a ser casi con toda seguridad superior a esos 195 euros que te dan acceso al Superseguro Gran Electrodoméstico de El Corte Inglés, imagina una de estas neveras americanas de dos cuerpos, frigorífico, congelador, con suministro de agua...  vamos, que el límite se rebasa con facilidad. 

En segundo lugar, en este caso se trata de un electrodoméstico que no es susceptible de cambiarse pronto, ya que se trata de electrodomésticos cuyo uso se extiende a los largo de los años, y que permanecen con nosotros bastante tiempo, por lo que tenerlo asegurado desde el principio puede ser la opción más inteligente.

Aun así, pese a todo lo que podamos indicar en nuestro blog, nadie mejor que nuestros asesores para ayudarte a decidir. No lo dudes, llámanos.

Unos consejos para terminar

Una de las averías más comunes de nuestras neveras se produce en los motores, ya que en ocasiones, podemos encontrarnos con que estamos obligando a nuestra nevera a trabajar más de lo que debería. Y no, a las máquinas tampoco les gusta. Unos cuantos puntos que debemos controlar:

  • Revisa que tu nevera no se encuentre instalada cerca de una fuente de calor, ya que podría interferir en el funcionamiento correcto de la nevera. 
  • Revisa asimismo que no has seleccionado una temperatura objetivo dentro del frigorífico inferior a los 5º, ni inferior a los 18º bajo cero en la zona del congelador. En el primer caso, si seleccionas una temperatura inferior a los 5º, podrías ocasionar que los alimentos guardados en la zona destinada a frescos se congelaran. 
  • Revisa que no se acumule un exceso de nieve en el congelador, una situación muy común en los frigoríficos que no disponen del sistema no frost. Esto ocurre cuando el termostato está demasiado alto, o cuando el circuito de condensación se encuentra obstruido por alguno de los alimentos. 
  • No sólo por higiene, sino también para garantizar el buen funcionamiento de la nevera, te recomendamos que periódicamente procedas a limpiar el interior de la misma, las paredes, las baldas y los cajones con agua con limón por ejemplo, o con alguna otra solución casera como esta. 
  • Intenta hacer una limpieza de cada componente también en el exterior, donde tendrás que buscar el serpentín, un tubo que recorre la parte trasera de la nevera y que suele acumular mucho polvo, llegando a ser perjudicial para el funcionamiento. También debes limpiar las gomas de las puertas, para que sigan cerrando de forma estanca.  
  • Por último, si has necesitado mover la nevera, no olvides dejar un hueco de al menos 5 centímetros con la pared, para permitir que el aire circule sin dificultad.
Artículos destacados

HABLA CON UN ASESOR

Deja tus datos y te llamaremos para resolver tus dudas y recibir asesoramiento

Tu privacidad es nuestra prioridad

Utilizamos cookies propias y de terceros para fines estrictamente funcionales, permitiendo la navegación en la web, así como para fines analíticos, para mostrarte publicidad en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (p. ej. páginas visitadas) y para optimizar la web. Clica AQUÍ para más información. Puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar cookies” o configurarlas o rechazar su uso clicando en “Configurar cookies”.

Estrictamente necesarias

Estas cookies son necesarias para facilitar la correcta navegación por nuestro sitio web y aseguran que el contenido se carga eficazmente, permitiendo la correcta utilización de las diferentes opciones o servicios que en ella existen. Se incluyen cookies analíticas anónimas y agregadas para hacer recuento del tráfico del sitio y las páginas visitadas. 

Analíticas y optimización

Estas cookies son propias o de terceros que nos permiten optimizar tu experiencia en el sitio web, evaluando su rendimiento y mejorar añadiendo nuevas funcionalidades. 

Publicidad comportamental

Estas cookies son utilizadas para almacenar información del comportamiento de los usuarios obtenida a través de la observación continuada. Gracias a ellas, podemos conocer los hábitos de navegación en el sitio web y mostrar publicidad relacionada con el perfil de navegación del usuario. 

MÁS INFORMACIÓN SOBRE SEGUROS

  • COCHE

  • MOTO

  • Seguros de Hogar

    HOGAR

  • Seguros de Salud

    SALUD

  • Seguros de Vida

    VIDA

  • Seguros de Accidentes

    ACCIDENTES

  • Seguros de Accidentes

    DECESOS