Elegir nombres para mascotas, que encajen con la personalidad de nuestro animal y que además resulten bonitos y curiosos, es lo que desea cualquier persona que convive con estos adorables compañeros. Pero no es válido cualquier nombre dependiendo del tipo de mascota que tengamos.

A la hora de elegir nombres para mascotas, hay varios aspectos, que debes tener en cuenta. Toma nota:

  • De lo primero que debes asegurarte es de que tu mascota atenderá a tu llamada. En el caso de animales como tortugas, pájaros, peces o reptiles, no tendrás este problema. Puedes llamarles como quieras por sentir una cercanía más familiar hacia ellos, pero sabes que no atenderán a tu llamada. En el caso de perros y gatos es diferente. El nombre que elijas para este último tipo de animales debe ser más meditado para que atraiga su atención.
  • En el caso de los gatos y los perros, debes elegir nombres cortos para mascotas, de dos sílabas, sonoros y que se pronuncien con rapidez.
  • En el caso de los gatos, su caracter suele ser tranquilo y sus movimientos sigilosos. Nombres dulces como Sira, Luna, Nana, Misa, Suso, etc, pueden encajar a la perfección con la personalidad felina.
  • Los perros necesitan nombres que suenen contundentes para que atraigan su atención con rapidez: Quico, Loco, Pancho, Tedy, Tor, Risto, etc, pueden servirte como ejemplo de nombres para mascotas a los que responderían con rapidez.
  • Si atiendes a las características físicas del animal, pueden surgir nombres para mascotas muy divertidos. Por ejemplo, fijándote en la velocidad de una tortuga, la puedes llamar Alonso o Hamilton. Si tu mascota es un pez, puedes llamarle Tiburón. A un perro negro puedes llamarle Knight, Black o Tyson.
  • Si a la hora de pensar en nombres para mascotas, te convence el de alguna persona, ten cuidado con no elegir el de alguien que conozcas. La mayoría de la gente, sobre todo si hay confianza, lo tomaría con sentido del humor. Pero también puede haber gente que se sienta ofendida.
  • Un último consejo a la hora de pensar nombres para mascotas es que, si has adoptado a un perro adulto, respetes el nombre que ya tenía con anterioridad, aunque no te guste mucho. Si tratas de cambiarle el nombre, lo más seguro es que el animal se muestre confundido y no atienda a tus llamadas.