Prevenir los accidentes de coche es una necesidad vital que depende, en gran parte, de la responsabilidad y buen manejo del vehículo de todas las personas, que se sitúan frente al volante.

Pero, también, es importante la labor gubernamental, que garantice el buen estado de las carreteras y de las infraestructuras necesarias, para lograr una conducción cómoda y segura, así como el impulso de campañas, que logren una mayor concienciación social.

Si como ciudadano, te preguntas cómo puedes prevenir los accidentes de tráfico, a continuación, te ofrecemos unos cuantos consejos o pautas de conducta, que debes aplicar, siempre que vayas a conducir, por muy corto que vaya a ser el recorrido a realizar:

  • Evita conducir de noche o con climatología adversa, sobre todo si no estás acostumbrado.
  • No bebas ni consumas drogas si vas a conducir.
  • Siéntete cómodo conduciendo: mantén una temperatura agradable dentro del coche y ajusta tu asiento y los retrovisores para que tu postura durante la conducción sea la correcta y no sientas fatiga.
  • Si sientes somnolencia durante la conducción, para el vehículo.
  • Respeta las señales de tráfico.
  • Otra de las maneras de prevenir los accidentes de coche es no exceder la velocidad. Conducir a más velocidad de la permitida es una de las principales causas de accidentes en nuestro país.
  • Respeta la distancia de seguridad con los otros vehículos.
  • Conduce tranquilo y evita los movimientos bruscos o las reacciones violentas.
  • En viajes largos, para a descansar cada hora y media, y mantente hidratado bebiendo agua.
  • Ponte el cinturón de seguridad.
  • Realiza las revisiones pertinentes y los mantenimientos necesarios de tu vehículo para garantizar el correcto funcionamiento del mismo y su seguridad.
  • No te distraigas. Mantén tus cinco sentidos en la conducción. En este sentido, evita realizar actividades que te puedan distraer como pueden ser utilizar el teléfono móvil, fumar o sintonizar la radio. Un segundo de distracción puede ser fatal.

Prevenir los accidentes de coche está en tu mano. Hazlo, no sólo por tu seguridad, sino también por la seguridad de las personas que te acompañan en el vehículo, de la del resto de conductores y de la de los peatones.

Artículo patrocinado por Fénix Directo