Las sanciones por exceso de velocidad en España se ajustan a la reforma de la Ley de Tráfico que entró en vigor el 9 de mayo de 2014. Y es que, esta última reforma se ha centrado sobre todo en los límites de velocidad así como en las correspondientes sanciones por exceso de velocidad.

Las nuevas velocidades máximas sujetas a sanciones en caso de ser rebasadas oscilan desde los 130 km/h en el caso de algunos tramos de autovías y autopistas, hasta los 20km/h en el caso de algunos tramos dentro de las ciudades.

La Ley de Tráfico considera una infracción grave sobrepasar cualquier límite de velocidad máxima. Pero la consideración de infracción grave puede pasar a muy grave dependiendo de cuánto se sobrepase dicho límite.

Para que te hagas una idea, dentro de las sanciones por exceso de velocidad, piensa que sobrepasar los 60 km/h sobre cualquier límite de velocidad impuesto en las ciudades o sobrepasar los 80 km/h por encima del límite de velocidad impuesto en vías interurbanas es considerado como un delito por el Código Penal.

Desde la Dirección General de Tráfico advierten de que sobrepasar en tan sólo 1 Km/h el límite de velocidad de un tramo de autopista, autovía o zona urbana será motivo suficiente para aplicar una sanción, dato que ha generado mucha controversia entre algunas Asociaciones de Automovilistas, las cuales denuncian el posible margen de error de la medición de radares y velocímetros en los vehículos.

Polémicas aparte, lo cierto es que en tramos con límites de velocidad de por ejemplo 20 km/h, circular a 21 km/h puede ser motivo de multa de 100 euros.

Así pues, las sanciones mínimas por exceso de velocidad no conllevan la pérdida de puntos y una multa de 100 euros. Las sanciones máximas por exceso de velocidad pueden costar 600 euros de multa al infractor, la pérdida de hasta 6 puntos en el carné de conducir e incluso pena de prisión y retirada del carné.

Además de todas estas sanciones por exceso de velocidad, la nueva Ley de Tráfico multará con 200 euros y la retirada de tres puntos del carné el uso de cualquier detector de radares.

Artículo patrocinado por Fénix Directo

En El Corte Inglés Seguros consideramos que “tener un seguro no significa estar bien asegurado”