El blog de los seguros de El Corte Inglés

Cómo hacer una mascarilla facial casera

Hacer mascarilla facial casera. Vida saludable

¿A quien no le gusta tener un cutis cuidado, hidratado y bonito? La respuesta es sencilla, a todos. Aprovéchate de que ahora pasas más tiempo en casa para hacer esas rutinas de belleza que tenías más dejadas.

Una de estas rutinas es hacerte una mascarilla facial, y no te preocupes si con esto del confinamiento no tiene ninguna por casa, porque te vamos a dar unos cuantos trucos para que puedas hacerlas en casa tú mismo.

Existen diferentes tipos de mascarillas faciales especificas según las necesidades de tu piel: hidratantes, exfoliantes, antimanchas, reafirmantes... Gracias a productos naturales como la miel, las almendras, el aguacate, el limón o las fresas, podrás hacer tu propia mascarilla de manera fácil y que aporte un extra de vitaminas a tu cutis.

Hay que destacar que previamente a ponernos cualquier mascarilla debemos limpiar bien el rostro con ayuda de un limpiador facial o desmaquillante y aplicar un agua micelar o tónico. Es muy importante hacer este paso ya que la suciedad se acumula en los poros generando impurezas y exceso de sebo, además las células muertas van generando una capa que entorpece el proceso de regeneración.

Recetas para mascarillas faciales caseras

Mascarilla hidratante a base de fresas y miel: para hacer esta mascarilla tritura unas 4 ó 5 fresas y mézclalas con miel hasta crear una pasta. Una vez la tengas lista, aplícala sobre tu piel y déjala actuar unos 20 minutos aproximadamente para luego retirarla con agua fría. La acción de estos dos alimentos ayuda a suavizar e hidratar la dermis.

Mascarilla exfoliante echa con almendras: primero tritura un par de almendras naturales y disuélvelas con una cucharada de miel y otra de limón. Aplica la mezcla con suavidad y déjala actuar unos 15 minutos en la cara. Transcurrido este tiempo retírala con agua templada. Mucho cuidado con esta mascarilla si tienes la piel muy sensible porque podría causarte irritación.

Mascarilla especial para piel grasa: para hacer esta receta tienes que mezclar una cucharada de yogur natural, dos cucharadas de avena y dos cucharadas de ralladura de naranja, muévelo bien hasta que todo que cree una pasta. Aplícala y deja actuar 15 minutos. Lo bueno de esta mascarilla es que elimina los brillos del rostro, ya que estos ingredientes ayudan a reducir la producción de sebo. Recuerda que si tienes una piel grasa no debes abusar de las mascarillas, y lo recomendable es no usar más de una a la semana.

Mascarilla especial antimanchas: para elaborarla tritura medio pepino y mézclalo con un poco de perejil y unas cucharadas de aceite de sésamo. Cuando tengas lista la mezcla, aplica en el rostro y espera 15 minutos. Después retírala con agua. El efecto que produce esta mascarilla es reducir visiblemente las manchas de la cara.

Mascarilla para los puntos negros: si estas cansada de los puntos negros, esta mascarilla puede ayudarte. Mezcla un par de cucharadas de aceite de oliva con zumo de limón, cuando esté bien amalgado, aplícate la mezcla sobre la cara y deja que actúe durante 15 minutos. Cuidado si tienes la piel muy sensible, porque la mezcla de estos estos ingredientes porque puede causarte irritaciones.

Mascarilla reafirmante: si lo que buscas es reafirmar e iluminar tu piel apagada, corta un par de trozos de melocotón y mézclalos en la batidora con la clara de un huevo. Póntela sobre el rostro y déjala actuar sobre tu piel unos 20 minutos y retira la mezcla con agua fría.

Tu privacidad es nuestra prioridad

Utilizamos cookies propias y de terceros para fines estrictamente funcionales, permitiendo la navegación en la web, así como para fines analíticos, para mostrarte publicidad en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (p. ej. páginas visitadas) y para optimizar la web. Clica AQUÍ para más información. Puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar cookies” o configurarlas o rechazar su uso clicando en “Configurar cookies”.

Estrictamente necesarias

Estas cookies son necesarias para facilitar la correcta navegación por nuestro sitio web y aseguran que el contenido se carga eficazmente, permitiendo la correcta utilización de las diferentes opciones o servicios que en ella existen. Se incluyen cookies analíticas anónimas y agregadas para hacer recuento del tráfico del sitio y las páginas visitadas. 

Analíticas y optimización

Estas cookies son propias o de terceros que nos permiten optimizar tu experiencia en el sitio web, evaluando su rendimiento y mejorar añadiendo nuevas funcionalidades. 

Publicidad comportamental

Estas cookies son utilizadas para almacenar información del comportamiento de los usuarios obtenida a través de la observación continuada. Gracias a ellas, podemos conocer los hábitos de navegación en el sitio web y mostrar publicidad relacionada con el perfil de navegación del usuario.