En vacaciones, toca desconectar, no pensar y dejarnos llevar por la buena temperatura, la calma y el buen humor durante, al menos, un par de semanas. ¿Seremos capaces? ¡Seguro que sí! Acostumbrarse a lo bueno nos cuesta muy poco…

Un buen plan para pasar, al menos, una noche en familia este verano es el de fijar una noche de cine. Ha de ser una peli desenfadada que también puedan ver los niños, ¡la clave es reírnos y disfrutar en familia! A fin de cuentas, crear recuerdos futuros.

Algunas de las pelis que os recomendamos para este cometido son…

  • Saga Shrek: ¿cómo un burro y un ogro verde y mal oliente han logrado conquistar a pequeños y mayores de todo el mundo? Desde a primera a la última, estas películas os entretendrán a todos.
  • Madagascar: si lo que queréis es reíros un rato, no dudéis en dejar entrar a vuestros hogares a una jirafa, un león, un hipopótamo y una cebra. ¡Los más locos y famosos del Zoo de Central Park no paran de hacer de las suyas!
  • E.T. ¡Un clásico! A vosotros os encantará volverlo a ver y ellos deberían verla por primera (o segunda vez). ¡Inolvidable!
  • ¡Tú a Boston y yo a California! O su versión más moderna, “Tú a Londres y yo a California”.  
  • Cualquier comedia romántica o divertida donde suelen aparecer actores como Jennifer Aniston, Ben Affleck, Renée Zellweger, Hugh Grant o Julia Roberts. Por ejemplo: Somos los Miller o Vacaciones en Familia. 

Se admiten sugerencias, déjanos tus favoritas en el cuadro de abajo. Y, tanto si estás en tu hogar habitual como en tu segunda residencia, protege vuestra noche de cine con un seguro de hogar. ¡Eso si es felicidad y tranquilad durante todo el año, no sólo en verano!