Nunca nos faltan consejos para ahorrar en electricidad, pero ahora que se acercan las fechas navideñas hay que tenerlos mucho más en cuenta, ya que ‘Podo’, comercializadora de electricidad, ha realizado un estudio que ha arrojado el dato de que el consumo de la electricidad en los hogares españoles aumentará un 20% en Navidad.

Los hábitos dentro de los hogares cambian en época navideña: días libres, reuniones familiares, celebraciones, comidas, cenas, adornos, etc. Todo genera un gasto que repercute directamente en la factura de electricidad y de gas, la cual suele ser abonada en enero, haciendo la cuesta de este mes mucho más complicada. A los gastos extras que generan estas fechas por la compra de regalos y comida, hay que unir el generado en consumo de electricidad.

Si tenemos en cuenta que la factura de la luz ha aumentado en los últimos meses, con este nuevo dato revelado por ‘Podo’ las complicaciones para los consumidores a la hora de enfrentarse a la temida factura de la electricidad, crecen.

Si te estás planteando prescindir de las luces navideñas que sueles colocar en el árbol, el balcón o el Belén, debes saber que este es el menor de tus problemas. Estas apenas generan un 3% del gasto total de luz consumida de más en Navidad.

El uso de las bombillas y alógenos para iluminar los hogares durante más horas, ya que pasamos más tiempo en casa debido al tiempo libre del que disponemos en las vacaciones navideñas; la calefacción eléctrica para lograr un ambiente más confortable tanto para nosotros como para las visitas que tengamos que recibir; el uso de electrodomésticos como el horno o la vitrocerámica para cocinar los alimentos destinados a los banquetes navideños, etc. son los que provocan el desmesurado aumento del 20% en la factura de la electricidad durante la Navidad.

Para lograr vivir con tranquilidad en casa durante la época de Navidad, sin preocuparnos de la llegada de la factura, lo más recomendable, según apunta ‘Podo’, es consumir de manera responsable. Y para ello es fundamental conocer el consumo que realizamos. Sólo así lo podremos controlar.

Aprovechar las horas valle, apagar las luces en estancias donde no sean necesarias o el uso de temporizadores, por ejemplo en la calefacción, puede ayudar a reducir el gasto hasta en un 30%.

Galicia, Castilla León y Cataluña son las Comunidades Autónomas donde más se acusa el incremento de la factura de la luz en Navidad