Aunque se trata de una app relativamente nueva, Snapchat se ha convertido en una de las más populares. Ya cuenta con más de 100 millones de usuarios y la cifra continuará creciendo.

Sin embargo, muchos de los usuarios de Snapchat no son conscientes de que sus publicaciones no son realmente “temporales”, como afirma la app, y tienden a compartir contenidos que nunca subirían a otras redes sociales. Kaspersky Lab ha elaborado una serie de consejos que puedes utilizar para mejorar la seguridad de tu cuenta.

El primero es extremadamente importante: contar con la contraseña adecuada. Cámbialas a menudo y no las reutilices.

El segundo hace alusión a la privacidad. Aunque hay personas a las que les gusta compartir en redes sociales toda su vida, la mayoría prefiere publicar solamente para las personas que conoce. Si este es tu caso, comprueba los ajustes de tu cuenta y asegúrate de estar compartiendo las cosas que publicas en “Mi historia” solamente con tus amigos, y no con todo el mundo.

Además, comprueba tu lista de amigos y asegúrate de que realmente los conoces a todos. Si alguien intenta agregarte, confirma que lo conoces antes de aceptar su solicitud de amistad.

También existe una opción llamada “Live”, una recopilación de noticias sobre eventos, vacaciones, lugares u otras cosas. Pero ten en cuenta que esto puede verlo todo el mundo si lo seleccionan.

Otra recomendación para aquellos que se preocupan por la privacidad de sus fotos, es no conectar ninguna aplicación de terceros a la cuenta de Snapchat, algo que la propia app también desaconseja.

¿Temporal?

La ventaja de Snapchat que hizo que esta destacara frente a otras aplicaciones es la posibilidad de enviar fotos y videos “temporales” a tus amigos. Pero hay muchas maneras de evitar la temporalidad de las imágenes, la más simple: hacer una captura de pantalla en el móvil.

También es muy importante hacer hincapié en que cualquier cosa que se publique en Internet no suele “desaparecer“. Las últimas cláusulas en los términos y condiciones de Snapchat afirman que la aplicación tiene “derecho a almacenar y compartir cualquier foto que se publique en la app“.

Finalmente, cuando hackean una cuenta de Snapchat, por lo general el resultado es el envío de un mensaje de spam a todos los contactos de la lista de amigos del usuario. Si descubres que tu cuenta ha sido hackeada, restablece tu contraseña lo antes posible.