Uno de los primordiales puntos de seguridad en una casa se ubica en las ventanas, que se pueden encontrar de diversos tipos y con distintas formas de cerramiento y apertura. Aquí, os vamos a mostrar unos cuantos datos para que podáis elegir si instalar ventanas oscilantes o correderas en casa.

Toma nota de las características de los tipos de ventanas para elegir mejor la que mejor se adapta a tu hogar y toma nota de estos consejos para acertar en tu elección.

Lo primero que debes hacer, es ajustar tus expectativas a tu presupuesto. Ajústate a él y selecciona el tipo de ventana para tu hogar dentro de tus posibilidades.

Piensa en el espacio con el que cuentas y calcula bien el tamaño y el número de ventanas que vas a necesitar. La inversión que vas a realizar es importante, y una mala elección de las ventanas para tu casa podría tirarla por tierra.

Existen distintos tipos de ventanas que difieren en el modo de apertura y cierre, en los materiales con los que están construidas y en el tipo de cristal. Dependiendo de estas tres características, el precio puede variar.

Ventanas oscilantes o correderas

Si nos centramos en el tipo de apertura y cierre, tienes dos opciones: ventanas correderas y ventanas oscilantes o también conocidas como oscilobatientes.

Ventanas correderas

Las ventanas correderas son más fáciles de acoplar en diversos espacios. Su modo de apertura en horizontal, siguiendo la línea de dirección de la pared en la que se ubican, logra ganar espacio en la sala, pues su apertura no ocupa lugar ni hacia el interior ni hacia el exterior de dicha estancia. Es cierto que su modo de cierre puede resultar menos hermético que en otro tipo de ventanas. Muchas personas, pensando en lograr una casa más segura, se decantan por otro tipo de ventanas más herméticas en su cierre.

Otro punto que debes tener en cuenta si eliges ventanas correderas para tu hogar, es que estas sólo abren una mitad del espacio. Mientras se desplaza uno de los ventanales hacia un lado, el otro ventanal queda inmovilizado. Con las ventanas correderas no existe posibilidad de que el marco completo que las rodea quede despejado y al aire. Sólo lo hará la mitad.

Ventanas oscilantes

Las ventanas oscilantes u oscilobatientes presentan un hermetismo mayor que las correderas. Su forma de apertura ofrece varias posibilidades y posiciones. Pueden abrirse ambos ventanales hacia los lados, por lo que el hueco completo quedará al aire, o puedes optar por abrir sólo un lateral. También presentan la opción de abatir cada ventana hacia el interior desde su parte superior, ideal para conseguir una leve ventilación de la estancia.

Para proteger tu casa del frío o del calor y completarla con unas ventanas que den buen resultado a la vez que se ajustan a su presupuesto, no dudes en consultar con expertos en la materia.