Sin lugar a dudas uno de los iconos históricos más notables de la ciudad de León, y de nuestro país es su magnífica catedral. Se trata de un edificio gótico de estilo francés construida sobre las ruinas de unos antiguos baños de origen romano. Es una las construcciones imprescindibles de España y que debes ver en tu próximo viaje.

Historia del templo

La Catedral de Santa María pasó por varios períodos de construcción en su historia antes de convertirse en el magnífico templo religioso que es en la actualidad. Los orígenes se remontan al siglo X cuando durante la época de la reconquista cristiana parte de las antiguas termas romanas, del siglo II, sirvieron como base del nuevo Palacio Real.

El recién nombrado Rey de León, Ordoño II que meses antes obtuvo una victoria contra los árabes en la Batalla de San Esteban de Gormaz decidió construir el templo, en agradecimiento a Dios por el beneficio que acababa de recibir, cedió su palacio real para que en sus aulas se erigiese el primer templo catedralicio.

Tras una sucesión de revueltas políticas y batallas bélicas, hacia el 1067 el estado de la Catedral era de suma pobreza. Por ello el rey Fernando se volcó en favores a la misma. Con la ayuda de la princesa Urraca, hermana del Rey, se inició la construcción de un nuevo edificio, acorde con las aspiraciones de la cristiandad románica, y dentro de su estilo arquitectónico.

La construcción se realizó en ladrillo y mampostería, y ocupaba la sede episcopal de Pelayo II. Constaba de tres naves rematadas con ábsides semicirculares. La nueva basílica fue consagrada durante el reinado de Alfonso VI el 10 de noviembre de 1073.

Pero el levantamiento de la actual catedral, que presenta un estilo gótico francés, comenzó en el año 1205. Aunque debido a los problemas económicos que atravesaban en esos momentos obligaron a paralizar las obras, finalmente en 1255 se reanudaron bajo el patrocinio del obispo Martín Fernández, con el apoyo del rey Alfonso X el Sabio.

Muchos fueron los problemas de la construcción de la Catedral de León desde el inicio. Gran parte de su planta está minada por hipocaustos romanos del siglo II, lo que dificultó la buena cimentación de los pilares. La acumulación de humedades y la filtración de aguas ocasionó graves inconvenientes a los maestros.

Por otra parte, la mayor parte de los sillares de la catedral son de piedra de mala calidad, deleznable ante los agentes atmosféricos. Además, la sutilidad de su estilo es un desafío a la materia; los soportes son sumamente frágiles, las líneas han quedado reducidas a una depuración total, a base de experiencias muchas veces frustradas.

Exterior de la Catedral

Sin duda lo más llamativo y característico del exterior de la Catedral es su fachada occidental. La dominan sus dos torres góticas de 65 y 68 metros respectivamente, que son diferentes entre sí, debido a que se construyeron en siglos distintos. La torre norte o Torre de las Campanas fue la primera en ser terminada, y la torre sur o Torre del Reloj se terminó casi cien años después.

Entre la parte inferior de las dos torres se encuentra el tiple pórtico principal del siglo XIII que da acceso al templo. Los dos pórticos de los extremos están dedicados a San Francisco y San Juan Bautista, y el central y más importante al Juicio Final. En todos ellos hay tallados con pasajes bíblicos y esculturas de apóstoles y reyes. En la parte superior del pórtico se sitúa el gran rosetón central con vidrieras de finales del siglo XIII.

La fachada sur es visible a lo largo de toda la Calle Ancha y cuenta con tres pórticos importantes. La portada izquierda, conocida como Pórtico de la Muerte, es una representación de un esqueleto con alas en una de las ménsulas. Además, está decorado con motivos heráldicos.

El pórtico central es conocido como el Sarmental. Está adornado con imágenes del Cristo con El Libro de la Ley, rodeado de iconos tetramorfos y evangelistas escribiendo sobre mesas. En el parteluz, se representa la imagen de San Froilán, patrón de la diócesis de León. La portada de San Froilán, situada en el extremo derecho, está enteramente dedicada este santo, mostrando imágenes relativas a sui vida, muerte y del traslado de sus reliquias a la Catedral de León.

Interior de Santa Maria

Sus 125 vidrieras que inundan de luz las tres naves, el crucero, el coro y el deambulatorio con capillas radiales, dan un colorido lleno de armonía. El efecto de la piedra clara en combinación con los rayos de sol que se filtran por las vidrieras le ha hecho ganarse el apodo de Casa de la Luz.

Su coro de sillería es el más antiguo de España. Está tallado en madera de nogal por artistas flamencos en el siglo XV y posee numerosas imágenes grabadas relacionadas con personajes del Antiguo Testamento.

Sobre el Altar Mayor se alza el retablo obra de Nicolás Francés, realizado a mitad del siglo XV. Es una mezcla del estilo gótico internacional y el flamenco en el que se representa la vida de San Froilán, el traslado del cuerpo de Santiago mediante un carro de bueyes y la presentación de la Virgen María en el Templo. A los pies del retablo se encuentra un relicario de plata con las reliquias de San Froilán.

La catedral cuenta con un gran número de capillas, entre las cuales destaca la Capilla de la Virgen Blanca, que guarda desde 1954 la escultura original de la misma.

Son destacables también las distintas esculturas funerarias y sepulcros, muchos de ellos recuperados de la antigua catedral románica. Entre los sepulcros llaman especialmente la atención el del Rey Ordoño II de León, cerca del Altar Mayor, el del Obispo Don Rodrigo, el de Martín "el zamorano" y el de Martín Fernández.

Horarios de visita

Verano: de lunes a sábado de 8:30h a 1:30h y de 16:00h a 20:00h. Domingos y festivos de 8:30h a 14:30h y de 17:00h a 20:00h.

Invierno: de lunes a sábado de 8:30h a 1:30h y de 16:00h a 19:00h. Domingos y festivos de 8:30h a 14:30h y de 17:00h a 19:00h.

Precios

La entrada es gratuita para menores de doce años siempre que estén acompañados por un adulto. Igualmente es gratuita para minusválidos.

Catedral:

  • Entrada Normal 5€.
  • Entrada jubilados, grupos y estudiantes 4€.
  • Entrada escolar 2€. Menores de 12 años y poseedores de Tarjeta Catedral gratis.

Museo:

  • Entrada Normal 5€.
  • Grupos de más de 20 personas 3,5€.
  • Entrada parcial 3€.
  • Entrada claustro 2€.