Hay destinos perfectos para viajar en solitario que ofrecen todo lo que puede desear una persona que quiere desconectar y perderse en algún lugar remoto sin compañía.

Viajar solo te permite asimilar la experiencia de una forma más intensa. La persona que viaja sola, conecta con el lugar de destino de una forma más abierta. En este sentido, hay destinos perfectos para viajar en solitario que lograrán que vivas una experiencia inolvidable e irrepetible:

  • Irlanda: es un destino perfecto para perderte. Parajes verdes, gente acogedora, pubs y una hermosa ciudad, Dublín, grande y tranquila para ser recorrida por el viajero. El clima suele ser lluvioso, pero la belleza de su entorno y la calidez de sus locales te resultarán de lo más acogedor.
  • Nueva Zelanda: su seguridad es uno de sus grandes reclamos para viajeros solitarios. Su entorno natural es inigualable: montañas, selvas, volcanes, playas, valles, ríos. Fue el entorno elegido para rodar “El Señor de los Anillos”. No es un destino barato, pero si te lo puedes permitir, compensa el gasto con la calidad del lugar y de sus gentes.
  • Holanda: un país liberal y de carácter abierto. Acoge cada año a millones de turistas que se animan a viajar solos. Ámsterdam, en concreto, es una ciudad que ofrece todas las facilidades para ser recorrida en bicicleta, una tentación para colgarse la mochila, la cámara de fotos y disfrutar de ella.
  • Malasia: un destino exótico, sin masificación turística, de gran belleza y barato. La gente es muy respetuosa y acogen con amabilidad al turista.
  • Australia: es otro de los destinos perfectos para viajar en solitario. Es un lugar muy seguro y que ofrece un entorno natural perfecto para contemplar en soledad. Australia invita a colgarse la mochila y descubrir su asombrosa geografía.

En todos estos destinos perfectos para viajar en solitario, te cruzarás con personas que, como tú, han optado por realizar un viaje interior, en soledad. Por lo tanto, no temas. En los momentos donde sientas necesidad de estar acompañado, seguro que no encontrarás dificultades para lograr dar con alguien con quien compartir las inquietudes de ese instante.

Vayas donde vayas, solo o en compañía, asegúrate de hacerlo con un buen seguro a prueba de imprevistos.