Siempre es buen momento para preparar un viaje o una escapada, y que mejor excusa que hacerlo de cara a San Valentín. Puedes convertirlo en una sorpresa de lo más romántica y sorprender a tu pareja.

Y como este año, el “día del amor” por excelencia cae en viernes, ya tienes el mejor pretexto para organizar una pequeña escapada con tu pareja y relajaros mientras os demostráis todo el amor que tenéis y de vuestra intimidad.

Si tienes niños, busca un motivo para “empaquetarlos” porque con estas opciones vas a disfrutar de lo lindo y a lograr la desconexión que necesitas del trabajo y el estrés de la vida diaria.

Alcalá de Henares

Alcalá de Henares, es una localidad madrileña, situada al nordeste de la Comunidad, cuna del escritor Cervantes. En esta ciudad se respira cultura en cada rincón y pasear por su centro histórico es una experiencia esquina, y es muy conocida por sus abundantes tapas que acompañan a cualquier aperitivo.

Fue declarada Ciudad patrimonio Mundial por la Unesco en 1998, sobre todo por el recinto histórico y el rectorado de la Universidad que es famosa por su antigüedad. Fue construida gracias al cardenal Cisneros el 13 de abril de 1499, y se convirtió en una de las primeras universidades del país, pero tras su declive durante el siglo XVIII, por medio de la Real Orden de 29 de octubre de 1836, se decretó su supresión en Alcalá y se trasladó a Madrid, donde pasó a denominarse Universidad Central.

Y si quiere encontrar un lugar especial, allí se encuentra el Parador de Alcalá de Henares, ubicado en un majestuoso colegio-convento y la Hostería del Estudiante del siglo XVII, (convertida hoy en restaurante) situados en el antiguo Colegio Mayor de San Jerónimo.

Donde antaño estaba la capilla, hay un spa en el que descansar, sin duda un lugar idóneo para disfrutar en pareja durante todo el mes de febrero. Además, puedes reservar una cena romántica en San Valentín en la Hostería del Estudiante.

Chinchón

Y seguimos en la Comunidad de Madrid, pero esta vez en el sur. Chinchón es un municipio situado entre viñedos y un lugar estupendo para practicar el enoturismo.

Uno de los lugares más conocidos de Chinchón es la Plaza Mayor, un ejemplo de arquitectura popular. Las primeras casas con soportales y balcones se construyeron en el siglo XV, quedando totalmente cerrada en el siglo XVII. De forma irregular y una estructura sencilla, es clara, ordenada y jerarquizada. Sus edificios tienen de tres pisos de altura y están adornados con galerías adinteladas y 234 balcones de madera.

Aquí podrás disfrutar de visitas guiadas en algunas sus bodegas, y de una excelente gastronomía, entre los que destacan el cocido madrileño, la sopa de ajo o el cordero asado. De hecho, también podrás alojarte en el Parador, donde puedes disfrutar de estas exquisiteces.

Es un lugar ideal para ir en pareja, y se encuentra ubicado en un antiguo convento agustino del siglo XVII. Cuenta con varios espacios gastronómicos en los que podrás disfrutar de una romántica cena San Valentín. Durante el mes de febrero, se ofrece además un menú especial por 50 euros. Además, en las habitaciones las parejas también podrán disfrutar de una botella de cava.

Granada

¿Se te ocurre algo más romántico que pasar un fin de semana dentro de un palacio? Pues eso es lo que puedes hacer si te escapas hasta la ciudad de Granada y te alojas en su parador.

Se encuentra en el recinto de La Alhambra, entre jardines y fuentes que evocan al pasado donde se mezcla lo árabe y lo cristiano. Situado en un antiguo convento, construido por orden de los Reyes Católicos sobre un palacio nazarí del que aún se conservan restos, como la Al Qubba y la Sala Nazarí, este hotel tiene un interior de ensueño.

Cuenta con obras de arte y excepcionales piezas de mobiliario, que decorar tanto el claustro como las estancias interiores. En su restaurante puedes degustar lo mejor de la gastronomía local y andaluza.

El palacio de la Alhambra y el Generalife, es sin duda monumento más emblemático de Granada, y uno de los más importantes y antiguos de nuestro país, que se conserva en un excelente estado. Y sus jardines son uno de los lugares más románticos de la ciudad: sus colores, el aroma de las flores y el sonido del agua lo convierten un lugar idílico para pasear el amor.

Además, la ciudad te ofrece muchos rincones maravillosos coomo el antiguo barrio árabe de El Albaicín, que está formado por un entramado de calles blancas sobre una colina, con sus iglesias barrocas y aljibes árabes. No puedes dejar de ver otras extraordinarias joyas de la arquitectura como el monasterio de La Cartuja o la Catedral.

Granada es una ciudad, que alberga maravillas por cualquier parte y unas vistas envidiables. No te pierdas una noche en una de las cuevas del Sacromente, uno de los barrios más antiguos y curiosos, tradicionalmente gitanos, donde podrás asistir a una zambra.

Asimismo, Granada es Ciudad Universitaria por lo que, si te gusta el ocio nocturno, aquí está garantizado. Sin duda una escapada, perfecta.