El blog de los seguros de El Corte Inglés

Rutas del cocido en España

Rutas del cocido en España Viajes

En estos días de frío, lluvias y nieve, que puede apetecer más que comerte un buen cocido. Y es que los fans de este “puchero” se cuentan a miles y es un plato que no falta en ninguna casa de nuestro país.

Su éxito se debe sin duda a la lenta cocción de todos sus ingredientes que es lo que da sabor a todo su conjunto, y según la región de España en la que te encuentres, se come de forma diferente y hay variaciones entre sus ingredientes.

Lo bueno de nuestro país es que vayas donde vayas, sabes que en cualquier viaje vas a acertar con la gastronomía de la zona.

Te contamos algunos de los lugares donde comer los distintos tipos de cocido.

Cocido madrileño

Uno de los lugares más famosos en los que comer cocido es en Madrid, donde degustarás el sabroso cocido madrileño. De hecho, este año se celebra su “X ruta del cocido madrileño” y esta edición, propone una ruta gastronómica que recorrerá varios restaurantes de la Comunidad de Madrid ofreciendo la posibilidad de degustar el típico plato de esta tierra.

La ruta recorre establecimientos de toda la región, además de algunos de los locales más típicos de Madrid, se unen localidades como Alpedrete, Alcalá de Henares o Alalpardo, que acogen restaurantes para disfrutar de los mejores cocidos por toda la Comunidad.

En su novena edición participaron 43 restaurantes entre los que se encontraban Casa Carola, Los Galayos, Malacatín y el Rincón de Goya.

Los comensales que acudan a disfrutar del cocido, tienen que saber que generalmente, este plato, en Madrid es servido en tres vuelcos: sopa, garbanzos y verdura, y carnes.

Cocido maragato

El cocido maragato es el cocido que toman en la Maragatería, comarca de la provincia de León, cuando el frío arrecia. La principal peculiaridad del cocido maragato reside en que se toma al revés que en otras tierras. También se sirve en tres vuelcos, como el madrileño, pero se toman primero las carnes, luego los garbanzos con las verduras y por último la sopa de fideos con un sustancioso caldo. De hecho, existe un dicho en la zona que dice: "de sobrar, que sobre la sopa”. Es decir, que cuando estés a punto de reventar, ellos prefieren que les sobre la sopa a todo lo demás.

Esta curiosa forma de comer viene de lejos. La historia dice que cuando los maragatos -los viajeros del lugar- recorrían las tierras españolas como arrieros, llevaban entre sus utensilios necesarios para los largos desplazamientos una fiambrera circular de madera donde guardaban porciones de carne de cerdo cocida, que se conservaba fresca cierto tiempo. Al llegar a las posadas o mesones se comían estas provisiones y, para terminar, pedían una sopa o caldo caliente.

Las carnes de este cocido son más contundentes y llevan entre sus ingredientes: panceta, manitas de cerdo, oreja, careta y morro de cerdo y costilla de cerdo.

Cocido montañés

Este cocido no es un “cocido” como los demás, ya que se particulariza por sus variaciones. El cocido montañés, o puchera montañesa, es típico de Cantabria, y es un guiso diferente porque se hace con alubias blancas y berza y se sirve de una sola vez, y no en varios vuelcos. A estas se les añade el compango compuesto de chorizo, costilla, morcilla y tocino.

El cocido montañés es un plato español con mucha tradición, que se remonta al final de la época medieval. De hecho, este guiso formó parte de la narrativa de Cervantes, alimentó a las tropas de Napoleón, a príncipes y a plebeyos. Entonces se le conocía como la olla podrida o potaje, y su nombre actual es de reciente creación ya que hasta 1966 no pasó a ser el cocido montañés propio del valle de Cabuérniga.

Cocido lebaniego

Este cocido es otro guiso cántabro, concretamente es uno de los platos gastronómicos típicos de Liébana. Esta versión que se sirve en dos vuelcos, se caracteriza por llevar los pequeños garbanzos lebaniegos o en su defecto pedrosillanos, las patatas y la berza. Para las carnes se aprovecha de la matanza del cerdo, chorizo, morro, morcilla, tocino, y un hueso de jamón, cecina de oveja, además de carne de ternera, codillo o zancarrón y el relleno, que es una masa hecha de miga de pan, huevo, chorizo y perejil.

Artículos destacados

Tu privacidad es nuestra prioridad

Utilizamos cookies propias y de terceros para fines estrictamente funcionales, permitiendo la navegación en la web, así como para fines analíticos, para mostrarte publicidad en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (p. ej. páginas visitadas) y para optimizar la web. Clica AQUÍ para más información. Puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar cookies” o configurarlas o rechazar su uso clicando en “Configurar cookies”.

Estrictamente necesarias

Estas cookies son necesarias para facilitar la correcta navegación por nuestro sitio web y aseguran que el contenido se carga eficazmente, permitiendo la correcta utilización de las diferentes opciones o servicios que en ella existen. Se incluyen cookies analíticas anónimas y agregadas para hacer recuento del tráfico del sitio y las páginas visitadas. 

Analíticas y optimización

Estas cookies son propias o de terceros que nos permiten optimizar tu experiencia en el sitio web, evaluando su rendimiento y mejorar añadiendo nuevas funcionalidades. 

Publicidad comportamental

Estas cookies son utilizadas para almacenar información del comportamiento de los usuarios obtenida a través de la observación continuada. Gracias a ellas, podemos conocer los hábitos de navegación en el sitio web y mostrar publicidad relacionada con el perfil de navegación del usuario.