Hace poco hicimos un tour por cinco de los países más pequeños del mundo y hoy, nos vamos a tres de las ciudades más raras del planeta. ¿En qué países estarán? ¿Por qué son tan sumamente especiales para ser visitadas por su rareza?

Preparados, listos… ¡seguro de viaje, cogemos altura y nos vamos!

  • Yangsi, la ciudad de los enanos, China. Justo la fotografía que acabas de ver. No se trata de un escenario preparado para un rodaje o de un parque temático.                    Es, ni más ni menos, una ciudad que un fuerte empresario ideó para que únicamente vivieran personas de baja estatura con el fin de evitar la gran discriminación que sufrían por parte de la sociedad de la época. (Sí, nosotros tampoco damos crédito).                       Esta mini-ciudad se encuentra en la provincia de Sichuan y, aunque hay diversas teorías sobre por qué hay tantos enanos en la zona, se cree que se trata de un proceso hereditario. Siendo las primeras generaciones las que vivieron rodeados de gases tóxicos durante la Segunda Guerra Mundial…  

Para rematar, es conveniente saber que hoy sí que … el círculo se cierra.

  • Neft Dashlari, Azerbaiyán. Un nudo de túneles, puentes, conductos, almacenes y carreteras. Todo, sobre el mar. Se trata de una plataforma de petróleo en la que viven (y trabajan obviamente) alrededor de 5.000 personas. Cuenta con biblioteca, Palacio de la Cultura y hasta un hospital. Una mini isla artificial.
  • Manshiyat Naser o Ciudad de la Basura, Egipto. Con ese nombre ya nos imaginamos lo que nos esperará durante su visita. Esta población se encuentra en las afueras de El Cairo. La basura se amontona dando lugar a montañas de la altura de edificios, también por las calles y hasta en los tejados. Sus habitantes se dedican al reciclaje, aunque, al parecer, muy limpios no es que sean…

Visto lo visto, mejor… ¡nos quedamos en casa!