Con el frío llegan los catarros y las gripes. Para proteger nuestra salud de ellos, además de recurrir a los medicamentos recomendados por los especialistas, también podemos hacer uso de remedios caseros que pueden resultar mucho más efectivos de lo que crees. De entre ellos, eliminar la congestión con cebolla es un ejemplo claro de remedio casero que funciona para aliviar las molestias que producen catarros y procesos gripales en esta época del año.

La cebolla es un ingrediente natural sin efectos secundarios. Resulta un eficaz remedio casero para la congestión y la tos y puede aplicarse tanto en niños como en mayores. ¿Su lado malo? Puede generar un olor muy desagradable si se concentra en una habitación.

Pero ¿por qué es posible eliminar la congestión con cebolla? Estas son las propiedades naturales de este producto:

  • La cebolla desprende unos vapores que actúan como humidificador natural. Por este motivo, logra actuar como un mucolítico natural.
  • Al lograr eliminar el moco, se alivia la tos producida por su acumulación en la garganta. De esta manera, la persona enferma puede descansar mucho mejor.
  • La cebolla contiene polifenoles, sustancias químicas que poseen una gran capacidad antiinflamatoria y ayudan a activar las defensas de nuestro organismo.
  • Todos los compuestos mencionados de la cebolla hacen de este alimento un estupendo calmante para las vías respiratorias inflamadas y congestionadas. Así, puede proteger tu salud de los molestos síntomas gripales.

Hay diferentes maneras de utilizar la cebolla para eliminar la congestión y la tos:

  • La más común es cortar en rodajas una cebolla. Debes colocar dichas rodajas en un plato que debe estar situado en la mesilla de noche, cerca del cabecero de tu cama, mientras duermes. Cierra la puerta y deja que los vapores de la cebolla se concentren en el dormitorio.
  • Hay personas que, al no soportar el intenso olor de la cebolla mientras intentan dormir, prefieren cenar una sopa elaborada a base de este alimento.
  • Una última manera de eliminar la congestión con cebolla es cortándola por el medio y colocando las dos mitades en un plato. A continuación, puedes añadir una cucharada de azúcar por encima de ellas. Hay personas que aseguran que el azúcar ayuda a disimular y suavizar el fuerte olor.

Cuidar de tu salud cuando un resfriado o un catarro hacen acto de presencia puede ser más fácil si complementas las prescripciones médicas con trucos caseros, como el de la cebolla para aliviar los síntomas gripales.