Cuidar de nuestra salud laboral depende de muchos factores, entre ellos la buena organización tanto del material como de las ideas y tareas.

La organización de la mesa de trabajo para mejorar la productividad es un punto importante que debes tener en cuenta. Un escritorio organizado, te ahorrará tiempos de búsquedas innecesarias, estrés por la falta de herramientas y retraso en la finalización de las actividades que tengas que realizar.

A continuación, te ofrecemos unos cuantos consejos que puedes tener en cuenta para saber cómo organizar tu mesa y mejorar tu productividad:

  • Con el tiempo, un escritorio de trabajo tiende a acumular objetos que ya no necesitamos. Para organizar tu mesa de trabajo, retira todo lo que hay encima de ella y tira lo que ya no uses o aquello que ya esté demasiado viejo y no cumpla su función a la perfección.
  • Coloca sobre la mesa sólo lo imprescindible. Procura no saturarla de objetos. Cuanto más espaciosa se muestre, más cómodo trabajarás.
  • Cuidar de la salud mental mientras trabajas es fundamental para ser productivo. Una mesa ordenada y con todos los elementos necesarios a mano se dará de una forma u otra dependiendo de la labor que tengas que desarrollar. Analiza con qué herramientas sueles trabajar y qué procesos de trabajo sigues, antes de colocar nada.
  • Si tienes que tomar notas, hazlo en un cuaderno, siempre el mismo. Si tienes que ordenar folios, usa bandejas y archivadores para no llenar la mesa de papeles. Si trabajas en un entorno completamente digital, procura tener espacio suficiente para trabajar cómodo y poder mover los brazos y las manos con soltura y sin obstáculos.
  • Evita desparramar los elementos más pequeños por encima de la mesa: bolígrafos, lápices, clips, grapas, etc. Guarda estos objetos de pequeño tamaño en cajas ordenadas a las que puedas acceder de forma rápida y cómoda.
  • Una mesa de trabajo ordenada también resultará más cómoda si es bonita. Si tienes posibilidad, no dejes de incluir una planta sobre ella o, por ejemplo, una fotografía de un ser querido.

Recuerda que para tener una mesa de trabajo ordenada es necesario mantener dicha organización en el tiempo. Quizás esa es la cualidad más complicada de practicar, la constancia, y por cuya ausencia terminamos trabajando en un espacio desordenado.

Saber cómo organizar tu mesa de trabajo te aportará muchos beneficios, como desarrollar tus tareas más rápido y ayudarte a potenciar tu creatividad. Para desarrollar una idea sin interrupciones, no hay nada más cómodo que tener cualquier material que necesites a mano. Esto te permitirá trabajar tranquilo y con fluidez.