El blog de los seguros de El Corte Inglés

Ventajas de los implantes dentales

Ventajas de los implantes dentales Vida Saludable

Cuando perdemos algún diente sin duda sentimos una gran preocupación no solo por las posibles molestias que nos pueda causar a la hora de comer, sino por los posibles efectos en la salud y sobre todo por nuestra apariencia.

Es indudable que la pérdida de una pieza dental nos afecta a nivel psicológico porque es un fallo estético evidente sobre todo si es un diente que se ve al sonreír. Gracias a los avances en el mundo de la odontología hoy es un problema que tiene solución.

Al perder un diente, el hueso que rodeaba la raíz de éste comienza a disminuir o a atrofiarse y los dientes adyacentes a la pieza perdida, intentan ocupar el espacio de este. Hay que tener en cuenta que la pérdida de un diente no solo afecta a la sonrisa, sino que, además, cambia la forma del rostro, y provoca que se vea prematuramente envejecido.

En la actualidad, existen diversos tipos de prótesis dentales para sustituir la pérdida de una pieza dental, pero la solución más cómoda, eficaz y duradera es sin lugar a dudas el implante dental.

En un principio resultaba un proceso altamente costoso, y aunque no es muy barato, desde los primeros implantes creados, progresivamente se han ido haciendo innovaciones que están mejorando las prestaciones y se ha logrado reducir costes, es mucho más económico para el paciente.

Que procedimientos se llevan a cabo para hacer un implante

Antes de colocar un implante dental es necesario realizar un estudio clínico y radiológico para poder llegar a un diagnóstico correcto. El implante dental suele ser un pequeño componente de titanio el cual sustituye la raíz del diente perdido y se inserta en el hueso. Sobre él se coloca una corona, que será la parte visible, la cual restaura la funcionalidad y estética de la pieza perdida.

Su suele recomendar la colocación de un implante dental en diferentes casos como pérdidas de dientes debido a una enfermedad (enfermedad periodontal, caries, etc.), tras la pérdida dental por un accidente y en caso de ausencia congénita de dientes. Por lo general, por cada pieza pérdida debe colocarse un implante, aunque en algunas zonas de la boca donde los dientes reciben menos carga, es posible reducir el número de los mismos.

Normalmente cuando se va a colocar un implante se recurre a la anestesia local, y algunos de ellos, como son los de carga inmediata, permiten reducir el procedimiento. Gracias a los últimos avances en implantología en una misma sesión, se puede realizar la extracción de un diente, colocar el implante e incorporar en ese momento la prótesis provisional, sustituyendo la pieza que requería tratamiento.

Asimismo, la tecnología ya permite realizar implantes asistidos por ordenador, CAD-CAM.  Este tipo de procedimiento permite fijar de forma mucho más precisa e indolora el implante, ya que previamente se realiza una TAC al paciente, lo que proporciona al implantólogo toda la información anatómica necesaria. Además, hay menor probabilidad de que la corona se afloje con el tiempo y, a nivel estético, el resultado es más eficaz.

Ventajas de los implantes

Es la opción más segura para el paciente porque la prótesis va unida al hueso, y no a otros dientes.

Evita la pérdida ósea ya que se conserva la función sobre el hueso.

Al masticar la sensación es muy parecida a la de un diente natural.

Tiene mayor duración. Hay datos que revelan que más de 90% dura en períodos de 20 a 30 años.

El implante somete al hueso a una fuerza similar al masticar que la que se tiene con los dientes naturales, por lo que permite conservar su forma biológica.

Favorece la producción de la osteointegración, que es la unión directa a nivel molecular de la superficie de titanio del implante con el hueso. Dicha unión es tan fuerte que la única forma de separar el titanio del hueso sería extrayendo el hueso que lo rodea. Este proceso tiene lugar en unas 6-8 semanas.

En aquellos casos en los que hay una pérdida completa de todas las piezas dentales, los implantes son la mejor solución para mejorar la calidad de vida. Muchos pacientes que llevan prótesis completas tienen una dificultad considerable para adaptarse a las dentaduras de quita y pon. El implante dental es fijo y cómodo y no hay piezas de las cuales preocuparse porque una vez se ha colocado seguirán funcionando bien.

El mantenimiento de los implantes es similar al que necesitan los demás dientes, y es mucho más sencillo a la hora de mantener una higiene bucodental correcta.

Tu privacidad es nuestra prioridad

Utilizamos cookies propias y de terceros para fines estrictamente funcionales, permitiendo la navegación en la web, así como para fines analíticos, para mostrarte publicidad en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (p. ej. páginas visitadas) y para optimizar la web. Clica AQUÍ para más información. Puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar cookies” o configurarlas o rechazar su uso clicando en “Configurar cookies”.

Estrictamente necesarias

Estas cookies son necesarias para facilitar la correcta navegación por nuestro sitio web y aseguran que el contenido se carga eficazmente, permitiendo la correcta utilización de las diferentes opciones o servicios que en ella existen. Se incluyen cookies analíticas anónimas y agregadas para hacer recuento del tráfico del sitio y las páginas visitadas. 

Analíticas y optimización

Estas cookies son propias o de terceros que nos permiten optimizar tu experiencia en el sitio web, evaluando su rendimiento y mejorar añadiendo nuevas funcionalidades. 

Publicidad comportamental

Estas cookies son utilizadas para almacenar información del comportamiento de los usuarios obtenida a través de la observación continuada. Gracias a ellas, podemos conocer los hábitos de navegación en el sitio web y mostrar publicidad relacionada con el perfil de navegación del usuario.