El blog de los seguros de El Corte Inglés

Tipos de cuentas bancarias

Tipos de cuentas bancarias Finanzas

El hecho de abrir una cuenta bancaria es, para la mayoría de personas, su primer contacto con el sistema financiero. Es un trámite totalmente necesario hoy en día para funcionar en cualquier aspecto de nuestras vidas.

De hecho, son un producto indispensable para la mayoría de españoles, ya que la cuenta es el “lugar” donde domiciliamos los recibos, donde recibimos las nóminas, donde van a cargan los gastos de la tarjeta de crédito, etc. Son en definitiva, la piedra angular en la que pivotan nuestras finanzas personales y nuestro dinero.

Por eso es fundamental dedicar el tiempo necesario e informarnos convenientemente a la hora de elegir la cuenta bancaria que más se vaya a ajustar a nuestras necesidades. El primer paso para dar con la cuenta más adecuada es tener claro para qué vas a utilizar, ya que existen diferentes tipos y aunque todas funcionan de forma simular, hay pequeñas diferencias.

Lo primero que tienes que saber es que las cuentas bancarias son depósitos de dinero. Generalmente son de carácter indefinido y que puedes cancelar cuando lo desees. A través de estas centralizas una serie de gestiones financieras muy comunes que son:

  • Ingresar o retirar efectivo
  • Realizar pagos o transferencias
  • Domiciliar recibos
  • Contratar otros servicios financieros

Por si no lo sabías, una cuenta bancaria puede tener uno o varios titulares, de hecho si compartes esta titularidad con otro o varios individuos, la forma de disponer del dinero y de operar la cuenta, puede ser de dos maneras:

  • mancomunada o conjunta: en este tipo de cuenta se necesita la firma de todos los titulares para autorizar cualquier operación.
  • solidaria o indistinta: en este modelo cualquiera de los titulares puede operar libremente.

Además, como titular de una cuenta también puedes nombrar miembros autorizados, que podrán disponer del dinero en tu nombre.

Tipos de cuentas

Fundamentalmente existen dos grandes tipos de cuentas bancarias: las cuentas corrientes y las cuentas o libretas de ahorro. Las primeras son las más habituales y las segundas son similares a las primeras pero enfocadas al ahorro. Estas dos tienen una serie de características comunes:

Liquidez total: en ambos tipos de cuenta puedes hacer tanto ingresos como retirar tu dinero cuando quieras. Eso sí, ten en cuenta que si vas a retirar una cantidad de efectivo elevada es recomendable que avises al banco con antelación.

Facilidad de apertura: para poder abrir una cuenta solo necesitas presentar un documento identificativo como el DNI, el NIF o la tarjeta de residente. Por otro lado, los bancos solicitan otro tipo de documentación para identificar mejor a sus clientes, como una nómina para los asalariados o la declaración del IVA para los autónomos. En el caso de los menores de edad también pueden abrir una cuenta bancaria siempre que vayan acompañados de la firma del representante legal o tutor.

Remuneración: como las cuentas son un producto operativo la remuneración que ofrecen es escasa o nula y casi no da intereses.

Operativa: con este tipo de cuentas puedes disponer tanto de tarjetas de débito como de crédito asociadas a la cuenta bancaria, en la que también puedes domiciliar tu nómina y cualquier tipo de recibo. Además puedes consultar el saldo, retirar dinero de los cajeros, o realizar transferencias son otras de las operaciones posibles.

Comisiones: en este estas cuentas se suelen cobrar comisiones de administración y mantenimiento, y otras por realizar transferencias o por usar cajeros que no son de la entidad bancaria.

A estas dos grandes modalidades de cuentas se les suman otros adheridos que las entidades bancarias crean para resultar más atractivos para el cliente. Una de ellas entre las cuentas a la vista son las cuentas nómina. En estas, el requisito para contratarlas es domiciliar la nómina u otro ingreso regular, como por ejemplo la pensión. Como contrapunto, estas cuentas ofrecen ventajas, como bonificaciones en los recibos, eliminación de comisiones de mantenimiento, cierta remuneración e incluso regalos. 

Por otro lado, otro tipo de cuenta corriente específica es la cuenta de valores. En estas no se deposita dinero sino valores https://seguros.elcorteingles.es/blog/economia/finanzas/que-es-inversion-sostenible-responsable-isr/, como acciones o bonos. Es un instrumento necesario para poder gestionar los títulos y debe ir vinculado a una cuenta corriente en la que se ingresará efectivo para comprar los valores. Además, en esta cuenta se cobrarán los dividendos y el dinero resultante de las operaciones de venta.

Asimismo, existen un tipo de cuentas bancarias orientadas al ahorro, como son las cuentas a la vista remuneradas. Como su propio nombre indica, este tipo de cuentas ofrecen algún tipo de remuneración, por lo que, el saldo de la cuenta te generará intereses. Eso sí, suelen tener una operatividad más limitada que en el caso de una cuenta corriente: no admiten domiciliaciones de nóminas o recibos, o que asocies una tarjeta de débito o crédito a ella, aunque esto último puede ser una ventaja pero esto puede ser visto como una ventaja si lo que quieres es ahorrar. A diferencia de un depósito a plazo, puedes disponer de tu dinero cuando lo necesites, sin penalizaciones.

Por qué cuenta me decanto

Una vez conoces los tipos de cuentas que existen en el mercado bancario, debes decidir en torno a una serie de valores cual te conviene más. Para elegir la que mejor se adapte a lo que estás buscando debes tener en cuenta una serie de valores:

  • Comisiones y gastos que se aplican, si se pueden eliminar o reducir contratando otros productos bancarios o cumpliendo una serie de condiciones.
  • Qué costes tienen los descubiertos, es decir cuando dejas la cuenta en “números rojos”.
  • Si hay que mantener un saldo mínimo.
  • Qué operativa está permitida.
  • La oferta de tarjetas de débito y crédito asociadas y cuál es su coste.
  • Intereses. en el caso de las cuentas remuneradas, debemos saber si el tipo de interés se ofrece durante un período determinado (tres, seis meses) o si se mantiene de forma indefinida. Para que la rentabilidad sea aceptable, el tipo de interés deberá ser al menos superior a la inflación.
  • Operativa online. Qué operaciones se pueden realizar desde la banca electrónica o móvil. Probablemente realizar las gestiones por Internet sea más económico que acudir a una oficina bancaria.
Artículos destacados

HABLA CON UN ASESOR

Deja tus datos y te llamaremos para resolver tus dudas y recibir asesoramiento

OBTENER PRESUPUESTO Y CONTRATAR

¿Quién es responsable del tratamiento de tus datos personales?

▪ CENTRO DE SEGUROS Y SERVICIOS, CORREDURÍA DE SEGUROS, S.A., GRUPO DE SEGUROS EL CORTE INGLÉS (Sociedad Unipersonal) Inscrita en la DGSyFP con Nº J0200 / Concertado Seguro de Responsabilidad Civil y Capacidad Financiera, según legislación vigente. Existencia de vínculo estrecho con Seguros El Corte Inglés, Vida, Pensiones y Reaseguros, S.A.U.

▪ N.I.F.: A-28128189

▪ Domicilio social: C/  Hermosilla 112, 28009 - Madrid

▪ Domicilio oficina principal: C/ Princesa 47,  28008 - Madrid

▪ Datos registrales: Registro Mercantil de Madrid: Tomo 945, Folio 1, Inscripción 32, Hoja M – 18707.

Representante de CENTRO DE SEGUROS Y SERVICIOS: delegado.protecciondatos@seguroseci.es

¿Con qué finalidad recabamos tus datos personales?

Facilitarte un presupuesto del seguro o servicio solicitado según los datos que has indicado, así como, en su caso, llevar a cabo la contratación del seguro o servicio solicitado.

¿Por cuánto tiempo almacenamos tu información personal?

Tus datos serán conservados mientras dure la actividad y una vez finalizada se conservarán durante el tiempo legalmente establecido.

¿Cuál es la legitimación que tenemos para realizar su tratamiento?

La legitimación para el tratamiento viene determinada por tu consentimiento, que ha sido prestado y recabado a través de la solicitud que has realizado en nuestra web. En caso de que realices una contratación, la legitimación para el tratamiento de tus datos será la ejecución del contrato.

¿A quién podemos comunicar tu información personal?

Se podrán comunicar los datos facilitados por el cliente para realizar la tarificación o contratación del seguro o servicio, así como a las Administraciones Públicas que lo requieran en virtud de disposición legal.

¿Cómo puedes ejercer tus derechos?

Tienes derecho a obtener el acceso a tu información personal, así como a solicitar la rectificación de los datos inexactos o, en su caso, solicitar la supresión cuando, entre otros motivos, los datos ya no sean necesarios para los fines para los que fueron recogidos.

En determinadas circunstancias, y por motivos relacionados con tu situación particular, podrás oponerte al tratamiento de tus datos. Tu información personal dejará de tratarse para aquellas finalidades respecto de las que hayas manifestado tu oposición. De igual forma puedes ejercer el derecho de limitación del tratamiento de tu información personal, solicitándonos la conservación de la misma.

En determinadas circunstancias, podrás solicitar la portabilidad de tus datos a otro responsable de tratamiento.

Podrás ejercer tus derechos sin coste alguno, recibiendo una respuesta en los plazos establecidos por la legislación vigente en materia de protección de datos. Puedes elegir entre los siguientes medios:

-          Solicitud escrita y firmada dirigida a Centro de Seguros y Servicios, Correduría de Seguros, S.A.U., Grupo de Seguros El Corte Inglés en la C/ Princesa, nº 47, 28008 - Madrid (Servicio de Atención al Cliente), debiendo adjuntar copia del documento que acredite tu identidad, así como su dirección de correo electrónico, si dispones de ella.

-          Solicitud a la dirección de correo electrónico: atcliente@cess.elcorteingles.com, adjuntando fotocopia y/o copia escaneada del documento que acredite tu identidad.

-          Llamando al teléfono 91 266 87 56, Servicio de Atención al Cliente de CENTRO DE SEGUROS Y SERVICIOS.

Puedes presentar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de Datos, especialmente cuando no estés satisfecho con la respuesta al ejercicio de sus derechos. Para más detalle, puedes consultar la web www.agpd.es

Tu privacidad es nuestra prioridad

Utilizamos cookies propias y de terceros para fines estrictamente funcionales, permitiendo la navegación en la web, así como para fines analíticos, para mostrarte publicidad en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (p. ej. páginas visitadas) y para optimizar la web. Clica AQUÍ para más información. Puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar cookies” o configurarlas o rechazar su uso clicando en “Configurar cookies”.

Estrictamente necesarias

Estas cookies son necesarias para facilitar la correcta navegación por nuestro sitio web y aseguran que el contenido se carga eficazmente, permitiendo la correcta utilización de las diferentes opciones o servicios que en ella existen. Se incluyen cookies analíticas anónimas y agregadas para hacer recuento del tráfico del sitio y las páginas visitadas. 

Analíticas y optimización

Estas cookies son propias o de terceros que nos permiten optimizar tu experiencia en el sitio web, evaluando su rendimiento y mejorar añadiendo nuevas funcionalidades. 

Publicidad comportamental

Estas cookies son utilizadas para almacenar información del comportamiento de los usuarios obtenida a través de la observación continuada. Gracias a ellas, podemos conocer los hábitos de navegación en el sitio web y mostrar publicidad relacionada con el perfil de navegación del usuario.