El blog de los seguros de El Corte Inglés

¿Qué ocurre en tu coche si te saltas las marchas?

¿Qué ocurre en tu coche si te saltas las marchas? Automóvil

La mayoría de los coches que se conducen en España son de cambio de marchas manual, a diferencia de los novedosos coches eléctricos a los que nos vamos a ir acostumbrando en un corto/medio plazo.

En ocasiones, cuando vamos conduciendo nuestro coche manual y tenemos un descuido, pasamos de una marcha a otra que no es a la que deberíamos haber pasado con el embrague pisado y nuestro coche reacciona de forma brusca.

Ya que la palanca de cambios es el sistema que se encarga de enviar la fuerza del motor a las ruedas, conviene utilizarlo de forma adecuada para evitar el desgaste o rotura de alguna pieza.

¿Por qué sucede esto? ¿Qué consecuencias puede tener para nuestro coche saltarnos las marchas con el embrague pisado?

  • Si el cambio es ascendente no tiene por qué existir problema alguno para el automóvil siempre y cuando hayamos ido soltando el embrague lentamente para dar tiempo a que la transmisión y el motor se sincronicen correctamente.
  • Lo mismo sucede en el caso de una reducción de marcha brusca. Por ejemplo, si en un determinado momento tenemos que pegar un frenazo y no nos da tiempo a pisar el embrague.

Si las situaciones son menos controladas y tienen un punto más violento como por ejemplo, que no hayamos pisado el embrague lo suficiente o lo hayamos soltado antes de tiempo, pueden suceder consecuencias como:

  • Las ruedas pueden bloquearse.
  • Si pasamos de 2ª a 6ª, por ejemplo, podría desembocar en una avería de mayor grado.

En definitiva, estas prácticas no suelen suponer grandes averías o consecuencias graves en nuestro automóvil pero los especialistas recomiendan no llevarse a cabo muy a menudo. En este sentido, por lo que pueda pasar, conviene tener el coche protegido con un seguro afín a sus características y uso. 

Tu privacidad es nuestra prioridad

Utilizamos cookies propias y de terceros para fines estrictamente funcionales, permitiendo la navegación en la web, así como para fines analíticos, para mostrarte publicidad en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (p. ej. páginas visitadas) y para optimizar la web. Clica AQUÍ para más información. Puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar cookies” o configurarlas o rechazar su uso clicando en “Configurar cookies”.

Estrictamente necesarias

Estas cookies son necesarias para facilitar la correcta navegación por nuestro sitio web y aseguran que el contenido se carga eficazmente, permitiendo la correcta utilización de las diferentes opciones o servicios que en ella existen. Se incluyen cookies analíticas anónimas y agregadas para hacer recuento del tráfico del sitio y las páginas visitadas. 

Analíticas y optimización

Estas cookies son propias o de terceros que nos permiten optimizar tu experiencia en el sitio web, evaluando su rendimiento y mejorar añadiendo nuevas funcionalidades. 

Publicidad comportamental

Estas cookies son utilizadas para almacenar información del comportamiento de los usuarios obtenida a través de la observación continuada. Gracias a ellas, podemos conocer los hábitos de navegación en el sitio web y mostrar publicidad relacionada con el perfil de navegación del usuario.