Operación de miopía, ¿la cubre el seguro de salud?

Cada vez hay más casos de miopía en la población, y la tendencia es claramente creciente. ¿Cubre esta intervención tu seguro de salud? Enfermedades

Calcula tu seguro de salud

Si eres miope, seguro que alguna vez te has planteado pasar por el quirófano. Cierto es que las operaciones oftalmológicas ya no son lo que eran, gracias a los enormes avances que se producen cada año en el campo de la cirugía oftalmológica. 

Los oftalmólogos incluidos en el cuadro médico de los seguros de salud comercializados por El Corte Inglés Seguros pueden hacernos revisiones periódicas para así poder detectar cualquier problema que aparezca en nuestra vista. Hipermetropía, astigmatismo y miopía son los tres más conocidos y en cuanto se alcanzan determinadas dioptrías que hacen complicada o dificultosa la visión, tenemos inevitablemente que llevar gafas o lentillas.

Dado que esto limita un poco nuestra comodidad -por ejemplo, a la hora de realizar actividades deportivas-, el hecho de que con el uso de mascarillas las gafas se empañan, que colocarse las lentillas cada día puede dar pereza, en algunos casos irritar los ojos o simplemente por coquetería, son muchos los que toman la determinación de operarse. ¿Está esta operación cubierta por el seguro de salud?

Cobertura de oftalmología en los seguros de salud

A diferencia de la garantía dental, que, en algunas ocasiones, debemos contratar como ampliación en nuestra póliza, en prácticamente todos los seguros de salud la especialidad de oftalmología se encuentra dentro de las coberturas. Como bien sabemos, cada aseguradora es libre de decidir qué servicios o tratamientos incluye en sus condiciones, así que lo más conveniente es que siempre consultes tu póliza para comprobar qué tienes incluido en las condiciones de esta.

Generalmente, consultas, revisiones y diagnósticos lo suelen estar, así podrás tener tu vista cuidada y controlada, de manera que si surge algún problema, la reacción será rápida y podrás acceder a los tratamientos que te aconseje el oftalmólogo para tu patología. Afecciones tales como el estrabismo, queratitis, conjuntivitis o retinopatías, entre otras, pueden estar cubiertas por tu seguro médico, así como el seguimiento por parte del doctor hasta que la enfermedad haya remitido.

Las operaciones para eliminar la miopía crecen en número cada día ya que los avances permiten cirugías incluso con bastantes dioptrías

Por supuesto, la graduación de la vista también será realizada por los especialistas de este campo, si necesitas empezar a usar gafas o lentillas. 

En algunas pólizas, podrás encontrar cobertura para ciertas cirugías oftalmológicas que ayudarán enormemente a obtener una mejor calidad de visión y por ende, de vida. Glaucoma, lagrimales obstruidos o desprendimientos de retina son algunas de las que quizá veas entre los servicios que ofrecen las aseguradoras.

¿Cubre el seguro la cirugía para eliminar la miopía?

Adeslas Gama Plena contempla en sus coberturas la retinografía, la tomografía de coherencia óptica, tratamiento de la degeneración de la mácula asociada a la edad mediante inyección intravítrea farmacológica o terapia fotodinámica (aunque los medicamentos los pagará el asegurado) o la ortóptica. Sin embargo, la corrección quirúrgica de la miopía, el astigmatismo, la hipermetropía, la presbicia o cualquier patología refractiva ocular no figuran entre los tratamientos cubiertos.

Como podemos ver, este tipo de cirugías para la corrección de estas patologías no suele estar incluida en los seguros médicos, pero siempre puedes informarte para contratar un seguro de salud con el que te sientas bien atendido, que ofrezca los servicios más habituales, de modo que no tengas que pagar una consulta privada cada vez que acudes por un problema en la vista y gracias al que quizá puedas encontrar acuerdos ventajosos con alguna clínica concertada, como precios especiales para aquello que rodea a la cirugía, como consultas iniciales, de seguimiento o revisiones posteriores a la operación.

Una alternativa a la cirugía, si aún no estas seguro o necesitas pensártelo, es la ortoqueratología, que está ofreciendo muy buenos resultados. Introducida a mitad de la década de los 90 en Estados Unidos, la ortoqueratología nocturna es capaz de permitir que una persona miope no necesite llevar gafas ni lentes de contacto durante el día. El tratamiento consiste en el uso de unas lentillas de geometría inversa durante la noche, que actúan mientras el paciente duerme. Consiguen que, cuando llega la mañana y se retiran las lentes de contacto, el paciente pueda ver perfectamente, ya que se reduce (llegando en la mayor parte de los casos a eliminar las dioptrías) de manera temporal la miopía. De este modo, no se necesitan llevar gafas durante la mayor parte del día, ya que con el paso de las horas, el efecto se va reduciendo gradualmente. 

Ya hay alternativas con muy buenos resultados para niños y adolescentes hasta que llega el momento en que pueden someterse a una cirugía para eliminar la miopía

Se utiliza con mayor frecuencia en los niños y adolescentes, para frenar el avance de la miopía, ya que podrían reducir a la mitad el crecimiento de las dioptrías con su uso continuado durante la etapa del crecimiento. Ojo, no la elimina, pero que a tu hijo le crezca la miopía media dioptría al año en lugar de una, nos coloca en una situación ventajosa a la hora de operarse en la etapa adulta, si así lo decide. 

Como cada caso es diferente, lo mejor es acudir al oftalmólogo elegido en el cuadro médico de nuestro seguro y que nos informe acerca de la mejor opción para nuestra necesidad particular. 

¿Cuánto cuesta una operación de miopía?

El precio de la cirugía para corregir la miopía en España oscila entre los 700 y los 1000 euros por cada ojo. No influyen tanto las dioptrías a eliminar como la técnica que el cirujano considere más adecuada utilizar para la intervención. Si es necesario usar lentes intraoculares, el precio puede ascender a más de 2000 euros por ojo.

Operación de miopía en Madrid

En Madrid hay muchos hospitales de reconocida fama. En la mayoría de ellos puedes acudir a tu consulta de oftalmología ya que los especialistas que trabajan en ellos están dentro del cuadro médico de los seguros de salud. 

En algunos, además, podrás operarte con unos precios muy ventajosos, ya que hay clínicas y hospitales que ofrecen descuentos a aquellos asegurados de compañías como Adeslas.

¿Me puede operar la seguridad social de miopía?

A día de hoy, la sanidad pública cubre tus consultas de oftalmología, pero solo se contempla dentro de sus coberturas la cirugía de cataratas convencional. Por eso, si tu dolencia no está relacionada con esta patología, por ahora tu oftalmólogo en la seguridad social podrá hacerte un seguimiento, pero no llevar a cabo la intervención. 

Si deseas prescindir de las gafas o lentillas, tendrás que hacer uso de tu seguro médico, buscando aquel especialista que pueda operar tu miopía en un centro hospitalario donde haya algún tipo de descuento por ser asegurado. Siempre es conveniente conocer las condiciones de tu póliza, para saber cuáles son las coberturas y ventajas sobre los precios ofrecidos al público general que tienes a tu disposición.

¿Cuándo es recomendable operarse de miopía? ¿A qué edad lo hago?

La operación de miopía, o cualquiera que tenga que ver con la cirugía refractiva, puede realizarse a partir de los 18 años, edad en la que el ojo se considera maduro y deja de crecer. Hay casos en los que la miopía sigue aumentando, por lo que parece sensato, si no es necesario como en las ocasiones en que el paciente pretende presentarse a alguna oposición en la que es condición indispensable no utilizar gafas o lentes de contacto, esperar unos pocos años más. Del mismo modo, hay ocasiones en que la miopía puede crecer cuando se somete la vista a sesiones de estudio intensas, por lo que muchos esperan a terminar su etapa universitaria antes de entrar en quirófano. 

Por otro lado, hay que tener en cuenta que en ciertas ocasiones no puede realizarse este tipo de cirugía, como en el embarazo, si la mujer está lactando, si se padece diabetes, alguna enfermedad autoinmune o si se sigue una terapia con fármacos que puedan alterar la cicatrización normal tras la intervención.

¿Hasta qué grado de miopía se puede operar?

Se considera que las dioptrías máximas que puede presentar el paciente son 10, en algunas ocasiones 12, siempre que los ojos del paciente estén sanos. Por supuesto, hay que descartar patologías existentes en córnea o retina. Y además el cirujano debe valorar qué tipo de intervención y técnica es la más adecuada para cada paciente, por si fuera más conveniente la colocación de lentes intraoculares que realizar otra clase de cirugía para que el paciente tenga la mejor alternativa y garantía de que su vista recibirá los mejores cuidados.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE SEGUROS