¿Qué seguro necesito para viajar a Nueva York?

Nueva York, la ciudad de los sueños. Si vas a visitarla, duerme tranquilo llevando contigo un buen seguro de viaje. Viajes

Nueva York es mundialmente conocida como la ciudad de los sueños. Se trata de una ciudad enorme, llena de edificios altísimos y de muchos lugares emblemáticos como Times Square. Tu viaje a esta espectacular y famosa ciudad puede ser, tal como lo dice la frase, un sueño hecho realidad o puede convertirse más bien en lo contrario, una pesadilla. Lo más probable es que si viajas a esta ciudad sin un seguro de viaje, suceda esto último.

¿Es necesario contratar un seguro para viajar a Nueva York?

Si estás planteándote viajar a Nueva York y te estás preguntando si contratar un seguro, la respuesta es sí. A pesar de que pueda parecerte innecesario y pienses que no merece la pena el sobrecoste, hay múltiples razones por las que contratar un seguro de viaje es necesario. A pesar de que cuando entres en Estados Unidos no se te va a requerir ningún tipo de seguro obligatorio, a diferencia de otros países, es esencial que viajes lo más preparado y protegido posible. Además, contratar una póliza puede hacer tu viaje diez veces más cómodo, puesto que te quitas de encima muchas preocupaciones.

Por qué es recomendable contratarlo

En primer lugar, debes tener en cuenta que, en Estados Unidos, cualquier gasto médico puede costarte entre cientos y miles de dólares. Así, para evitar llevarnos una sorpresa, es importante invertir en un seguro que nos proporcione una buena cobertura médica.

Además, podemos tener la mala suerte de perder o de que nos roben nuestro equipaje o nuestra documentación. En este caso, si contratamos un seguro de viaje, se encargará de cubrir los gastos adicionales ocasionados por esta situación. 

Una ciudad como Nueva York es digna de visitar y lo harás con total tranquilidad si como uno de tus acompañantes eliges un buen seguro de viaje

Se pueden dar múltiples situaciones en las que algo no sale tal y como lo planeamos, lo que genera un problema y nos añade un estrés innecesario que no deberíamos sufrir, puesto que cuando nos vamos de vacaciones buscamos, ante todo, relajarnos.

Por tanto, con el objetivo de estar lo más cómodos, satisfechos y protegidos posible, la mejor opción es contratar un seguro de viaje y evitarnos preocupaciones extra.

Así debe ser tu seguro para viajar a Nueva York

Al contratar un seguro de viaje, debes asegurarte de que cubre todo lo necesario, porque, ya que estamos saliendo del país, en caso de tener algún problema nos sentiremos más tranquilos sabiendo que nuestra póliza ofrece coberturas para lo más esencial… y un poco más.

Puedes comparar varios antes de elegir un seguro, con el fin de encontrar el que se adapte mejor a tus necesidades. Pero recuerda, siempre debes fijarte bien en las coberturas de los seguros de viaje, puesto que no todos cubren lo mismo y dejan apartadas cuestiones que son consideradas necesarias. Te indicamos algunas de las coberturas esenciales, aunque hay otras que puedes añadir.

Asistencia médica en el extranjero

En Estados Unidos, la sanidad es privada y, como hemos explicado antes, extremadamente cara. Por tanto, cualquier pequeño incidente puede costarte varios cientos de dólares. En el caso de que, desgraciadamente, sufrieras algún accidente o tuvieras algún problema médico y necesitaras asistencia hospitalaria, puedes acabar teniendo que pagar una cantidad astronómica de dinero.

Además, este país no tiene convenios sanitarios con otros países, por lo que tu tarjeta sanitaria española no es válida.

Así, tu póliza deberá hacerse cargo de los gastos derivados de la asistencia sanitaria en este destino, en caso de necesitarla.

Retraso o cancelación de vuelo

Tu póliza debe encargarse de los gastos adicionales que aparecen cuando se cancela o se retrasa un vuelo, siempre que sea por causas de la compañía aérea.

Transmisión de mensajes urgentes

El seguro facilitará la transmisión de mensajes de carácter urgente en caso de accidente o fallecimiento a, por ejemplo, familiares que no se encuentren en ese país.

Responsabilidad Civil Privada

Por último, tu póliza debe hacerse responsable de los daños ocasionados a terceros por parte del asegurado. Si accidentalmente provocamos algún daño en el mobiliario de la vivienda u hotel donde nos estamos alojando, podremos estar tranquilos sabiendo que nuestro seguro puede hacerse cargo de esta situación.

Consejos para tu viaje

Tras contratar un seguro, una de las partes preparatorias más importantes del viaje, ya podemos dedicarnos a disfrutar. 

Antes de viajar a un sitio, debemos, aparte de planificar el lugar de alojamiento y las actividades que queremos llevar a cabo, investigar sobre el país, su historia y sus tradiciones, así que te damos algunos consejos para que tu viaje salga a pedir de boca.

En primer lugar, siempre debes acordarte de dejar propina. Esto es algo a lo que no estamos tan acostumbrados, pero en Nueva York es obligatorio dejar las famosas “tips” en cualquier servicio que contrates, como en restaurantes o en taxis. En este país, los empleados de estos sectores ganan una cantidad pequeña de dinero ya que la costumbre es que lo complementen con lo que obtienen con las propinas.

En segundo lugar, debes saber que en los precios no vienen incluidos los impuestos. Es decir, que cuando vayas a comprar algo y valga diez dólares, ten en mente que ese precio va a ser más alto cuando llegues a la caja y tengas que pagar, puesto que es en ese momento cuando se añade el impuesto. Así que tenemos que fijarnos bien en lo que compramos para evitar llevarnos alguna sorpresa desagradable.

En tercer lugar, organiza tu viaje lo más exhaustivamente que puedas. Es muy importante que lleves prácticamente todos los días planificados desde casa, para que cuando llegues a la gran ciudad te sientas un poco más cómodo y seguro y, además, aproveches al máximo tus días allí. Asegúrate de visitar lugares emblemáticos como la Estatua de la Libertad, Central Park, Times Square o el famoso Empire State. Aún así, también puedes dejar algo de tiempo libre para callejear por las infinitas calles de la Gran Manzana, así como para descubrir cada rincón escondido de Manhattan

Por último, es aconsejable llevar todas las reservas del viaje impresas en papel. Es muy probable que, al aterrizar y llegar al control de pasajeros, te pregunten el motivo de tu viaje, cuántos días pretendes quedarte o en qué hotel estás alojado. Por tanto, es muy recomendable que lleves todo impreso, sobre todo si el inglés se te complica un poco o por casualidad tienes problemas de cobertura justo en ese momento.

También debes recordar llevar tu autorización ESTA impresa, que debes solicitar antes de viajar y que piden para entrar en Estados Unidos. Puedes hacerlo por internet, pero asegúrate de que obtienes la autorización en un portal de plena confianza y de que vaya a tener todas las garantías de validez. 

Con toda esta documentación en tu mano y los consejos que te hemos dado, puedes emprender el viaje con toda tranquilidad.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE SEGUROS