La música no sólo es una herramienta sensitiva agradable para el oído. Los beneficios de la música para tu salud son muchos. Si para los adultos puede resultar una terapia estupenda para múltiples aspectos de los que depende nuestro bienestar, imagina los beneficios de la musicoterapia para niños.

La música es un instrumento perfecto para desarrollar habilidades en los niños, tanto físicas como mentales. Usada como terapia, la musicoterapia se presenta como una herramienta perfecta para ayudar a los más pequeños a superar trastornos a través del canto, del aprendizaje de algún instrumento musical, de juegos, de la composición musical, del baile…

A continuación os mostramos los múltiples beneficios de la musicoterapia para niños:

  • Mejora la capacidad de concentración: se puede utilizar la música para concentrarse y rendir bien. No sólo en adultos. En los niños, la música logra que se potencie su capacidad cognitiva. Los pequeños aprenden a atender, a escuchar y a retener nuevos datos. También mejoran su capacidad creativa.
  • Aumenta la autoestima: a través de la musicoterapia, los niños superan miedos, ganan en seguridad y mejoran su autoestima. La música posee un poderoso efecto positivo en el ánimo de cualquier persona. Logra que nuestro cerebro segregue dopamina, una hormona conocida como ‘de la felicidad’. La musicoterapia, en este sentido, también puede ayudar a evitar depresiones en niños.
  • Ayuda a la socialización: la musicoterapia ayuda a que los niños interactúen con otros niños, socialicen y desarrollen un carácter más abierto. Por ejemplo, la musicoterapia es muy utilizada para tratar a niños autistas.
  • A través del ritmo de la música, los niños aprenden a coordinar mejor su cuerpo. La musicoterapia para niños, ayuda a que estos mejoren su capacidad motora y aprendan a expresarse.
  • Desarrolla varias áreas del cerebro: diversos estudios han constatado que la musicoterapia para niños ayuda a que se desarrollen varias zonas de su cerebro como el cerebelo o la corteza motora, entre otras.

La contratación de un seguro de salud es algo a lo que se deciden millones de personas cada día. Cuidar de nuestra salud es una de nuestras máximas preocupaciones. Además de respaldarnos con un seguro cuando nuestra salud falle, una buena calidad de vida dependerá también, en gran parte, de los cuidados que nosotros mismos apliquemos a nuestro cuerpo y a nuestra mente. La musicoterapia, sin duda, es una de esas beneficiosas herramientas a la que podemos recurrir para ello.