Hay personas que tienden a confundir el cilantro con el perejil. Para aprender a diferenciarlo, hay que conocer a fondo el cilantro ya que de perejil hay más tipologías (rizado y liso).

La hoja del cilantro tiende a ser lisa con 3 lóbulos, es esta característica la culpable de la confusión entre cilantro y perejil. La gran diferencia entre ambas es el fuerte sabor cítrico que posee el cilantro. ¡Es único! Por ello, en nuestra cocina se utiliza en pequeñas cantidades. En algunos países asiáticos o en India utilizan grandes dosis de cilantro en sus recetas porque, según ellos, al cocinarlo disminuye su sabor.

Nosotros, solemos utilizarlo para dar el toque final a las recetas. A parte de intensificar el sabor de las comidas, el cilantro tiene grandes beneficios para la salud como:

  • Propiedades anti-reuma y anti-artrits gracias a dos de sus componentes principales como son el cineol y el ácido linoleico.
  • Posee propiedades depurativas para el organismo y ayuda a fortalecer el estómago gracias a su fibra dietética. En ocasiones, se recomienda para paliar problemas de salmonelosis.
  • Reduce el colesterol y los triglicéridos gracias al coriandrin.
  • Ayuda a reducir el mal aliento. Muy útil para aquellas personas que sufren halitosis.  
  • Favorece la producción de leche en aquellas mujeres que están en periodo de lactancia.
  • Ayuda a eliminar infecciones ya que tiene componentes antimicrobianos. También se usa como fungicida.
  • Estimula el apetito y está indicado para tratar la diarrea y la anemia.
  •  El cilantro es una gran fuerte de calcio y, por tanto, mejora la salud de los huesos (salud ósea).
  • ¿Sabías que es rico en Vitamina K? Ayuda a mejorar problemas en la sangre como el colesterol o mala coagulación y también favorece a enfermedades varias en riñones o hígado.
  • Consumirlo habitualmente ayuda a regular los niveles de glucosa en sangre, por lo que también se convierte en una hierba beneficiosa para personas con diabetes. 

En definitiva, el cilantro nos aporta innumerables beneficios y no tiene grandes contraindicaciones. ¡Alimento que nunca debe faltar en casa!