Aquí puedes comprobar tu número de bastidor

El numero de bastidor del coche, del que todos hemos oído hablar y pocos sabemos dónde buscar cuando lo necesitamos. Pues hoy vas a saber dónde encontrarlo. Automóvil

Todos los fabricantes de coches, desde el año 1981, están obligados a identificarlos a través de una combinación alfanumérica única de 17 dígitos, conocida en el sector como Número de Bastidor o VIN (por sus siglas en inglés Vehicle Identification Number).

¿Qué nos puede revelar el número de bastidor?

Este código puede darnos más información de la que pensamos, ya que el orden en el que se agrupan estos dígitos nos ofrece los siguientes datos:

  • Primer dígito: nos indica el continente en el que fue fabricado el vehículo.
  • Segundo dígito: aquí se detalla el país de fabricación.
  • Tercer dígito: fabricante del vehículo.
  • Cuarto dígito: modelo del vehículo.
  • Del quinto al octavo dígito: aquí se reflejan las características específicas de la motorización del vehículo (tipo de alimentación, familia de motor, etc.).
  • Noveno dígito: el tipo de transmisión de la que dispone el vehículo.
  • Décimo dígito: el año de fabricación.
  • Undécimo dígito: el lugar de la planta de producción de donde procede el vehículo.
  • Del duodécimo al decimoséptimo dígito: el número de producción del fabricante.
Guarda siempre una copia del número de bastidor en casa

Este número es lo más parecido a un carnet de identidad que posee nuestro coche, a través del cual podremos conocer los datos más relevantes en cuanto a fabricación y características. Es muy recomendable guardar una copia de este número en algún lugar que tengamos siempre a mano, ya que nos valdrá para poder realizar una denuncia en comisaría en caso de robo, o a la hora de hacer el seguro del coche.

¿Dónde puedo ver el número de bastidor en la ficha técnica?

Para poder encontrar nuestro número de bastidor, tenemos dos opciones:

Búscalo en el propio coche

Aunque suele pasar desapercibido, se puede encontrar reflejado en sitios de fácil acceso en caso de inspección, por lo que lugares como el salpicadero (para verlo debemos mirar a través del parabrisas), el montante de la puerta del conductor, bajo el asiento del copiloto, sobre el motor… serán los más comunes, aunque cada modelo de coche puede tenerlo en distinto sitio, ya que es una decisión que depende del fabricante.

Búscalo en la documentación del coche

Algunos documentos del coche tendrán reflejado el número de bastidor, por lo que no hace falta que lo busquemos en el coche. En el caso de la ficha técnica, tendremos que buscarlo teniendo en cuenta que es un código alfanumérico de 17 dígitos que no podrá contener las letras I, O, Q y Ñ. Generalmente, suele haber un apartado en la ficha técnica llamado número de identificación, que contiene una parte del número de bastidor (los tres primeros dígitos), y otros apartados donde se encuentra el resto (por ejemplo, del epígrafe “motor”, podremos extraer otra parte del número de bastidor conocida como código motor).

Otros lugares donde encontrarlo pueden ser la póliza de seguro (ya que es un dato obligatorio al contratar una póliza), o en registros e informes policiales.

¿Puedo asegurar un coche aún no matriculado con el número de bastidor?

Pese a ser una pregunta frecuente, se trata de un tema desconocido para la mayoría, pero si acabas de comprar un coche de nueva fabricación, no podrás sacarlo del concesionario hasta completar una serie de trámites obligatorios, como la matriculación, tener la tarjeta de ITV, el Permiso de Circulación y disponer al menos del Seguro Obligatorio (exigido por ley). 

Para poder contratar una póliza de seguro, será necesario que dispongas de las placas de matrícula, ya que esto es un dato necesario que debemos aportar para que cualquier aseguradora pueda suscribir la póliza de seguro, por lo tanto, tener únicamente el número de bastidor no nos valdrá para poder contratar un seguro de coche.

Todos estos trámites de matriculación los podrás realizar por ti mismo, ahorrándote algunos gastos de gestoría. Para ello, tendrás que recoger en el concesionario (en el momento que esté disponible) la tarjeta ITV de industria, y llevarla a la DGT (Dirección General de Tráfico) junto con tu DNI. Allí podrás realizar los trámites para obtener el Permiso de Circulación del coche, y una vez dispongas de él, tendrás que encargar las placas de las matrículas (entregando el permiso de circulación en establecimientos autorizados para ello) y llevarlas al concesionario para que las monten en el coche. Con toda esta documentación en regla, solo quedaría contratar el Seguro Obligatorio (como mínimo) para poder circular con el coche.

Para poder contratar un seguro de coche, será necesario que dispongas de las placas de matrícula

Dado que estos trámites pueden resultar abrumadores para muchos, los concesionarios suelen facilitarlos ofreciendo la posibilidad de gestionar todo ellos, por lo que solo tendrás que esperar a que te avisen para ir a recoger el coche. De hecho, muchos compradores de vehículos ni se percatan de la necesidad de hacer estas gestiones ya que dan por hecho que es obligación del concesionario, sin saber que es una deferencia que tienen con sus clientes.

Durante el tiempo que tardan el concesionario y la administración en gestionar los trámites necesarios para la matriculación del coche, puedes comparar seguros de coche en nuestra web, para decidir qué seguro se adapta mejor a ti y a tu coche nuevo y poder contratarlo cuando dispongas de las placas de matrícula. Esto te hará ahorrar tiempo, y en el momento en que el concesionario te avise para recoger el coche, podrás disfrutar de él cuanto antes.

¿Y en los coches de segunda mano, de qué sirve el número de bastidor?

Si vamos a comprar un coche de segunda mano, debemos consultar previamente el número de bastidor, ya que puede proporcionarnos información esencial para decidir si lo compramos o no:

  • El número de bastidor puede indicar si el coche ha sufrido o no algún siniestro registrado. También si ha sufrido inundaciones, o incluso si se ha manipulado en algún momento el cuentakilómetros.
  • Podremos conocer también si el coche ha estado implicado en algún proceso penal, o si ha sido robado en algún momento.
  • Antes de comprar un vehículo de ocasión, debemos cerciorarnos que el VIN (o número de bastidor) no ha sido manipulado ni tratado de borrar, y además debemos asegurarnos de que coincida con el reflejado en la ficha técnica.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE SEGUROS