¿Se puede escuchar música con auriculares en la moto?

▷¿Puedo escuchar música con auriculares en la moto? Motocicleta

Desplazarse en moto es una experiencia única en la que el conductor tiene un contacto más directo y un mayor control sobre su vehículo gracias al propio movimiento de su cuerpo. La sensación del viento genera una ilusión de libertad que los más aficionados al uso de las motos describen como irrepetible. No obstante, hay cosas que siempre se extrañan de viajar en coche tales como disponer de un maletero o la comodidad de ir escuchando nuestra música favorita mientras conducimos. Pero, ¿acaso no se puede escuchar música en una moto? Realmente la respuesta a esta pregunta es sí, sí se puede, pero de una forma concreta.

Al igual que utilizamos ropa adecuada más resistente a caídas, contamos con un seguro para moto que nos proteja frente a situaciones que puedan ocurrir (ver una comparativa de seguros de moto es muy recomendable), mantenemos un seguimiento del estado del vehículo o incluso verificamos el estado de las carreteras antes de comenzar nuestro viaje, no debemos dar por hecho que cualquier medio vale para poder escuchar música mientras conducimos una moto.

No debemos olvidar que los motoristas cuentan de por sí con un riesgo mayor de sufrir accidentes que deriven en hechos graves que los que puede tener el conductor de un vehículo de cuatro ruedas. Es por ello que cualquier dispositivo que permita escuchar música, la radio o incluso, las indicaciones del navegador deben garantizar no interferir en las capacidades del conductor.

Si quieres saber cómo escuchar de fondo tus temas favoritos mientras recorres la carretera en tu moto, te lo contamos aquí.

¿Está permitido escuchar música con auriculares en una moto?

Como ya imaginabas, la respuesta es no. Con auriculares o cascos, no está permitido.

Está completamente prohibido utilizar auriculares o cascos a los mandos de una moto excepto en el momento de las clases de circulación y los exámenes para la obtención de los permisos de conducir de motocicletas cuando lo exija el Reglamento General de Conductores.

En el código de circulación podemos encontrar la prohibición expresa del uso de auriculares conectados a receptores y/o reproductores de sonido, a telefonía móvil u otros medios o sistemas de comunicación a excepción de que su uso sea posible sin utilizar las manos y sin llevar auriculares puestos.

Además de estar completamente prohibido, circular en una moto con cascos resultaría de lo más temerario. Las razones por las cuales no es en ningún caso recomendable utilizar auriculares para escuchar música a los mandos de una moto son, sin ir más lejos, la falta de concentración, la relajación al volante, la pérdida de reflejos, el aumento del tiempo de reacción, o la absoluta abstracción de lo que ocurre a nuestro alrededor. Por ejemplo, en el caso de estar escuchando música con auriculares mientras conducimos puede llevar a no oír el claxon de un vehículo que nos avisa de un peligro inminente. 

No prestar la suficiente atención a nuestro entorno mientras conducimos fácilmente puede desembocar en un accidente en el que suframos las consecuencias nosotros mismos y en el que, además, podamos involucrar a terceras personas con posibles desenlaces fatales. Nunca hay que olvidar que lo más importante estando al volante de cualquier tipo de vehículo es llegar sano y salvo al destino y procurar también la seguridad de los que nos rodean.

Con mucha probabilidad, tras valorar todos los riesgos que conlleva el uso de los auriculares para escuchar música al volante de una moto nadie quiera hacerlo. Ahora bien, si poner en riesgo la vida no resulta suficiente para descartarlo, también existen sanciones por incumplir con estas directrices. Hoy por hoy, la multa establecida por utilizar auriculares o cascos mientras se conduce un vehículo es de 200 euros y conlleva la pérdida de puntos del carnet de conducir.

Una vez observado el Código de Circulación queda clara una cosa: no existe ninguna alusión a que esté prohibido escuchar música conduciendo una moto. La prohibición únicamente hace referencia al uso de cascos o auriculares para escucharla, pero no habla de la música en sí misma -si bien es cierto que podemos encontrar en el mercado dispositivos para escuchar música mientras conducimos una moto, algunos que están homologados, y otros que no lo están-.

¿Cómo puedo escuchar música en la moto?

Como acabamos de mencionar, existe la posibilidad de escuchar música en la moto, pero siempre utilizando los medios adecuados para ello. Afortunadamente existen varias soluciones para poder disfrutar de tu música preferida en los trayectos que se realicen en moto. Antes de adquirir cualquiera de ellos debemos fijarnos en su calidad -puesto que estarán expuestos a suciedad y humedad con facilidad- y la duración de la batería, dado que una vez haya dado comienzo el viaje no podremos recargarlos.

Dentro de las diferentes opciones nos encontramos:

  • Los intercomunicadores:

Se trata de dispositivos que permiten la comunicación entre los pasajeros de una misma moto, pero también entre el conductor y un dispositivo multimedia como puede ser una radio. Normalmente se adquieren por separado casco e intercomunicador por lo que resulta indispensable comprobar que se integren perfectamente.

  • Los cascos homologados:

Existen cascos homologados que directamente llevan intercomunicadores incorporados. Estos, cuentan con tecnología Bluetooth que permite conectarlo a un receptor o reproductor. Podríamos describirlo como un casco de seguridad, pero con altavoces integrados. Si te decides por esta opción es muy importante que las propias especificaciones del casco sean las adecuadas. Acudir a fabricantes de confianza y primar la calidad del casco sobre la de los intercomunicadores te ahorrará estar expuesto a consecuencias graves en caso de sufrir un accidente.

  • Equipos de música externos:

Otra alternativa son los equipos de sonido instalados en la propia moto. Se trata de la opción más clásica y, normalmente, la más económica. La parte menos ventajosa de contar con este dispositivo es que la calidad de sonido no es la mejor y su instalación está expuesta a cualquier inclemencia del tiempo. Como contrapunto a esto último, no debemos olvidarnos de que se trata de un sistema 100% legal puesto que el sonido procede de fuera del casco.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE SEGUROS