Seguro que en muchas ocasiones habrás oído hablar de la Carta Verde de tu vehículo. Pero si no la has necesitado no te habrás parado a pensar en lo que es y para qué sirve este documento.

Cada vez es más habitual desplazarnos fuera de nuestras fronteras con nuestro coche. Cando vamos a realizar un viaje debemos revisar tanto que nuestro vehículo esté mecánicamente en condiciones idóneas como que cumpla con los requisitos legales establecidos para circular sin ningún inconveniente en otro territorio.

Que sepas que, si no lo tienes además de exponerte a una multa o la inmovilización del vehículo, si te para la policía, podemos tener algún problema más en el caso de verte implicado en un accidente y no tener el seguro al día

La carta verde: qué es y cómo funciona

Por si lo desconoces, la carta verde es un documento internacionalmente aceptado que prueba la existencia de seguro fuera del Espacio Económico Europeo (EEE), y asegura las víctimas españolas de accidentes causados por vehículos extranjeros.

Este sistema está diseñado para cumplir dos objetivos principalmente:

  1. Para facilitar el tráfico de vehículos a través de las fronteras internacionales, con el uso de un documento internacionalmente aceptado que confirma la existencia de un seguro.
  2. Para asegurar a las víctimas de accidentes causados por vehículos extranjeros que no queden desprotegidos.

Este sistema entró en funcionamiento en el año 1952, y hay más de 40 países que ya están adheridos a este sistema, entre los que se incluyen todos los países de Europa.

Eso sí, la Carta Verde no ofrece cobertura de seguro especifica en sí misma, pero si está vigente en el momento del accidente, garantiza al asegurado al menos la cobertura mínima de seguro obligatorio en el país de donde se ha producido el siniestro.

La Carta Verde tiene que ser emitida por cualquiera de los países que formen parte del Sistema, pero debes tener en cuenta que el vehículo solo puede estar asegurado en su país de matriculación.

En cada uno de los países adheridos al Sistema de Carta Verde, existe una Oficina Nacional de Seguro. Estas delegaciones atienden las reclamaciones de los asegurados y tramitan y liquidan los siniestros en los que está implicado un vehículo extranjero según unas normas comunes de actuación. En España la oficina encargada es Oficina Española de Aseguradoras de Automóviles (OFESAUTO)

Tienes que tener en cuenta una cosa muy importante, y es que las Oficinas Nacionales de Seguro no expiden la Carta Verde, sino que es tu propia compañía aseguradora la que la expide de forma voluntaria cuando le es solicitada convenientemente.

¿En necesaria la carta verde para viajar por Europa?

La respuesta es no.

Lo primero que un asegurado tiene que saber es que cuando hablamos de conseguir la Carta Verde, es que cualquier contrato de seguro de responsabilidad civil de circulación emitido en España (es decir los daños a terceros), es suficiente garantía para circular en todo el territorio del Espacio Económico Europeo y en los estados asociados al mismo (Andorra, Suiza y Serbia).

Por este motivo no es necesario que llevemos el documento físico “Carta Verde”, ya que la responsabilidad civil queda pues garantizada en todos esos países tal como se establece en el art. 4.1 del vigente Texto Refundido de la Ley sobre Responsabilidad Civil y Seguro en la Circulación de Vehículos a Motor.

La Carta Verde no puede ser exigida a un vehículo español en ningún país de la Unión Europea como documento acreditativo de seguro. Pero si viajas fuera de la UE, sí deberás llevar la Carta Verde o bien, un Seguro Frontera.

El seguro frontera, tal y como su nombre indica, es un documento que se obtiene en la frontera del país donde queremos circular con nuestro vehículo.

Por ejemplo, si viajas a Marruecos, aunque es un país vecino necesitarás llevar la Carta Verde para poder circular con tu coche, ya que no es un país europeo.

¿Cómo consigo la Carta Verde?

Si vas a viajar con tu vehículo fuera del espacio Económico Europeo, debe llevarla para garantizar tener en vigor tu seguro.

La Carta Verde ampliaría el ámbito territorial de su cobertura de daños a terceros (a países ajenos al EEE), y no todas las compañías aseguradoras pueden dar este servicio.

Si tu vehículo no dispone de la Carta Verde, podrás adquirir un Seguro de Frontera. Este seguro, es de pago, normalmente se puede adquirir en las fronteras con los países y te permitirá circular con garantía.

El Seguro de Frontera

Si vas a necesitar un Seguro de Frontera y no sabes donde conseguirlo, OFESAUTO es la que gestiona este sistema.

Un Seguro Frontera solo cubre, y de forma temporal, la Responsabilidad Civil Obligatoria mínima exigida en cada país del EEE, y no incluyen ni la asistencia en viaje, ni daños propios, defensa jurídica, etc.