Seguro médico para niños

Si acabáis de ser padres o tenéis niños aún pequeños, sabréis que las visitas al médico son casi parte de la rutina. ¿Interesa hacerles a los peques un seguro individual, o será mejor meterlos en el de uno de los padres? Despejamos dudas. Vida Saludable

Calcula tu seguro de salud

Probablemente, no hay mejor sensación para unos padres que ver cómo sus hijos crecen con salud y se encuentran cuidados y atendidos en las diferentes etapas de su vida. Hoy nos centramos en esa etapa siguiente a la de los bebés, esa larga etapa que cubre desde los 3 a los 13 años, donde los consideramos más propiamente niños. Es cierto, hasta los 18 años son menores, y siguen siendo nuestros niños, pero vamos a evitar que un adolescente se enfade si lee que aún es un niño…

Seguro médico para niños, ¿qué opciones tengo?

En el ámbito de los seguros de salud son múltiples las especialidades para las que la salud privada ofrece soluciones más rápidas que la salud pública, evitando, en muchos casos y dependiendo de la demanda de la especialidad, largas listas de espera. De acuerdo a las estadísticas del sector, este es uno de los principales motivos para la contratación de un seguro de salud para niños, junto a la posibilidad que nos ofrece un seguro de salud privado de elegir al pediatra que sea de nuestra preferencia entre los incluidos en el cuadro médico de la compañía. 

Asimismo, el hecho de poder acudir a hospitales propios de la aseguradora, así como la atención que pueda requerirse de otros especialistas a lo largo de esta etapa de la vida de nuestros hijos justifican el interés de los padres por encontrar la manera de que sus hijos puedan acceder a la sanidad privada.

Incluir al niño en el seguro de los padres

De acuerdo a las estadísticas que manejan las compañías aseguradoras, esta parece ser la opción preferida por muchos padres, de manera que muchos se decantan por un seguro de salud familiar. Ayudados por los descuentos previstos cuando se incluye a un segundo asegurado, que además se incrementan si continuamos añadiendo miembros a la familia (comúnmente llamados, descuentos familiares), los padres eligen esta opción de forma habitual.

De esta manera, se suele acceder a los principales especialistas que puede requerir un niño, tales como pediatras y puericultores, que le van a acompañar a lo largo de su crecimiento, pero además la mayoría de las compañías prevén también el acceso a otros especialistas, como alergólogos u otorrinolaringólogos, para proteger posibles incidencias que puedan surgir a lo largo del crecimiento del niño. 

Un seguro de salud da acceso a especialistas muy importantes durante el crecimiento de un niño como pediatras, alergólogos u otorrinolaringólogos (entre otros)

Así, dentro de las compañías con las que trabajamos en El Corte Inglés Seguros, Adeslas contemplan en sus seguros Adeslas Plena el acceso a las especialidades de pediatría y puericultura hasta los 14 años en consulta y a domicilio, cuando la situación lo requiera, así como la hospitalización requerida por una intervención quirúrgica y el acompañamiento del menor por un adulto. Asisa, además de lo anterior, da cobertura de seguimiento del calendario de vacunación previsto y en el aspecto del cuidado dental, incluye sesiones de fluoración dental hasta los seis años de edad en sus pólizas. 

La oferta de Sanitas en relación con la pediatría alcanza hasta los 15 años de edad, tanto en consulta como a domicilio y comprende como en los demás casos, hospitalización por intervención quirúrgica, acompañamiento del menor por un adulto y medios de diagnóstico básicos y avanzados. 

Un seguro de salud propio para el niño

Se trata de otro modo de atención al niño que también tiene su público, y que consiste en la contratación de un seguro de salud específico para el niño y diferente al que los padres puedan tener contratado. Todas las compañías nombradas anteriormente ofrecen esta posibilidad, desde que el niño cumple los 2 años, si bien exigen que el tomador del seguro sea un adulto. 

Si nos encontramos en este caso y estamos tratando de decidir qué compañía tiene la mejor oferta, tan importante es que prestemos atención al precio de la póliza que vamos a contratar como a las especialidades que tendremos incluidas en la póliza del menor. 

Volviendo a la consulta de las estadísticas, debemos recomendarte que te asegures de que la póliza que vas a contratar tenga incluidas las especialidades que resultan de más uso en menores de 12 años. Por supuesto, de manera adicional a las más específicas, que son la pediatría y la puericultura, debemos saber además que en esta edad es importante poder acudir a especialistas en alergología, otorrinolaringología, dermatología, oftalmología y endocrinología. 

La contratación de un seguro de salud con un servicio de atención telefónica 24 horas puede ser de gran utilidad

Otras especialidades con las que podemos complementar la póliza de seguro de salud de un niño es la foniatría, la logopedia, e incluso la psicología. Y por supuesto, no podemos olvidarnos de tener incluida una mínima cobertura odontoestomatológica, que podemos cumplimentar contratando una póliza dental junto con la póliza de salud. 

Todas estas especialidades están dirigidas a la atención al niño, pero hay un servicio más que debemos recomendarte, en especial si te encuentras en el grupo de los padres primerizos. La contratación de un seguro de salud con un servicio de atención telefónica 24 horas para ayudarte en esos momentos de duda en los que una buena recomendación puede evitarnos la tentación de salir corriendo a urgencias con el niño.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE SEGUROS