Estamos en abril y todavía no has cumplido ese objetivo que te propusiste el 1 de enero: ir al gym y todos los días… No te preocupes, no eres el único, y te comprendemos: ir después del trabajo a un gimnasio y subirte a una máquina sin motivación ni ganas no es lo más apetecible del mundo, pero… Existe una alternativa.

Bailar es un ejercicio súper útil con el que se ejercitan muchísimos músculos a la vez, por lo que, además de tonificar esas zonas donde más grasa solemos acumular, conseguirás quemar unas cuantas calorías al ritmo de la música y sin aburrirte. Suena bien, ¿no? Coge papel y boli que te vamos a contar cuáles son los estilos de danza más eficaces para perder esos kilos de más y llegar estupend@ al verano:

  • Danza del vientre. Es un estilo de baile conocido en todo el mundo, pero se hizo aún más popular con el “Hips don’t lie” de Shakira. Si quieres tonificar el abdomen y quitarte la grasa acumulada de esa zona, ¡este es tu baile!
  • Zumba. Es uno de los estilos más aeróbicos, por lo que su eficacia está garantizada. Combina un montón de tipos de baile y encima se practica en casi todos los gimnasios. ¡Te va a enganchar!
  • Salsa. Si tú y tu pareja queréis probar esto del baile, nada mejor que apuntaros a una clase de salsa juntos. Además de ser súper divertido, liberáis un montón de estrés y hacéis deporte juntos, ¿qué más se puede pedir?
  • Bachata. Te lo recomendamos no solo porque puedes quemar entre 250 y 300 calorías por clase, sino porque además serás el rey o reina de la discoteca cuando el DJ ponga cualquier canción de Romeo Santos… ;)
  • Aerodance. Si lo que quieres es trabajar tus piernas, con unas clases de aerodance verás resultados enseguida.

Hacer deporte no tiene por qué ser algo aburrido y el baile es un ejemplo claro de ello. Contribuye positivamente no solo a nuestro físico, sino a nuestro buen humor y energía, ¡todo son ventajas para la salud!