Hero banner

Ayuda

¿Cómo calcular el continente en un seguro de hogar?

Qué hacer para calcular el continente del seguro de hogar

En este artículo podrás informarte acerca de

¿Cómo se calcula el continente en los seguros de hogar?

Contar con un seguro de hogar siempre es aconsejable para hacer frente a diferentes imprevistos que pueden ir surgiendo en tu vivienda con el paso del tiempo. A la hora de contratar tu seguro debes tener en cuenta los elementos sobre los que quieres tener una cobertura frente a un posible riesgo.

Te aconsejamos que antes de contratar un seguro para tu hogar compares las diferentes ofertas del mercado, porque de esta manera encontrarás el seguro que mejor se adapte a tus necesidades familiares al mejor precio. Otro de los consejos que te damos es que te familiarices con los términos del seguro: si sabes lo que estás contratando sabrás perfectamente qué coberturas y qué exclusiones son con las que cuenta tu póliza de seguros.

Dos de los términos más importantes con los que te vas a encontrar en tu póliza de seguros de hogar son el continente y el contenido de la vivienda. El contenido hace referencia a todos los bienes que se encuentran en el interior de la vivienda como los electrodomésticos, el mobiliario, el menaje o la ropa.

Por el contrario cuando hablan del continente de la vivienda se hace referencia a todos los elementos que conforman la estructura de la casa. Saber qué es el continente de la vivienda es fundamental para poder hacer el cálculo. 

Dentro del continente de la casa se incluyen tanto las instalaciones de tuberías o eléctricas como las de gas y las de telecomunicaciones, también se incluyen todos los elementos que conforman la estructura de la vivienda (techos, paredes, suelos, tejados, ventanas, enchufes, etc.). Los elementos decorativos de la construcción como las molduras, la pintura de la pared o incluso los toldos también se pueden incluir dentro del continente de la vivienda.

También se consideran parte del continente algunos elementos incluidos en la construcción como los sanitarios o los armarios empotrados y las superficies construidas fuera de la vivienda pero que forman parte de ella como los garajes, los trasteros o las piscinas.

Puedes consultar en tu póliza de seguros qué está incluido o excluido en el continente para tu entidad aseguradora ya que esto puede variar de unas a otras o incluso de un tipo de seguro a otro dentro de la misma compañía de seguros.

Una vez que ya sabemos qué se incluye dentro del continente de la vivienda podemos pasar a hacer el cálculo de este. Aunque puedes realizar tú mismo el cálculo, puede resultar un proceso un poco complejo, por lo que te recomendamos que dejes este paso a tu entidad aseguradora.

Las entidades aseguradoras tienen unos baremos establecidos que te mostrarán un valor más ajustado a las características con las que cuenta tu vivienda siempre y cuando puedas aportarles ciertos datos necesarios:

  • Tipo de vivienda; puede ser un piso, un ático, un bajo, un adosado, un chalet individual o un pareado.
  • Año de construcción; tu vivienda puede ser de nueva construcción o una construcción antigua.
  • Metros cuadrados construidos; esta información puedes encontrarla en las escrituras de tu vivienda.
  • Calidad de la vivienda; los materiales que se han utilizado para la construcción de la vivienda pueden ser de primera calidad o estándar.
  • Uso habitual de la vivienda; si es tu vivienda principal o una segunda residencia, si es una propiedad alquilada o desocupada, etc.
  • Provincia en la que se encuentra el inmueble; dependiendo de la localidad donde se encuentre la vivienda tendrá un valor u otro.

Para hacer este cálculo la entidad de seguros se encarga de enviar a un perito cualificado y de esta forma el capital que quede reflejado en la póliza de seguro será lo más exacto posible respecto al valor del continente de la vivienda.

Cómo calcular el valor del continente de tu seguro de hogar tu mismo

Para calcular el valor del continente tú mismo lo que debes tener en cuenta es el valor de construcción por metro cuadrado de la vivienda. Para hacer este cálculo debes multiplicar los metros cuadrados de la vivienda por el coste medio que supondría, en caso de siniestro, reconstruirla en condiciones similares.

Un aspecto importante para realizar el cálculo del continente de tu vivienda es que no se incluye el precio del suelo, pero sí todos los elementos considerados como “fijos”, incluidas las molduras e incluso los toldos.

Cuando tu vivienda incluye elementos como un garaje, un trastero o una piscina el cálculo se complica un poco más. Te recomendamos que consultes con tu entidad aseguradora cómo realizar este cálculo.

Puedes consultar con el catastro el precio actual del metro cuadrado en tu zona de residencia; a través de su página web puedes encontrar esta información rápidamente gracias al nombre de la calle o la referencia catastral de la vivienda. 

Otra cosa importante que hay que tener en cuenta es que el cálculo del continente de la vivienda debe ser lo más preciso posible; de esta forma si se produjera un siniestro la compañía de seguros no podría poner ninguna objeción a la hora de hacer frente al coste de la indemnización. 

También es muy importante que el cálculo sea lo más ajustado posible para no caer en situaciones como el “infraseguro” o el “sobreseguro”, situaciones que harían que tu vivienda quedase valorada por debajo o por encima de su valor real, lo que podría acarrear una pérdida de dinero y gastos extra, innecesarios en el caso de que ocurriera un siniestro en la vivienda asegurada.

Recuerda que las entidades de seguros cuentan con dos modalidades para asegurar solo el continente de la vivienda: una por el valor total -incluye la estructura y el coste de reparación- y otra denominada a primer riesgo -cubre un determinado riesgo hasta una cantidad que se fija con antelación-. También debes tener en cuenta que si tu vivienda está hipotecada es obligatorio tener un seguro de daños contratado.

HABLA CON UN ASESOR

Deja tus datos y te llamaremos para resolver tus dudas y recibir asesoramiento