Humidificador en El Corte Inglés, ¿sabes que puedes asegurarlo?

Un humidificador es fundamental si vives en una zona muy seca y además, es muy beneficioso si tienes un bebé en casa. PAE

La humedad ambiental recomendada para mantenerse sano y para sentirse confortable es de aproximadamente un 45%, pero por distintas razones no siempre tenemos esos niveles en nuestro ambiente. Si te levantas con los labios agrietados o las vías respiratorias secas, podrían ser señales de que te encuentras en una estancia con falta de humedad; además, la calefacción en invierno y el calor en verano, así como el uso de aire acondicionado, suelen resecar mucho el aire en una habitación, sobre todo si se trata de una estancia cerrada. Además, la zona del país donde residas también influye, y mucho, en la humedad que hay en el ambiente.

Por lo tanto, si vives en una zona donde la humedad suele ser muy baja, o sufres de los problemas que indicamos más arriba, tu mejor opción sería adquirir un humidificador para solucionar este problema.

Seguro para humidificador

Tras haber decidido que un humidificador es un dispositivo indispensable en tu hogar, llega el momento de protegerlo. Un humidificador de aire es un aparato muy útil que nos gustaría poder utilizar durante los próximos años sin miedo a que se produzca una avería que provoque que se estropee y deje de funcionar. Por lo tanto, para asegurarnos de que el humidificador va a estar bien cuidado, podemos, desde el primer día, asegurarlo con la Protección Extra El Corte Inglés, con la que tu nuevo humidificador estará a salvo durante los 2 primeros años tras su compra contra daños accidentales, como por ejemplo en el caso de que se nos caiga o se golpee accidentalmente al trasladarlo de un lado a otro, o si derramamos sin querer algún líquido sobre él.

¿Para qué sirve?

Una sequedad excesiva puede desencadenar efectos dañinos en tu cuerpo, como piel muy seca o irritación de las vías respiratorias, por lo que un humidificador puede ser la respuesta que estabas buscando para solucionar este tipo de problemas.

Un humidificador de aire sirve para lograr el equilibrio del aire necesario para mejorar tu calidad de vida, puesto que se encarga de aumentar la humedad en una habitación cerrada y en el hogar en general. Se trata de un aparato que está constituido por recipiente de agua, la cual se evapora saliendo del humidificador y pasando a formar parte del aire de la estancia. Esto favorece que este aire sea menos agresivo cuando lo respiramos. Además, aporta gran cantidad de beneficios a la salud, como la mejora de algunos problemas respiratorios, la expulsión de mucosidad y tiene la capacidad de reducir la existencia de algunos tipos de virus, además de ofrecer multitud de ventajas para la piel. No solo eso, sino que los humidificadores de vapor frío pueden aliviar algunos síntomas de infecciones respiratorias o, incluso, del resfriado. También están relacionados con la aromaterapia.

Si te notas la piel muy seca o muy irritadas las vías respiratorias, es recomendable el uso de un humidificador

Por los motivos nombrados anteriormente, los pediatras recomiendan el uso de un humidificador para bebés, ya que cuando se tienen niños pequeños, debe controlarse que la humedad y la temperatura del hogar sean las adecuadas. Por lo tanto, si tienes un bebé o convives con ancianos, convendría usar uno de estos dispositivos para asegurarte de no correr ningún riesgo relacionado con la sequedad del ambiente, sobre todo en los momentos del año donde esta se hace más notoria: en verano, con los picos de calor, y en invierno, cuando usamos la calefacción. 

¿Es bueno para la tos un humidificador? 

La humedad del ambiente es uno de los elementos que intervienen en la aparición de la tos en nuestro organismo. Tanto un porcentaje muy alto de humedad como uno muy bajo pueden producir múltiples problemas en las vías respiratorias. En este caso, la falta de humedad puede provocar tos seca. Así, es recomendable el mantenimiento de una humedad de, aproximadamente, el 40% para evitar que aparezca este tipo de tos. Esto lo puedes conseguir con el uso de un humidificador, con el fin de acabar con la sequedad del ambiente en un espacio cerrado.

¿Y para dormir?

El uso de un humidificador es muy beneficioso, no solo cuando estás despierto sino también cuando duermes. Esto se debe a que estos dispositivos te permiten respirar con mayor facilidad y son realmente útiles para desinflamar la garganta y ayudarte a limpiar las mucosas, siendo estas algunas de las causas por las que algunas veces puede resultar complicado conciliar el sueño.

Diferencias con deshumidificador

Un deshumidificador de aire es un dispositivo que suprime la humedad del aire del espacio en el que lo tengamos colocado, lo que consigue aspirando el aire y condensando el agua que se encuentra en el mismo, provocando que esta se acumule en un depósito que debemos vaciar cada cierto tiempo. Es decir, su principal función es eliminar o reducir la humedad del aire. También tiene otras funciones, como controlar el porcentaje de humedad del aire y mantenerlo constante. Los deshumidificadores proporcionan numerosos beneficios: ayudan a que consigamos un ambiente más saludable, a rebajar el nivel de calor en verano (puesto que, al rebajar la humedad, rebajamos el calor) y a tener una menor sensación de frío en invierno.

Por otro lado, un humidificador se trata de un aparato que tiene la capacidad de aumentar el nivel de humedad del ambiente. Este contiene agua dentro que después expulsa periódicamente en forma de vapor de agua. 

Hay varios tipos de humidificadores según su fabricación: los ultrasónicos, que producen vapor frío y son muy silenciosos y seguros, los de electrodos, que generan vapor caliente y cuyo consumo de energía es más elevado que en los anteriores, y los humidificadores por evaporación, que tienen una mecha que se mantiene húmeda y se va evaporando periódicamente.

La principal diferencia entre un deshumidificador y un humidificador, es que mientras que el primero reduce los niveles de humedad en el ambiente, el humidificador realiza la función contraria, es decir, que mantiene los niveles de humedad del ambiente.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE SEGUROS