¿Cubre el seguro un atasco en el fregadero?

Algo que no debía se nos ha ido por el desagüe…. ¿nos cubre el seguro un fregadero atascado? Seguridad en el Hogar

Todo va de maravilla cuando, de repente, el día menos pensado, la cocina comienza a oler “raro”, con cierto matiz a tubería, señal inequívoca de que algo va mal. Si, además, notamos que el agua tarda en ser succionada por la tubería es que estamos ante un típico atasco en el fregadero de la cocina.

¿Cómo podemos arreglar un atasco en el fregadero de la cocina?

La cocina es, sin duda alguna, la estancia en la que más horas de nuestra vida pasamos cuando estamos en casa. Es el punto neurálgico de encuentro en la mayoría de los hogares españoles, de ahí que sea el lugar en el que más siniestros se producen y se notifican a los seguros de hogar. Incendios, rotura de electrodomésticos, rotura de muebles o atascos en las tuberías

¿Cuántos de nosotros protegemos la entrada de las tuberías con rejilla u otros objetos que impiden que los restos de comida o suciedad pasen? A veces, durante el día a día, vamos dejando pasar estos detalles y, a la larga, pueden dar lugar a un problema bastante incómodo en las tuberías llegando incluso a no dejar correr el agua y, por tanto, no podemos abrir el grifo hasta que se solucione. ¡Qué incomodidad!

 

¿Qué hacemos ante esto?

Una vez hayamos detectado el problema, podemos tomar una serie de medidas y comprobaciones caseras para ver el nivel de gravedad: si haciendo lo siguiente no consigues que el atasco se disuelva y todo vuelva a funcionar con normalidad es que estás ante un problema más serio y deberás llamar a un profesional para que lo solucione. Por si acaso, lo mejor es contratar un buen seguro de hogar con amplias coberturas, si es que aún no lo tienes. Y, a continuación:

  • Comprar en cualquier supermercado un producto específico para desatascos. Lee las instrucciones porque puede variar dependiendo de la marca pero, lo más habitual es verterlo y no abrir el grifo durante unas horas. 
  • Intenta desatascarlo de forma manual con un desatascador a presión de los de toda la vida. 
  • Sosa cáustica. ¡Un remedio de toda la vida! 
  • Bicarbonato, agua hirviendo, una taza de vinagre…
  • Si tienes facilidad para abrir el sifón que suele situarse debajo del fregadero, quizá es ahí donde está el problema y puedes solucionarlo… 

¿Lo has probado todo y sigues igual? Ahora sí que sí, necesitas un fontanero.

¿Se hace cargo el seguro de hogar de un atasco en el fregadero?

Como ya sabrás, todo depende del tipo de seguro de hogar que tengas contratado así como de la compañía, ya que puede haber variaciones entre unas y otras. Es fundamental sentarse a leer todas las especificaciones y coberturas que incluye tu póliza para que así no haya opción a posibles dudas. Si no, siempre se puede contactar con el servicio de atención al cliente de tu compañía para que te asesoren de forma personalizada. 

En este caso, la cobertura de daños por agua sería la que, en principio, se haría cargo de los costes de reparación de la tubería. Además, hay compañías que ya ofrecen una cobertura específica para atascos de cañerías.  

Las tres principales funciones que tiene la cobertura de daños por agua que suelen incluirse en un seguro de hogar son: 

  • Daños ocasionados por algún tipo de fuga en las tuberías. Por ejemplo, daños en las paredes, suelos, superficies de tipo madera, etc. 
  • Reparación de tuberías dañadas y desatascos. 
  • Los daños de carácter estético suelen estar incluidos en otra cobertura aparte pero hay compañías que también la incluyen en la de daños por agua. De ahí que siempre recomendemos informarse con antelación. 

En definitiva, informarse y contrastar todos los seguros de hogar del mercado es esencial para elegir el que más se adapte a nuestro hogar y estilo de vida.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE SEGUROS