¿Puedo dejar mi coche en la calle sin seguro?

Si tienes un coche en la calle, no lo mueves desde hace tiempo (ni piensas hacerlo) y te planteas dejarlo sin seguro, averigua lo que puede pasar. Motor

En ocasiones, al pasear por la calle, podemos ver algún coche que da la sensación de que hace tiempo que su propietario no lo mueve, lleno de suciedad y polvo y, en definitiva, que da la sensación de estar abandonado.

Pero algo importante que tener en cuenta es que, para dejar el coche aparcado en la vía pública es obligatorio disponer de una póliza de seguro en vigor. Así estaremos cubiertos frente a cualquier imprevisto que pueda surgir. 

Si aún no dispones de un seguro de coche y no has encontrado la póliza que más se adapta a lo que estás buscando, lo más recomendable es comparar seguros de coche entre las distintas compañías aseguradoras que hay y solicitar toda la información que necesitas saber sobre las coberturas que te proporcionan a la hora de aparcar tu coche en un garaje o en la vía pública.

Son muchos los riesgos de tener un coche sin seguro; aparte de una sanción económica, pueden llegar a inmovilizar tu vehículo. Una vez que el coche ya esté en regla será cuando puedas recuperarlo. 

Además, circular sin seguro de coche está completamente prohibido y, por lo tanto, supone un delito. En caso de tener un accidente grave sin seguro, puede suponer penas de cárcel.

Coche sin seguro, ¿puede estar aparcado en la calle?

Dejar un coche aparcado en la calle sin seguro, por el motivo que sea, supone cometer una falta con la legislación vigente.

El seguro mínimo obligatorio que debe tener suscrito un vehículo es el seguro de Responsabilidad Civil, que sirve para tener cobertura ante los daños que se puedan causar a terceros, ya sea en circulación o estacionado. Por ejemplo, en caso de incendio por cortocircuito, pueden resultar dañados los vehículos que estén estacionados más cerca. Estos daños serán responsabilidad del propietario del vehículo, por lo que se deberá hacer cargo del coste de los daños. 

Todo propietario de un coche tiene la obligación de disponer de un seguro en vigor por cada vehículo del que sea titular

Existen excepciones a esta norma:

  • Vehículos a remolque: no tienen la obligación de tener un seguro a la hora de estacionar en la calle los remolques, semirremolques o una máquina a remolque cuyo peso no supere los 750 kg.

  • Baja en DGT: otra excepción son los vehículos que hayan sido dados de baja en la Dirección General de Tráfico, ya sea una baja temporal o una baja permanente

Este trámite está indicado en caso de tener que dejar el vehículo parado por un tiempo prolongado o de forma permanente, por el motivo que sea. A su vez está liberado de pagar los impuestos asociados.

¿Hay multa por tener un coche en la calle sin seguro?

A esta pregunta solo hay una respuesta y es que , te pueden multar por tener un coche en la calle sin seguro ya que por ley todos los vehículos deben estar asegurados; los propietarios están obligados a disponer de un seguro de coche básico o como mínimo de Responsabilidad Civil.

Sanción económica

Debes tener en cuenta que te pueden multar por dejar tu coche una larga temporada estacionado en la vía pública. Por lo tanto, si hablamos de aparcar el coche en la calle sin seguro la multa será de 600 a 3.000 euros.

Gestión Municipal

El vehículo puede llegar a ser inmovilizado o directamente retirado por la grúa y trasladado al Depósito Municipal más cercano. Si el coche no se reclama en un periodo de 2 meses, será enviado al desguace.

Por supuesto, el propietario del coche se hará cargo de los gastos del coste de la grúa y los gastos del tiempo que pase el vehículo en el Depósito Municipal.

¿Cuánto tiempo puedo dejar el coche aparcado en la calle?

Hay propietarios que se han visto obligados a dejar de usar su coche por los motivos que sea. Es importante saber que aparcar un coche no constituye un motivo para ser retirado por la grúa o ser sancionado, siempre y cuando el vehículo se encuentre estacionado correctamente y se respeten las normas de circulación.

Debes tener en cuenta que el coche no puede estar estacionado más de un mes en el mismo sitio.

¿Puedo tener el coche sin seguro aparcado en el garaje?

Hay que tener en cuenta que, aunque tu vehículo esté estacionado en un garaje es obligatorio contar con un seguro de automóvil, ya sea un seguro a todo riesgo o un seguro básico a terceros. Esto te permite estar cubierto en caso de incendio, robo o ante cualquier imprevisto que pueda surgir.

Hay ocasiones en que las aseguradoras se niegan a asegurar algún coche por distintos motivos; en caso de que ninguna compañía esté dispuesta a asegurar tu coche debes acudir al Consorcio de Compensación de Seguros, que te proporcionará el seguro más básico que existe, el de Responsabilidad Civil. Con este seguro tendrás al menos cobertura para los gastos de daños a terceros. Debes saber que para solicitar este tipo de seguros se debe presentar al menos la negativa de dos compañías aseguradoras.

¿Puede estar un coche en la calle sin ITV? ¿Y sin matrícula?

Pues mucho cuidado con esto, porque a pesar de estar en un garaje es obligatorio que cuente con un seguro (recordemos el caso del incendio por cortocircuito), y además es obligatorio también tener la ITV pasada y en vigor. Y no es porque nuestro vecino nos vaya a denunciar, a falta del agente de movilidad del Ayuntamiento; Tráfico dispone de una base de datos que puede cruzar para descubrir este tipo de situaciones, y podríamos ser multados incluso manteniendo el coche dentro del garaje

Tampoco va a ser aceptada la excusa de que no hay ninguna compañía que se haya prestado a asegurar nuestro coche. Esta situación se puede dar por motivos muy diferentes, como la edad del conductor, su historial de conducción, o el tipo de vehículo que cubrirá el seguro, es decir, aquellas situaciones en las que la compañía aseguradora entiende que hay un incremento del riesgo suficiente como para denegar el seguro. En este caso debemos hacer la solicitud al Consorcio de Compensación de Seguros, que tiene la obligación de ofrecernos el seguro más básico que existe, para al menos cubrir los gastos a terceros, es decir, el seguro de responsabilidad civil. Eso sí, entre los documentos que nos pedirán aportar debe encontrarse la negativa de al menos dos compañías aseguradoras que exprese la no aceptación del vehículo o del conductor o del riesgo que haya experimentado un aumento tan significativo como para ser rechazado. 

Lo mejor en el caso de necesitar dejar el coche por un tiempo prolongado, por el motivo que sea, es dar de baja el coche en Tráfico de forma temporal. De esa forma queda liberado de la obligación de mantener el seguro, así como de pagar los impuestos asociados. A la vuelta de ese viaje, o de ese curso pasado en el extranjero podremos dar de alta de nuevo nuestro coche en Tráfico aportando la misma documentación y una póliza de seguro en vigor, y una vez pasada la ITV estaremos listos para volver a conducir. 

MÁS INFORMACIÓN SOBRE SEGUROS