Cambiar matrícula del coche: todos los detalles

¿Alguna vez has pensado en cambiar la matrícula de tu coche? ¿Se te había ocurrido? ¿Sabes si puede hacerse? Veámoslo. Automóvil

Si hemos tenido la oportunidad de viajar a Estados Unidos o a Canadá, habremos podido ver que son países en los que se permite que los propietarios elijan, en la medida correspondiente al tamaño de la matrícula, lo que dicha matrícula va a llevar escrito. Así, algunas muestran el apellido del propietario, su animal favorito o cualquier cosa dentro de la creatividad de cada uno.  

Sin embargo, en España, tan obligatorio es contratar un seguro de coche y mantenerlo en vigor durante toda la vida útil del vehículo, como disponer del número de matrícula que recibió el coche cuando fue dado de alta en la Dirección General de Tráfico.

¿Se puede cambiar el número de la matrícula del coche?

La realidad es que no. No podemos modificar ni los números ni las letras que componen la matrícula de nuestro coche y el hecho de hacerlo supone una infracción considerada como muy grave, que lleva aparejados seis mil euros de multa y conlleva la pérdida de 6 puntos en el carnet de conducir. 

Lo único que la DGT permite desde el año 2003 es cambiar el fondo y el material del que está hecho tu placa. Puedes elegir si la quieres de metal o sintética y si te apetece poner un fondo distinto o alguna forma tridimensional que en ningún caso deben impedir la perfecta legibilidad de los caracteres que componen la matrícula.

Solo hay un par de supuestos que se presentan como las dos únicas excepciones a esta regla y no tienen que ver con la numeración de tu matrícula, exactamente.

Una de las opciones que se presentan como excepción a la norma es tener un coche con la matriculación antigua, es decir, aquellas matrículas que comenzaban con un identificativo de la provincia en que había sido originalmente matriculado el coche, un número, y dos letras más que hacían referencia a su antigüedad, y proceder al cambio de residencia de una provincia a otra.  

O también, que sea el coche el que cambia de residencia, valga el símil; compramos un coche que fue matriculado en una provincia diferente a la que es nuestra residencia habitual y estamos obligados a cambiarla para cumplir con la premisa impuesta por Tráfico, que marca que el coche debe estar matriculado en su provincia de residencia habitual.

Así, lo primero que habrá que hacer será dirigirse a una estación de Inspección Técnica de Vehículos (ITV), para que se nos emita una tarjeta nueva, que más tarde recibirá la matrícula nueva por parte de Tráfico. 

¿Cuánto cuesta?

Una vez nos den la nueva ficha técnica, debemos dirigirnos a Tráfico (recuerda pedir cita previa), presentar un formulario que habremos descargado de su página web y rellenado anteriormente en casa y proceder al pago de la tasa correspondiente, que ronda los cien euros.

El cambio de matrícula solo es posible en los supuestos que contempla la ley y los trámites son distintos si el coche porta matrícula extranjera

¿Cuánto cuesta cambiar la matrícula de un coche extranjero?

Si necesitas un cambio de matrícula para un coche extranjero, debes tener en cuenta una serie de trámites necesarios antes de iniciar este.

Lo primero será llevarlo a pasar la ITV. Incluso si se ha pasado recientemente en su país de origen, el coche es a todos los efectos nuevo en España, por lo que deberá pasar la inspección técnica, y contar con una ficha técnica expedida por alguna de las estaciones de inspección técnica a nuestra disposición.  

En segundo lugar, el pago de impuestos: transmisiones patrimoniales -si ha sido una compra a un particular- el contrato original de compraventa y su traducción, en el que aparezca el CIF de la empresa a la que se compró el coche, o incluso el Documento Único Administrativo expedido por la Aduana en el caso de que la compra se haya realizado en un país fuera de Europa. En segundo lugar, el pago del Impuesto Especial sobre Determinados Medios de Transporte. Estos trámites deben realizarse en Hacienda. Por último, debemos pagar el Impuesto de Circulación correspondiente a nuestra localidad.  

Finalmente, tendremos que ir a Tráfico a dar de alta nuestro coche, con el abono de la tasa que mencionamos antes y la presentación de los justificantes de pago de los diferentes impuestos, así como de la ficha técnica del coche expedida por la ITV, y así llegaremos a obtener el número de nuestras nuevas matrículas. Ya solo queda encargarlas y montarlas en nuestro coche.  

Eso sí, ten en cuenta que, si este trámite quieres hacerlo con un coche que lleva matrícula extranjera, el importe se acercará a los mil euros. Recuerda que debes asegurar un coche con matrícula extranjera para circular por nuestro país, si vas a domiciliar el vehículo dentro de nuestras fronteras.

Si estás inmerso en estos trámites porque te has mudado, debes saber que el seguro del coche en el país en el que tenías la residencia es válido durante el tiempo que establece cada convenio, pero si te planteas dar todos los pasos para cambiar las matrículas, lo más lógico es que tu estancia vaya a ser por un tiempo superior, por lo que deberás también contratar un seguro. Dedica un tiempo a comparar seguros de coche para encontrar aquel que mejor se adapte a lo que necesitas. 

¿Afecta al seguro cambiar el número de matrícula del coche?

Es muy importante comunicar a la compañía con la que decidas contratar tu seguro de coche el cambio de matriculación; el vehículo, obviamente, es el mismo, el propietario y conductores habituales probablemente también, por lo que la póliza de seguro será la misma, pero debe constar que el vehículo que aseguramos con esta póliza se trata de un vehículo con estas características. En principio, no debería afectar ni al precio ni a las coberturas de tu seguro.

¿Quién debe hacer el cambio de la matrícula?

Para realizar todos los papeleos que se requieren, es el propietario del vehículo quien debe personarse en los organismos correspondientes y, si no fuera posible, debe extender una autorización debidamente firmada y acreditar la identidad de esa persona autorizada. 

La colocación de las placas una vez obtenidas (comprarlas una vez tienes el permiso para el cambio te costará unos veinte euros) puedes hacerla en el mismo taller autorizado para ello donde te las soliciten. Si eres manitas, puedes incluso hacerlo tú mismo.

Cambiar la matrícula estropeada

Si las placas de matrícula de tu coche se han deteriorado, puedes obtener una copia en cualquier tienda de recambios o en un establecimiento donde copien llaves. En el primero las recibirás probablemente en el momento, mientras que en el segundo quizá las tengan listas al día siguiente.

Tendrás que aportar el permiso de circulación y tu DNI (o el del propietario del vehículo, en su caso). El precio suele rondar los quince o veinte euros por cada placa que necesites cambiar.

Recuerda que llevar las matrículas sucias o en mal estado, de tal modo que no sean perfectamente legibles, conlleva una sanción que puede llegar a los doscientos euros.

Como has visto, el cambio de las matrículas del coche -si estás dentro de los supuestos por los que la ley lo permite- tiene precios diferentes y gestiones distintas en cada uno de ellos. De cualquier manera, rematricular un coche es algo que debemos hacer si nuestro vehículo no cumple con las premisas que marca la Dirección General de Tráfico y si además queremos evitar una multa.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE SEGUROS